Publicado el: 13, Jun, 2011

Con la suspensión de las operaciones el panorama petrolero se agrava en Santa Cruz



13/06 – 12:30 – Hace diez días atrás se anunciaron las suspensiones de personal en las empresas de servicio petrolero, como consecuencia de la baja actividad que registra el sector debido al conflicto gremial en zona norte. La toma de LHIII por parte de trabajadores que impiden el bombeo de crudo, decidió a las empresas a aplicar suspensiones y bajar equipos. La situación se agrava con denuncias de violencia hacia los operarios que trabajan en las perforaciones de la empresa Sinopec.

Sinopec (ex Oxi) hizo público un comunicado donde señala que debido al agotamiento que tienen sus tanques de almacenamiento, producto de los cortes e imposibilidad de transporte de hidrocarburos “nos vemos forzados a interrumpir totalmente nuestra producción en la zona norte de Santa Cruz”. De esta manera la empresa de capitales chinos constituyó formalmente la primera operadora en informar a la opinión pública esta decisión que en las próximas horas podrían tomar otras empresas del sector, a la vista de los inconvenientes que tienen para seguir en producción. Se calcula que impacta en un universo aproximado a los 4 mil trabajadores en forma directa e indirecta.

Además de los problemas de producción, hay problemas de seguridad – dijo una fuente de una de las operadoras – y las empresas no quieren arriesgar en este aspecto, por eso se decide parar la producción y esto es gente en sus casas, más tensión social y más conflictos”.

La empresa de servicios petroleros San Antonio a partir de la toma de Las Heras 3 decidió suspender las actividades y bajar los equipos de perforación. En estos momentos unos 300 o 350 trabajadores esperan en sus domicilios el momento en que la empresa decida convocarlos nuevamente para trabajar. La situación podría agravarse a medida que se extiendan los tiempos y dejen de pagarse los salarios, los cuales ya están notablemente deprimidos porque se han perdido los ítems relacionados con los premios por producción.

Sinopec ha advertido también que el personal en los pozos, ha sido blanco de amenazas por parte de personas encapuchadas, quienes intimidaron a los operarios y les advirtieron que paren las perforaciones “o van a tener problemas”.

Estos inconvenientes ya lo habíamos adelantado hace unos quince días atrás y este fin de semana tomaron forma en la preocupación manifestada a través de la Cámara de Comercio de Caleta Olivia y algunos intendentes de zona norte, que les solicitaron formalmente a las empresas la postergación de las medidas por 10 días, mientras se hacen gestiones para recibir la visita del Gobernador Peralta en la zona, dado que las empresas, fundamentalmente, piensan que la solución pasa por el campo político más que el económico. (Agencia OPI Santa Cruz)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video