Mujica reconoció que la relación con la Argentina está en crisis

Mujica reconoció que la relación con la Argentina está en crisis

65
1
Compartir

El Presidente de Uruguay José Mujica junto a Cristina Kirchner - Foto:
06/01 – 12:00 – El presidente uruguayo aseguró que el vínculo es aún peor que cuando lanzó un exabrupto contra los Kirchner.

Siempre explícito, el presidente de Uruguay, José “Pepe“ Mujica, admitió ayer que la relación con Argentina no es buena, pero que intentará mejorarla. En una entrevista al diario chileno El Mercurio, Mujica recordó los problemas con el gobierno de los Kirchner por las pasteras de Fray Bentos. Consultado por la relación Uruguay -Argentina, definió: “Andamos con las relaciones un poco obturadas. Veremos si las podemos arreglar”.

Pese a que Mujica fue el presidente que más energías puso por mejorar el vínculo con el gobierno argentino y quien ayudó a resolver el enfrentamiento entre ambos países por la pastera Botnia, este año tuvo un descuido y ante un micrófono abierto, que creía cerrado, se zafó: “Esta vieja (por Cristina Kirchner) es peor que el tuerto (por Néstor Kirchner)”. Sus comentarios no cayeron nada bien en Argentina, aunque el uruguayo considera que la crisis de ahora es “más dura”.

“Nos estábamos jugando una fábrica que no es para mi gobierno, será para 2017. (…) Y bueno, tengo la obligación de pelear por ello para mi país. La Argentina, claro, estaba en período electoral y le cayó mal. No hay otro camino que negociar y ceder”, explicó Mujica. En su momento, había advertido: “El Gobierno argentino pierde racionalidad por las elecciones”. Ahora, señala: “Ellos (por nuestro país) tienen papeleras, y las tienen que cambiar porque son de la época del ñaupa. Son de las que dañan el medio ambiente”.

Pese a las diferencias y el reconocimiento de que la relación no está pasando por su mejor momento, Mujica insiste en que es necesario para Uruguay mantener buenas relaciones con los países vecinos. “Somos un país pequeño y tenemos que ser rigurosamente abiertos.

Pensar en Uruguay como un país autosuficiente es rayar en la locura. Nadie, grandes países, ni mucho menos un pequeño país, puede hacerlo”, opinó.

Pero este año hay elecciones en Uruguay y el ex presidente Tabaré Vázquez es el favorito entre los electores del Frente Amplio, donde Mujica siempre peleó por cuidar el vinculo con la Argentina. Tabaré, en cambio, es más reacio a “tragarse sapos”, como en algún momento lo admitió Mujica, y fue con quien se inició el conflicto por las papeleras durante el gobierno de Néstor Kirchner.

El dato no es menor. Siempre ha sido Mujica el político uruguayo que más fuerza hizo en el Frente Amplio, y en Uruguay, en las relaciones del Frente con la oposición, por mantener un buen vínculo con la Argentina. Se lo ha escuchado argumentar: “Somos hijos de la misma placenta”. Y en lo económico, repite siempre que a causa del turismo, los depósitos bancarios y la compra de campos y propiedades en los últimos años, es necesario mantener buenas relaciones entre ambos países. Pero ahora, con Tabaré, podría volver al poder una persona que no ha mostrado tanta comprensión con Argentina como Mujica. (Clarín)

1 Comentario

  1. Señopr Director:
    Mi posición sobre este tema es que nuestro país, más que el Uruguay, debería perfeccionar su política exterior con el vecino y con todas las naciones del mundo. La República está obligada a ajustar milimitricamente su posición internacional, pues, en los difíciles momentos actuales y en los que vandrán no es sólo irresponsable sino peligrosamente irresponsable lanzarse a posiciones irreductibles imaginadas por funcionarios a quienes acaso no acompaña una larga e imprescindible experiencia académica en esta cuestiones. Recuerdo que existe una Escuela dell Servicio Exterior de la Nación, donde se educan y se forman profesionales universitarios en la disciplinas de la diplomacia y donde (lamentablemente) pocas veces se extraen los integrantes de la Representación argentina en el mundo. Es imprescindiblemente necesario. Muchas gracias, señor Director.

Dejar una respuesta