Publicado el: 14, Jul, 2009

Hallaron intacta la primera canasta con el oro del Polar Mist


El C-Sailor en el puerto de Punta Quilla - Foto: OPI Santa Cruz
14/07 – 14:30 – Fuentes de esta Agencia vinculadas al rescate del Bullón Doré hundido con el pesquero chileno, indicaron hace minutos que el C-Sailor reflotó el primer canasto con la carga correspondiente en su interior. Si el tiempo lo permite, seguirán las operaciones para reflotar el resto de la carga.

Tal como lo habíamos informado, el remolcador C-Sailor que partió de Punta Quilla (Santa Cruz) a las 17:30 hs rumbo al Estrecho de Magallanes en cuya desembocadura naufragó el Polar Mist, si bien no pudo operar en las primeras 24 hs debido a las malas condiciones del mar, luego de estabilizado el clima, comenzó la tarea de exploración y rescate y esta madrugada a las 03:00hs, luego de un arduo trabajo a casi 80 metros de la superficie, los buzos que bajaron a las profundidades en rampas por medio de guinches, lograron reflotar el primer canasto de los nueve que hay en la bodega del pesquero, con la carga intacta.

De acuerdo a nuestras fuentes, una vez subido el material a la cubierta del C-Sailor se procedió a la verificación de la carga y el precintado de las bolsas, ante los veedores de la Prefectura Naval y la empresa aseguradora. Los números y las especificaciones de los bultos coincidieron perfectamente con el manifiesto de carga y a partir de ahora, tal como nos habían señalado el día sábado cuando estuvimos en Punta Quilla, los buzos comenzarán a operar hasta recuperar la totalidad de los 9 canastos que contienen en total, un peso de 9,5 toneladas de metal doré y plata provenientes de los yacimientos Cerro Vanguardia y Tritón en Santa Cruz.

Cerca del mediodía de hoy la tripulación del C Sailor volvió a suspender las tareas de exploración y reflotamiento por problemas técnicos debido a que se produjeron inconvenientes en los sistemas de comunicación entre los buzos y el barco. Sumado a eso, pasada las 13:00hs, el mar volvió a mostrarse inestable, razón que abortó las labores de búsqueda de la carga hasta que las condiciones climáticas y los problemas técnicos lo permitan.

Es de hacer nota que el tiempo estimado de duración de toda la operación de rescate (con plazos que van de entre 10 y 20 días) estará íntimamente ligado a las posibilidades de trabajar con seguridad que tengan los buzos. Si el clima no es el adecuado, por seguridad, la empresa repliega sus medios hasta que el tiempo lo facilite.

Con el hallazgo de la carga, quedan definitivamente diluidas las sospechas de que las bodegas del pesquero chileno Polar Mist, estaban vacías.

Nota relacioanda:
Zarpó el “C-Salior” en busca del oro del Polar Mist y estuvimos ahí
(Agencia OPI Santa Cruz)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video