Publicado el: 22, Abr, 2014

Un discurso con críticas y aroma a despedida del poder


Ayer la Presidenta de la Nación en Casa Rosada - Foto: Presidencia
22/04 – 09:00 – Cristina Kirchner, rebajas impositivas, biodisel, impuestos.

Por: Guido Braslavsky
Lejos quedaron el vamos por todo, la Cristina eterna o el llamado épico a “otra década más” para el kirchnerismo -planteo hecho hace menos de un año, el 25 de mayo de 2013-. Ayer, la presidenta Cristina Kirchner pareció iniciar la despedida o al menos, fue explícita como nunca antes en reconocer que su etapa en el poder está llegando a su fin.

“Ojalá el próximo gobierno pueda hacer las cosas mucho mejor que nosotros”, dijo en un discurso en la Casa de Gobierno, en el que mencionó tres veces la situación de su sucesión. Dijo también: “Esto es lo que quiero dejarle al próximo presidente: un país mucho mejor del que nos tocó encontrar a nosotros. Esa va a ser la mejor herencia que cualquiera va a recibir ”.

Cristina inauguró la nueva terminal de ómnibus de Jujuy (bautizada “Néstor Kirchner”), una fábrica de biodiesel en Timbúes, Santa Fe; y presentó el programa “Pampa Azul” -que en rigor arrancó hace unos años- para investigar la “explotación sustentable” del Mar Argentino.

Su mensaje estuvo cargado de ironías y sarcasmos, críticas a empresarios, banqueros, medios de comunicación, y opositores a los que no identificó. Recordó el “que se vayan todos” y afirmó que Kirchner llegó del Sur para “rescatar” a los políticos y a los empresarios del país. Esos ácidos reproches habrían sido la reacción al documento del foro empresario reunido ayer con reclamos para bajar la inflación y “generar condiciones” para la inversión y la creación de empleo digno para bajar la pobreza, un discurso más que alejado del relato oficial.

Según la Presidenta, en los medios “se agitan determinadas cuestiones para bajar el ánimo de la gente”, y pidió ver “lo que pasó este último fin de Semana Santa: récord en todos los centros turísticos. Ni les cuento en el exterior. Tengo una amiga que se fue con otras amigas a Nueva York y dice que los aviones volvían repletos y que en Nueva York se cruzó con muchísimos argentinos”.

Para Cristina “las principales plazas turísticas plenas, revelan un país diferente al que nos quieren mostrar”. Y sentenció: “Antes de dejarse llevar por la caja boba piensen en 2003 y en cómo están ahora”, aunque compensó con un “ojo, no vivimos en Festilindo”. (Clarín)

Dejar un comentario



Mostrando 1 Comentario
Publica tu comentario
  1. Mandrake dice:

    DENTRO DE LA CAJA BOBA, TAMBIEN ESTA 6,7 Y 8 Y DURO DE DOMAR, MAS FUTBOL PARA TODOS, MI REINA.

    Y A TU AMIGA, NI VOS LA PODES CONVENCER A QUE PASEE EN LA ARGENTINA… ¿SERA POR LOS PRECIOS QUE MANEJAN LOS HOTELEROS Y DEMAS INTEGRANTES DE LAS CAMARAS TURISTICAS?

Publicidad

OPI Video