Cheque en blanco

Cheque en blanco

52
0
Compartir

¿Alguien opinaba lo contrario? ¿Alguien de la flácida oposición nacional suponía que Kirchner iba a amilanarse por el solo hecho de apuntarle los cañones al impuesto al cheque?. A cada paso el ex presidente expone las tristes falencias que presenta la oposición que (en teoría) se prepara para el “recambio” político.
Como era de esperar, haciendo una ligerea lectura del comportamiento histórico que ha tenido en política Néstor Kirchner, era previsible que redoblara la apuesta y como dijera mi abuelo los dejara en “orsay”.
La oposición blanda cargó contra el impuesto al cheque tratando de cercar al matrimonio y quitarle parte de la caja que condiciona la voluntad de los gobernadores en un dispar 70 a 30, que factura a su favor el gobierno nacional y en un goteo lastimoso, derrama el otro 30% para recordarle a todos por dónde pasa el verdadero poder.
Ante la chicana planteada por la oposición, el gobierno fue por más: ahora intenta derogar la ley en su totalidad, con lo cual hace realidad la amenaza que significa “yo no cobro pero Uds tampoco”; y en la ecuación los que más pierden vuelven a ser los gobernadores.
¡Pobre oposición!, va de mal en peor. Kirchner les lleva muchos cuerpos de ventaja, si queremos traspolarlo al mundo del turf. Son incorregibles, no aprenden, no saben o son realmente inútiles para concebir la política que impone Néstor y Cristina.
Lo peor de todo, es que esa oposición debiera ser el recambio que, quienes están cansados del atropello de los K, miren para modificar el rumbo de la Argentina.
¡Pobre país si esta es la opción…!

No hay comentarios

Dejar una respuesta