Publicado el: 25, Sep, 2012

Por orden de De Souza, Feinmann mintió en cámara para despegar a C5N de la “bajada de línea”



25/09 -13:00 – Eduardo Feinmann va de mal en peor con su imagen pública. Tras haber despotricado con Jorge Lanata al aire en Radio Mitre y sostener que a su programa lo bajaron porque había invitado a la empleada de la aduana que fustigó Moreno, diciendo que fue una orden de los gerentes de producción, por no cumplir con la línea editorial, horas después, ante la pantalla de C5N dijo otra cosa. ¿El motivo?, un “consejo de De Souza”: despegar al Canal de la sospecha de bajada de línea desde el Ejecutivo. De ahí que Feinmann haya cambiado el relato y nosotros averiguamos cómo fue.

La censura que sufriera Eduardo Feinmann en su programa del lunes a la noche, fue relatada por el propio conductor en radio Mitre, en el programa de Jorge Lanata y allí queda perfectamente establecido cuál es el motivo por el cual le bajaron su espacio televisivo “Sala de Situación”.

Dijo Feinmann con Lanata, en un pasaje de la entrevista: “Cuando hablé con Paula del Conto (en Radio 10) la invité públicamente a que venga al diario para que nos contara lo que te había contado a vos y a mi, sobre lo que le había pasado con (Guillermo) Moreno y me acabo de enterar que es una decisión del Gerente Marcelo Salomone de no invitar a la señora, para que cuente lo que le pasó con Moreno. O sea, el mismo Gerente de noticia ha bajado la nota lo cual me parece una barbaridad, una aberración”.

Luego de considerar que los gerentes de noticias son inútiles para el cargo en el que fueron colocados, Feinmann ratificó con Lanata: “fijate que yo mismo me comprometo públicamente en Radio 10 a llevar a esta señora Paula y me acaban de contar que la decisión editorial de un tal Marcelo Salomone, es que la señora no hable mal de Moreno”.

Hasta aquí lo que quedó claro es que el programa de Feinmann fue bajado por orden de los gerentes de noticias, debido a la invitación de la Sra Paula del Conto al piso, ergo: una censura expresa del Canal C5N a instancias del gobierno nacional, lo dice claramente el conductor.

El “consejo” de De Souza

Para mal de Feinmann, OPI tiene mucha gente conocida en los medios nacionales, e inclusive en el canal que renta sus servicios y de las averiguaciones practicadas ayer a la tarde surge una verdad que se vio reflejada horas después en el noticiero que el propio abogado conduce diariamente.

Después que se desbocó en Mitre (con Jorge Lanata) le orden fue que (Feinmann) despegara al canal de cualquier “bajada de línea”, con el caso de Moreno – precisó una fuente de OPI, cercana a la gente que maneja los medios de Cristóbal López – porque a la tarde (Feinmann) había dicho expresamente que los gerentes Salomone y Malagrinos, no aceptaron la invitación de la empelada de la Aduana, dado que iba contra la línea editorial y eso es como decir que va contra el gobierno”.

Para arreglar esto De Souza decidió autorizarlo a que se exprese en contra de los gerentes de noticias, pero que niegue terminantemente de que el programa no salía por existir un alineamiento con la voz oficial, de no permitir, que quien denunció a Moreno, estuviera en el piso” – indicó nuestra fuente y prosiguió diciendo “por eso Feimann se carga a los gerentes tachándolos de “inútiles” y pretendiendo que fue una acción propia de la ignorancia de Salomone y Malagrinos, tratando de alejar cualquier duda de que aquello pudiera estar sustentado en una bajada de línea política, como lo que realmente sucedió y para eso, anda dando vueltas un “comunicado” de urgencia donde tratan de remendar la cosa, para decir que todo estaba previsto de antemano y con varios días de anticipación”

Así mintió unas horas después

En el noticiero de la tarde, que conduce Eduardo Feinmann, ayer mismo se hizo un espacio para “contar la verdad, la única verdad – dijo – de lo que pasó con nuestro programa Sala de Situación”. Y a continuación el periodista contó una versión agironada, que si bien tenía algunos puntos de contacto con la expresada a Lanata horas antes, contenía sustanciales diferencias.

Teniendo en cuenta lo que nos había contado nuestra fuente muy bien informada, nos dispusimos a escuchar las explicaciones del conductor, después de lo cual nos vimos en la obligación de volver a llamar a nuestro confidencial amigo para felicitarlo por la exactitud con que nos suministró la información de lo que iba a suceder.

Feinmann empezó diciendo al aire la primera mentira: “Voy a contar la verdad, la única verdad y no lo que se dice por ahí en algunos medios de que bajaron nuestro programa porque yo dije que Moreno era un maricón de cuarta o que fue porque invitamos a Paola al programa. No es así, no fue por eso”.

Nótese que Feinmann acude al latiguillo de “los medios mienten”, cuando en realidad su voz en el audio con Lanata no necesita más explicación, para saber qué es lo que dijo y qué reprodujeron los medios.

En la introducción que hizo Feinmann, ya se había puesto en evidencia lo que vendría: un cambio en el mensaje. A esta altura el conductor contradecía sus propias palabras, pues a Lanata le dijo claramente “…fijate que yo mismo me comprometo públicamente en Radio 10 a llevar a esta señora Paula y me acaban de contar que la decisión editorial de un tal Marcelo Salomone, es que la señora no hable mal de Moreno”.

Para darle forma a la mentira, Feinmann pretende hacerse eco de un comunicado que habría emitido el Canal, donde se informaba el cambio de la grilla y señalando “esta circular que estaba hecha desde el miércoles 19, pero que yo no conocía, ya decía que sala de situación no se emitiría el lunes porque era feriado”, tras lo cual desmintió que los feriados el programa no saliera, pero esa aclaración y “supuesto enfrentamiento con el canal” ayudaba (creía Feinmann), a borrar el verdadero motivo que en el momento de furia, él mismo deslizó unas horas antes en el programa de Radio Mitre.

Luego el conductor se las agarró en forma directa con Salomone y Malagrinos, tildándolos de “inútiles” (pero en “el buen sentido”, aclaró, “sin ser peyorativo”) terminando por redondear la idea, para su teleplatea, de que se trató de una medida inconsulta de estos dos funcionarios del Canal, que no le habían comunicado los cambios. Inmediatamente, aludió a que Cristóbal López, De Souza y Alfredo Luenzo era absolutamente ajenos a todo esto y tildó de “mamarrachos” a los gerentes de noticias, pretendiendo instalar que todo fue una mala praxis de Salomone y Malagrinos, pero de ninguna manera una censura al programa por haber invitado a Paola De Conto, como antes había indicado claramente con Lanata.

Para finalizar su explicación y alejar los fantasmas de que realmente sufrió una “bajada de línea”, Feinmann prometió que en su emisión del miércoles estarán en su programa del Conto, la titular de ADECUA y el propio Guillermo Moreno, algo que suena tan increíble como la última versión retocada de su censura en el canal que trabaja.

“¿Vos crees que Moreno va a ir a sentarse con Feinmann en C5N y delante de las mujeres que maltrató?”, reafirmó nuestra fuente allegada al propio De Souza, quien consideró que la sobreactuación de Feinmann desnuda claramente la desesperación de Cristóbal López por resguardarse de su vinculación con el gobierno nacional, hecho que cada vez le cuesta más y cuyas pruebas están a la vista.

C5N está entregado

Nuestra fuente fue un poco más allá y aseguró que la estadía de Feinmann en C5N “está prendida con alfileres”, según sus propias palabras, en tanto destacó la otra movida que se viene en el nuevo canal oficialista: es la salida de Marcelo LongobardiA Longobardi ya no lo pueden bancar más, por las presiones que le ponen a Cristóbal desde arriba (léase: la presidencia de la nación) – nos aseguró la fuente, considerando que “a lo sumotermina este año, pero difícilmente inicie el próximo ciclo con sus entrevistas los días miércoles en Longobardi en vivo.

Recordemos que en marzo de este año su programa fue interrumpido drásticamente cuando entrevistaba a Alberto Fernández, luego de haber mantenido una charla con Jorge Asís. En ese momento hacia poco tiempo que Cristóbal López había comprado los medios de Hadad. Si bien el contrato prosigue, de acuerdo a nuestras fuentes, es prácticamente un hecho que Longobardi no forme parte de la grilla del año próximo “si lo pueden sostener hasta el 2013 para que no se les caiga la pantalla, más de lo que se ha caído, lo sostienen y sino, lo van a rajar antes”, asistió nuestra fuente muy bien informada.

En aquel momento, en el estudio de C5N estaba el periodista mexicano Alberto Padilla quien por radio Mitre luego atestiguó de que hubo una censura directa “En la producción estaban apenados, confundidos, enojados, desencajados“, dijo Padilla que escuchó todo mientras esperaba “La sacada del aire sucedió hasta el minuto ocho o nueve cuando estaba Alberto Fernández. Me parece que desde cualquier punto de vista la decisión y la acción de sacar este programa del aire fue un error total“.

Como ahora con Feinmann, desde el canal se maquilló todo de “equivocación” y luego de mantener una larga charla con Longobardi, donde éste puntualizó aspectos “no negociables” de su contrato, se llegó a un acuerdo para seguir como “si aquí no pasó nada”, pero el hecho aquel, como el de hoy de Feinmann, no lo han podido ocultar.

Siempre de acuerdo a nuestras fuentes, C5N ha caído del segundo y tercer lugar que ostentaba detrás de TN al quinto lugar y solo es sostenido en audiencia, por programas como el de Marcelo Longobardi. En el caso de HD, de Antonio Laje, el giro hacia el oficialismo es más que notorio, lo cual le hizo perder esa franja horaria y también allí, conocimos, como ya lo informamos en su momento, la censura que el propio De Souza planteó sobre la llegada del colega Juan Cruz Sanz, luego de que el propio canal anunciara su ingreso al programa en los avances previos. El hombre cercano a la gente de López cerró la idea final con una frase corta pero lapidaria “el canal está entregado”, señaló y las pruebas, abundan. (Agencia OPI Santa Cruz)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video