Minera Triton apura su producción, intensifica la exploración y trata de exprimir el macizo del Deseado

    32
    26
    Compartir


    01/06 – 15:15 – Siguiendo con la operatoria que llevan adelante las empresas mineras internacionales que se han arrojado en banda sobre la riqueza del subsuelo santacruceño, Triton Argentina informó sobre planes de expansión y crecimiento de un 25% en el procesamiento de mineral (oro y plata) en Santa Cruz. El gobierno distraído y Gobernador Gregores ve pasar (sin tocarlas) las ganancias de la multinacional.

    Una información aparecida en un medio de difusión minera, dá cuenta que Minera Triton Argentina le ha dado publicidad a sus planes de aumentar la cantidad de mineral procesado en un 25%, en el yacimiento Manantial Espejo, que opera la subsidiaria Pan American Silver, ubicado a 50 kms de Gobernador Gregores

    En la actualidad el yacimiento procesa 2.000 toneladas diarias de recursos mineralizados con leyes promedio de 192 gramos de plata y 1,5 gramos de oro por tonelada. Triton espera elevar esa producción a 2.500 toneladas por día en el 2012 y aumentar la explotación a cielo abierto y subterráneas, que utiliza un proceso de recuperación del 96%.

    La minera señala que lleva adelante una “campaña agresiva” de exploración con unos 10.000 metros anuales y el informe aclara “Manantial Espejo está ubicado en una zona del Macizo del Deseado que no tiene riesgos sísmicos ni problemas de inundaciones, con una amplia superficie mineralizada, así que somos optimistas en poder hallar nuevas reservas”.

    Lo que no se dice, ni se hace

    El informe, obviamente, no refiere absolutamente ninguna línea sobre los beneficios que obtendrá la población impactada, es decir, Gobernador Gregores, una suerte de “base operativa” para la empresa minera, que como su colegas, se ufana de las “inversiones” que realiza en Santa Cruz, cuando en realidad las mismas son exclusivamente los costos operativos que tiene la multinacional para buscar, detectar y extraer el mineral que se llevan a un coste bajísimo y sin ningún tipo de control. La única “ganancia” para Gregores es el escuálido movimiento que pueden aportar algunas empresas de servicios y la poca mano de obra localque utilizan para los laboreos, algo tan intrascendente como poco perdurable.

    El gobierno provincial, absolutamente ausente en todo este proceso, a través de la Secretaría de Minería adhiere a la frase del economista francés Jean-Claude Marie Vincent de Gournay “Laisser fait, laisser passé” (dejar hacer, dejar pasar).

    El pueblo de Gobernador Gregores, quizás conforme con el magro beneficio que obtienen de esta explotación supermillonaria, es convidado de piedra en la mesa de oro y plata donde Pan American Silver enjuaga sus extraordinarios negocios. Claro, la culpa no es de la empresa. El aumento intensivo de la producción y la extracción acelerada del mineral en el menor tiempo posible, es un objetivo absolutamente planificado por la minera, dado que las empresas de este tipo no confían en la inestabilidad social de países como el nuestro.

    Probablemente, los gregorenses (como los peritenses) no se dan cuenta de todo lo que pierden bajo sus pies y lo que dejan de ganar. Solo por ello, es que tal vez no reaccionan como sociedad, no dicen nada, no protestan, no reclaman y ni siquiera les interesa la mención que hacemos. Mientras esto no ocurre, las multinacionales, lanzadas en masa sobre esta provincia que consideran “amigable” y donde “la minería no se discute, se hace”, perfeccionan las operaciones extractivas, aceleran los trabajos de procesamiento y tratan de vaciar, cuanto antes, las riquezas subterráneas que jamás volveremos a recuperar. (R. Lasagno/OPI Santa Cruz)

    26 Comentarios

    Dejar una respuesta