Publicado el: 23, May, 2014

La Presidenta, dura con el gremialismo opositor


La Presidenta ayer recorre las nuevas formaciones del Ferrocarril Sarmiento, en el puerto de Buenos Aires - Foto: Presidencia
23/05 – 10:30 – Los acusó de ser “ultracombativos” con el Gobierno y no reclamar a los empresarios; advertencia a ferroviarios.

Por Mariana Verón
El mismo mensaje les envió un rato antes a los gremios del transporte, sobre todo los ferroviarios, después de presentar los nuevos trenes para el ramal Sarmiento.

En dos actos diferentes, la Presidenta concentró ayer sus cuestionamientos en el sector sindical enfrentado a la Casa Rosada. “Cuesta mucha imaginación pensar por qué ponen tanto énfasis en pelear contra un gobierno y no decir nunca una palabra sobre las patronales”, se quejó. Lo hizo rodeada por la cúpula de la CGT que conduce el metalúrgico Antonio Caló y el secretario general del gremio de los mecánicos (Smata), Ricardo Pignanelli, que ofició de anfitrión de Cristina en el nuevo centro médico de alta complejidad de su gremio, en Don Torcuato.

Dueños de los trenes

La advertencia más directa fue hacia los sindicatos ferroviarios tras el último conflicto en el Sarmiento que terminó en una conciliación obligatoria después de una semana de demoras de más de media hora en el servicio por el reclamo gremial. “Los trabajadores que prestan servicio acá no son los dueños de los trenes”, les reprochó la Presidenta en medio de la pelea con el sector de Rubén “Pollo” Sobrero.

Incluso, Cristina les recordó que el Estado paga sus sueldos y les reprochó que los maquinistas son los que tienen salarios más altos. Pegado a Cristina estaba el secretario general de la Unión Ferroviaria, Sergio Sasia, que intentó acercar posiciones en el último conflicto con Sobrero y se paró del lado del Gobierno. “Contribuyan no ya con el Gobierno, sino simplemente con sus propios compañeros, que son los trabajadores argentinos”, planteó en su reclamo.

La Presidenta presentó ayer junto al ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, 72 nuevos coches que comenzarán a funcionar en julio próximo en el Sarmiento. Fue en el puerto de Buenos Aires, donde estaban las formaciones tras su llegada desde China.

Minutos más tarde, en Don Torcuato, Cristina defendió los subsidios al transporte público y consideró que sin los fondos estatales la tarifa del tren podría llegar a costar entre 5 pesos y hasta 9 pesos.

“Parece ser que muchos no advierten que los subsidios están dirigidos como salario indirecto y están subsidiando nada más ni nada menos que el transporte de la fuerza del trabajo”, reprochó la Presidenta, en una crítica a los candidatos que le piden moderar el gasto público.

Fue entonces cuando castigó a los sindicatos opositores y a los empresarios. “¿Quiénes son los que les ponen precios a las mercaderías? Porque no es el Gobierno. ¿Quiénes son los que aumentan los precios de los autos cuando estaban sobrestockeados y no era necesario hacerlo y paralizan parte de la industria?”, se preguntó en medio de la crisis del sector automotor por las reiteradas suspensiones y despidos. La Presidenta pidió a los empresarios que sean “más responsables” y sostuvo que su Gobierno no iba a resignar derechos, sino que iba a “administrar el conflicto”.

Ya lanzada a defender su modelo respecto de lo que vendrá en una futura presidencia, Cristina Kirchner apuntó directo a la oposición. “Hay que preguntar no solamente qué van a hacer, sino cómo lo van a hacer y con cuánto lo van a hacer para poder estar todos más seguros”, lanzó.

En lo que aparece como el eje de su discurso desde que comenzó a hablar del fin de su mandato, la Presidenta insistió en mostrarse en campaña no ya por un candidato, sino por su proyecto político. “Esperemos que todos hayan aprendido que es necesario mantener este modelo, que no es patente de un sector político”, agregó.

Por las dudas, en la interna de su espacio repartió gestos. Mientras en el acto por los trenes del Sarmiento se mostró con Randazzo, más tarde apareció en Don Torcuato con el presidente de la Cámara de Diputados y otro precandidato presidencial, Julián Domínguez. (La Nación)

Dejar un comentario



Mostrando 1 Comentario
Publica tu comentario
  1. capipe dice:

    El aumento de las tarifas lo podemos absorber con el aumento del mínimo no imponible del afano a las ganancias….

Publicidad

OPI Video