Publicado el: 26, Jun, 2014

El juez Ariel Lijo decide hoy si acepta el pedido de Guido Forcieri u ordena su captura internacional


Denuncian un operativo para apartar al juez Lijo - Foto: La Nación
26/06 – 09:30 – El ex jefe de gabinete de Amado Boudou, que se encuentra en Washington, pidió postergar su indagatoria en el caso Ciccone porque está dedicado al conflicto con los fondos buitre.

El juez federal Ariel Lijo decidirá hoy si acepta o no el pedido del representante de la Argentina en el Banco Mundial, Guido Forcieri, quien se encuentra en Washington, para postergar su declaración indagatoria en el caso Ciccone.

El ex jefe de gabinete del Ministerio de Economía, cuando Amado Boudou era su titular, está acusado de haber participado en la supuesta apropiación de la imprenta Ciccone Calcográfica. Su abogado, Pablo Slonimsqui, presentó ayer un escrito en el juzgado de Lijo en el que solicitó, una vez más, postergar su declaración en la causa hasta el 11 de agosto.

Forcieri argumentó que no podía concurrir a declarar hoy, fecha para la que estaba citado, por encontrarse abocado al problema de los fondos buitre, entre otros asuntos.

El juez decidirá hoy si admite estas razones para postergar, otra vez, su declaración; si fija una nueva fecha o si, como ya anticipó, pide su captura internacional.

Lijo ordenó citar a Forcieri luego de la declaración del alto funcionario de la AFIP Rafael Resnick Brenner. El jefe de la delegación Salta del organismo dijo que Forcieri en 2010, cuando era jefe de gabinete de Boudou en el Ministerio de Economía, lo convocó a su oficina para explicarle la importancia que le asignaba el Gobierno al salvataje de Ciccone, ahogada por sus problemas fiscales. Además, declaró que le presentó a José María Núñez Carmona, socio y amigo de Boudou, como si fuera funcionario de Economía, encargado de solucionar el asunto. (La Nación)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video