Publicado el: 8, Oct, 2015

Los K prorrogan la emergencia económica, ahora con la excusa de la crisis internacional


El Senado de la Nación - Foto:
08/10 – 10:00 – Diputados le dio media sanción al proyecto esta madrugada. Permite manejar fondos discrecionalmente. Scioli, conforme.

Hacía sólo cuatro días que había asumido la presidencia Eduardo Duhalde. El país estaba en crisis en serio. Y el mismo Congreso que había aplaudido de pie el no pago de la deuda externa aprobaba de apuro la ley más emblemática de aquellos meses de furia. Con el número 25.561 alumbraba la “Emergencia Pública”, que en esa versión original venía acompañada de una “Reforma del Regimen Cambiario”, una herramienta para salir de la convertibilidad y devaular. Trece años después, de madrugada, y pese a los éxitos del modelo que viene relatando la Presidenta en cadena, el kirchnerismo vuelve a prorrogar la norma. ¿Cuál es la excusa ahora? La crisis internacional.

Aunque la ley original tenía 22 artículos, el más emblemático era el primero. Decía así: “Declárase con arreglo a lo dispuesto en el artículo 76 de la Constitución Nacional, la emergencia pública en materia social, económica, administrativa, financiera y cambiaria, delegando al Poder Ejecutivo nacional las facultades comprendidas en la presente ley”. Esas facultades, que le permiten al Gobierno disponer discrecionalmente de fondos millonarios, es la droga económica que consumieron año a año Néstor y Cristina Kirchner. Ahora que se van, la pidió Daniel Scioli. Un paliativo, teniendo en cuenta que el presupuesto está armado por sus aliados que se van.

Como la contradicción entre el país en autopista que describió ayer la Presidenta y una ley nacida en las profundidades de la pobreza es obvia y recurrente, año a año en los considerandos del pedido de prórroga el Ejecutivo fue variando las justificaciones para su requerimiento. En el proyecto de este año, de sólo tres páginas, se van mezclando la descripción de un mundo en crisis y un país que, gracias al kirchnerismo y esta discrecionalidad para gastar, logra sortear los obstáculos. Imperdible.

“La incertidumbre con la que se desenvuelve la economía global producto de la crisis financiera y económica internacional, que impacta principalmente en las economías emergentes a través de mayores costos de financiación y presión a la baja de los precios internacionales de los commodities, ameritan seguir contando con estos instrumentos a los fines de mantener el nivel de actividad económica, de consumo e inversión, así como el nivel de empleo que la REPÚBLICA ARGENTINA ha consolidado a lo largo de más de DIEZ (10) años”, arranca el párrafo inicial del relato.

Sigue así: “Los problemas económicos y financieros de buena parte de las economías del mundo, nos hacen considerar actuar con prudencia dotando al PODER EJECUTIVO NACIONAL de las herramientas suficientes para poder reaccionar ante posibles y repentinos cambios en el contexto internacional”.

Y remata: “Si bien se prevé que nuestra economia continúe transitando un sendero de crecimiento, habiendo solidificádo su sistema financiero y sostenido una correcta administración de sus finanzas públicas y de su balanza de pagos con el exterior; la complejidad del escenario. internacional recomienda solicitar a Vuestra Honorabilidad prorrogar por DOS (2) años la presente normativa”.

A la 1.31 de hoy, 132 diputados creyeron en esta descripción, o al menos votaron a favor de mantener la herramienta. Casi todo el Frente para la Victoria, los aliados habituales y un diputado del bloque massista que ya está levantando la mano para volver al oficialismo: el gremialista Héctor Daer.

Durante la sesión, según rescata en su web el sitio especializado Parlamentario.com, se dio el típico cruce cada vez que se prorroga la norma. “Todos sabemos que la Emergencia es una situación de excepcionalidad, pero lo transitorio lo convirtieron en permanente, y terminamos 12 años con facultades delegadas del Parlamento”, lamentó el jefe de los diputados radicales, Mario Negro.

Fernando Sánchez, de la Coalición Cívica, se sumó: “¿Alguien me dice cuál es la crisis que justifica la necesidad de esta ley?. La única crisis que va a quedar después de estas leyes es la institucional”.

La defensa K quedó en manos del presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, Roberto Feletti. Argumentó que la ley de Emergencia Económica “es la que respalda la política fiscal que ha demostrado ser exitosa ante un mundo en crisis. Lo que estamos haciendo es facultar al Poder Ejecutivo para administrar las partidas no rígidas del Presupuesto, para readecuar obras en función de necesidades de coyuntura”.

La prórroga es hasta fines de 2017. La oposición votó en contra o se ausentó. Si ganan Mauricio Macri o Sergio Massa, ¿harán campaña en el Congreso para dar marcha atrás y caerán en la adicción? (La Nación)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video