Publicado el: 23, Feb, 2015

TIT-RPLCD


Vandenbroele podría quedar libre "en uno o dos días"
23/02 – 10:30 – Es el tiempo que se tomará el juez mendocino para resolver el pedido de su excarcelación. Será clave la opinión de un fiscal federal sobre el caso. Se cree que podrían favorecer al supuesto testaferro de Boudou.

Por: Roxana Badaloni
Luego de pasar todo el fin de semana preso en los Tribunales Federales de Mendoza, Alejandro Paul Vandenbroele, el supuesto testaferro del vicepresidente Amado Boudou, se presentó ante el juez Walter Bento para notificarlo de su situación procesal. Según adelantó una alta fuente judicial a Clarín, “en uno o dos días” se podría decidir la excarcelación, que ya fue pedida por su abogado defensor.

El financista arribó al juzgado mendocino pasada las 9.50 de la mañana, esposado y acompañado por personal policial, rumbo al tercer piso del juzgado. Minutos después se retiró tal como ingresó, en pleno silencio, sin hacer declaraciones a la prensa que lo aguardaba con expectativa en los pasillos del juzgado.

Walter Bento, el juez mendocino que notificó a Vandenbroele, habló con la prensa, confirmó que su juzgado va a tramitar la extradición, pero afirmó que no puede “adelantar que se va a resolver”. Y agregó que “el abogado (defensor) presentó la excarcelación, pero seguirá detenido hasta que se resuelva su situación”. Esto último, contaron altas fuentes a este diario, implica resolver el pedido de excarcelación, para lo cual se tendrá en cuenta la opinión de un fiscal federal. Se cree que desde ese ministerio podría salir una opinión favorable al supuesto testaferro del vicepresidente.

En cuanto al encuentro de esta mañana, Bento leyó el documento de la Justicia uruguaya sobre el pedido de “detención preventiva con fines de extradición”, por el presunto delito de “fraude de administración pública”. Luego se lo consultó a Vandenbroele si aceptaba ser extraditado. El juez no quiso precisar su respuesta, porque el caso “está en secreto de sumario”. En fuentes judiciales se descuenta que Vandenbroele se negó a ser extraditado.

El abogado vinculado al entorno de Boudou es requerido por la Justicia uruguaya, en una causa paralela a la de Ciccone, por el presunto delito de lavado de dinero y debido a que en dos oportunidades no se presentó a declarar.

Néstor Valetti, el magistrado uruguayo, ordenó la detención a través de Interpol de Vandenbroele, que fue capturado el viernes a la noche por la Policía Aeroportuaria.

Su situación es seguida de cerca con preocupación por el Gobierno, debido a la implicancia de Boudou en el caso Ciccone y porque temen que si sigue detenido Vandenbroele declare en contra de funcionarios para alivar su situación. El proceso de extradición parece será extenso. La Justicia uruguaya ya mandó el pedido a la Argentina, pero todo el trámite podría demorar meses y hasta un par de años.

El juzgado especializado en Crimen Organizado de Montevideo investiga a Vandenbroele por una maniobra de supuesto lavado de dinero, en medio del proceso en Argentina de levantamiento de quiebra de Ciccone, la empresa habilitada para imprimir papel moneda. (Clarín)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video