Publicado el: 2, Dic, 2014

TIT-RPLCD


La hija viajera de Ricardo Jaime
02/12 – 10:00 – El ex secretario de Transporte está procesado por enriquecimiento ilícito, sus tres hijas fueron investigadas como testaferros.

Por: Omar Lavieri
Julieta Jaime es hija de Ricardo Jaime. Está bajo investigación judicial porque se cree que su padre la utilizó como testaferro para esconder bienes conseguidos con dineros de coimas recibidas durante su gestión como secretario de Transporte. Jaime manejó la política de transporte del kirchnerismo entre 2003 y 2009 y por su actuación como funcionario público tiene unas 20 causas abiertas por corrupción. Fue procesado y espera el juicio en dos causas por recibir dádivas (coimas) de empresarios, está imputado en el juicio por la Tragedia de Once y va a juicio oral por un negociado en el ferrocarril Belgrano Cargas.

También fue procesado por enriquecimiento ilícito. Según el juez Sebastián Casanello y el fiscal Carlos Rívolo, Jaime no pudo justificar la fortuna obtenida en los años fundacionales del kirchnerismo. La Sala I de la Cámara Federal confirmó el procesamiento de Jaime y de otros de sus testaferros y dictó la falta de mérito para Julieta, una de las hijas del ex funcionario.

La joven, como todos los que están bajo investigación en el caso de enriquecimiento ilícito de Jaime, tiene que pedir permiso para salir del país. Y lo ha hecho en varias ocasiones, según pudo confirmar Infobae en fuentes judiciales.

La última vez que viajó, Julieta Jaime pidió permiso para pasar 23 días en los Estados Unidos. Estuvo allí desde el 3 al 26 de noviembre pasado. Informó al juez Casanello que iba a parar en una casa en la hermosa ciudad de Chicago pero en realidad la dirección correspondía a un hogar en Minnesota, ahí nomás. La hija de Jaime sacó aproximación, dijo que iba a parar en un lugar que quedaba en otro. Avisó que luego iba a Los Ángeles, es decir que cruzaba los Estados Unidos de costa a costa. Pero que allí no sabía dónde se iba a hospedar.

Un dato curioso: autorizó al abogado Carlos Jotayán a retirar la autorización para viajar. Pero ese letrado renunció a su defensa en noviembre del año pasado, al igual que el ex defensor del general Roberto Viola en el Juicio a las Juntas y abogado de Jaime, Andrés Marutián.

Marutián y Jotayán renunciaron a la defensa de las tres hijas de Jaime cuando debían ser indagadas por enriquecimiento ilícito en lo que para los investigadores del caso fue una maniobra –de las varias– dilatoria. Pero ahora, Julieta Jaime autorizó a uno de ellos a retirar el último permiso para viajar.

No fue el único viaje que hizo Julieta. El anterior fue a Brasil, a la casa de su hermana Romina en diciembre de 2013. Pero unos pocos días antes –entre el 26 de octubre y el 2 de noviembre de 2013– había ido a un All Inclusive en Playa del Carmen, México. Se hospedó en el Hotel The Reef Playacar Beach Resort.

En los últimos días de marzo de 2013 y hasta principios de abril de aquel año viajó a Brasil para visitar a su hermana y a su pequeña sobrina. En junio de 2012, junto a su padre, Julieta pasó 15 días en Brasil. El primer día de aquel año la encontró también en esas tierras, donde estuvo desde el 29 de diciembre de 2011 hasta el 31 de enero de 2012. Y el primer viaje por el que pidió permiso a la Justicia para salir del país lo hizo entre el 1 de enero y el 1 de febrero de 2014. Pasó otro mes en Brasil.

Cuando en 2010 el fiscal Rívolo le pidió que justificara los ingresos que –teóricamente– le permitieron comprar una casa en Carlos Paz, adujo un préstamo, y un trabajo en un estudio jurídico. Ni el fiscal Rívolo primero, ni el juez Casanello después, dieron por válidos esos ingresos. Los investigadores suponen que no trabajaba. Ahora tiene un sueldo en una repartición pública: por lo menos desde el año pasado figura –en bases de datos públicas– como empleada de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) en la delegación de Córdoba. Por lo menos dos integrantes de la familia Jaime trabajan en ANAC, la hija Julieta y su yerno Gonzalo Gastañaga, pareja de Gimena Belén, otra de las hijas del ex secretario de Transporte.

Pero también la última novia que se le conoce al ex funcionario trabajó en ANAC. Y Jaime, vecino de Puerto Madero, la acompañaba por las mañanas hasta las oficinas que quedan en cercanías del barrio de La Boca. (Infobae)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video