Publicado el: 20, Oct, 2015

Seis días antes de las elecciones, el blue vuelve a batir récords


La escasez de dólares preocupa a la industria del turismo
20/10 – 11:20 – Por la desconfianza hacia el peso, el dólar paralelo se operó a $ 16,11 ayer; preacordaron hasta $ 16,25 para hoy.

Por: Javier Blanco
La cotización del dólar en el mercado paralelo alcanzó ayer un nuevo récord nominal histórico, al cerrar a un promedio de $ 16,11 para la venta, 0,33% (o cinco centavos) por encima del máximo de $ 16,06 marcado hace tres semanas.

El billete se negoció en la víspera en este segmento con un aumento de 17 centavos (o 1,1%) respecto del precio de $ 15,94 que se había llegado a validar el viernes. De este modo, confirmó la tendencia al despegue que ya había mostrado en aquella jornada (en que avanzó 0,7%, u 11 centavos) y rompió con dos semanas de relativa quietud que derivaron de la inyección de billetes que recibió el mercado tras el millonario pago del Boden 15. La escalada, que volvió a colocar la brecha cambiaria en torno del 70% (máximo nivel en 12 meses), es sólo una de las tantas manifestaciones de la incertidumbre que atraviesa un mercado que si algo tiene en claro es que la política cambiaria sufrirá modificaciones en breve ante la debilitada posición real de reservas con que cuenta el Banco Central (BCRA).

La entidad que conduce Alejandro Vanoli ayer debió desprenderse de algo más de US$ 400 millones sólo para atender pagos de deuda, de importaciones y demanda de ahorristas, por lo que comprometió más su posición de liquidez (ver aparte).

Esta situación, y la cercanía de unas elecciones cuyos resultados pueden comenzar a entregar señales sobre las políticas por aplicarse al asumir la próxima administración, no hace más que exacerbar el habitualmente voraz apetito dolarizador de los argentinos, coinciden en describir analistas y operadores.

De allí que, en operaciones prepactadas para concretarse hoy, a última hora de la tarde ya había compradores que habían aceptado pagar hasta $ 16,25 por dólar con tal de asegurarse el acceso al billete, según reportaron desde el mercado.

Para el ex presidente del BCRA Martín Redrado, el nuevo récord del billete en el paralelo sólo refleja el “escenario de mayor tensión cambiaria” que será común en los próximos meses y surge de haberle agregado a la tensión preelectoral un escenario caracterizado por “una falta de dólares que, para colmo, convive con un exceso de pesos”.

“La relación entre reservas y dinero del sector privado será en diciembre la más baja de los últimos 30 años. Nadie en el mercado lo desconoce y por eso es lógico que se precipiten las conductas para adelantarse a esa situación”, suele repetir el economista Nicolás Dujovne, alertando sobre los riesgos que derivan de esta frágil relación en un contexto de desconfianza con la salud del peso.

Le corrieron el techo

El nuevo récord del dólar refleja la aceleración que tomó el nuevo proceso de huida del peso, gestado apenas el mercado supo que el ingreso de los denominados “dólares sojeros” comenzaría a menguar. “Aunque parecen espasmos, por los intentos oficiales de calmarlos o reprimirlos, hay una continuidad en ellos desde julio”, señaló un operador. De allí que ayer no lo sorprendiera que hubiera saltado el blue, dado que antes “ya se había disparado la demanda de bonos en dólares o de futuros cambiarios”, describió.

Los intentos de dolarizarse también estuvieron ayer tras las subas del 0,3 al 2,8% que mostraron las cotizaciones de los bonos en dólares en la plaza local, aunque varios de esos papeles que se operan en el exterior se negociaron estables o a la baja.

Además, fueron los que impulsaron otro aumento en el tipo de cambio que en la jerga se conoce como “contado con liquidación”, el que ya se vuelve a operar en torno de los$ 14 (según el papel que se use para el arbitraje de monedas), nivel en que se encontraba antes de que se obligara a los fondos comunes de inversión (FCI) a malvender una porción importante de los títulos dolarizados que tenían en cartera para bajarlo.

El billete ya se había negociado cerca de los $ 16 en el peor momento de la corrida de fines de septiembre de 2014 que eyectó a Juan Carlos Fábrega del BCRA. Incluso superó ese nivel el 25 de septiembre pasado, cuando de la relación entre la base monetaria y reservas surgía un tipo de cambio teórico convertible de $ 15,95. Ahora que -tras el pago del Boden y otras deudas- esa relación saltó a $ 19,70, en el mercado esperan que el blue apunte a recortar esa distancia. (La Nación)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video