Publicado el: 15, Sep, 2015

El trabajo en negro no cede y trepó al 37% en el conurbano


El trabajo en negro no cede y trepó al 37% en el conurbano
15/09 – 10:40 – Afecta a 4,3 millones de personas en todo el país. Pero se siente con mayor fuerza en el GBA, donde hay más concentración.

Por: Ismael Bermúdez
El empleo en negro no baja. Continúa afectando al 33,1% de los trabajadores, en el mismo nivel que un año atrás, aunque en la principal región del país -el conurbano bonaerense- subió del 36,5% al 37,2%, según las cifras que difundió ayer el INDEC y que corresponden al segundo trimestre de 2015.

Este resultado marca que casi 4,3 millones de personas están trabajando en la informalidad y que no se registraron cambios en la calidad del empleo, pese a que la tasa de desocupación que informa el INDEC cayó de 7,5 por ciento a un 6,6 % durante el período bajo comparación.

Esta amplitud del trabajo informal se mantiene pese a que en mayo de 2014 el Gobierno logró que se sancione la ley 26.940 que, con el argumento de “promocionar la contratación de trabajo registrado” redujo las contribuciones patronales a los nuevos empleos que tomen las empresas que emplean hasta 80 trabajadores. Este régimen fue prorrogado otro año más.

El 33,1% significa que uno de cada 3 empleados en relación de dependencia no tiene derecho a la jubilación, no está cubierto por una obra social o ART, cobra sueldos más bajos y tiene menos beneficios laborales que el resto de los empleados registrados.

No obstante, con relación al primer trimestre de este año, cuando el INDEC informó el 31,9%, hay un aumento preocupante que se explicaría por razones estacionales. Aunque en parte se atribuye también esta suba de la precariedad laboral en el Gran Buenos Aires y en otros importantes centros urbanos a la mayor actividad en la construcción que en una buena medida se nutre de empleos informales.

Otro sector con alto empleo no registrado es el del servicio doméstico y en menor medida en distintas actividades de servicios, con contratos temporales.

Con el 39,3%, la región Noroeste encabeza el empleo en negro, destacándose Salta con el 44,9%, seguida por Tucumán con el 42,8%. En todo el NOA hay también una alta proporción (un 32%) de trabajadores con “sobreocupación horaria”, o sea, que trabajan más de 45 horas semanales. Y aunque para el INDEC el desempleo afecta sólo al 5,2%, y además de los desempleados, hay mucha gente ocupada (el 20,2%) que busca otro trabajo.

En la región Noreste el trabajo en negro afecta al 35,5 por ciento de la población asalariada. La contradicción que plantean las mismas cifras del INDEC es que en esa zona la tasa de desempleo es de apenas 1,7 por ciento. Por ejemplo, para el organismo en Resistencia, Chaco, hay pleno empleo.

En tanto, en Cuyo e empleo en negro subió del 35,2% el 36,5%, debido al fuerte aumento en San Juan (del 35,6 al 41,5%) y en Mendoza del 34,9 al 35,8%.

También hay un incremento del trabajo en negro en San Nicolas-Villa Constitución (pasó del 22,6% al 28,1%) y en Mar del Plata subió del 31,4 al 34,7%.

En la “ciudad feliz” el 30% de la población ocupada, más los desocupados buscan trabajo.

En tanto, en la Ciudad de Buenos Aires pasó del 21,1% al 21,3%. (Clarín)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video