Publicado el: 15, Dic, 2015

Buscan reabrir la causa contra Cristina por el acuerdo con Irán


Vuelve Cristina y el PJ teme por el tono de su discursoisti
15/12 – 10:00 – El fiscal Pleé pidió que envíen al juez Rafecas documentos para reactivar la denuncia de Nisman; cree que existen evidencias que no se tomaron en cuenta.

Por: Hernán Cappiello
El proceso para reabrir la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman contra la ex presidenta Cristina Kirchner por encubrir a Irán en la causa por la voladura de la AMIA se puso ayer en marcha.

El fiscal ante la Cámara de Casación Raúl Pleé presentó un escrito al máximo tribunal penal del país en el que le pide que envíe al juez federal Rafecas documentos en su poder para analizar si corresponde darle nueva vida al expediente en el que Nisman acusó a Cristina Kirchner de pactar con Irán para levantar los pedidos de captura contra los ex funcionarios iraníes sospechosos de la voladura de la AMIA a cambio de restablecer lazos comerciales.

El escrito de Pleé es un pedido nada más. La Casación ahora debe resolver si le envía los papeles al juez Daniel Rafecas, el primer magistrado que desestimó la denuncia de Nisman, porque dijo que con las pruebas que aportó el fallecido fiscal no había ningún delito que investigar.

Ese fallo fue ratificado por la Cámara Federal, y el fiscal ante la Casación Javier de Luca entendió que no había razones para abrir una causa penal, por lo que el expediente fue desestimado.

Ahora, la Casación debe decidir si hace caso a la sugerencia de Pleé y, si es así, esperar la decisión de Rafecas. De todos modos, quien tiene la llave para reabrir la causa contra Cristina Kirchner es el fiscal de primera instancia del caso, Gerardo Pollicita. Nada hará Pollicita hasta que la causa baje de Casación y Rafecas tome una decisión.

Pleé hizo la primera jugada de una partida más larga que todavía debe transitar por varias instancias antes de resolverse. El fiscal Pleé entendió que en la causa donde se decide la inconstitucionalidad del pacto con Irán, firmado por Cristina Kirchner, se reunieron documentos que pueden servir para reabrir la acusa contra la ex presidenta.

En particular el expediente secreto de la cancillería argentina donde informó a la Justicia quiénes intervinieron en la negociación de ese pacto con Irán. El fiscal cree que en esos documentos hay evidencias nuevas que no fueron tenidas en cuenta por Rafecas cuando desestimó el caso, porque no estaban en su expediente. “Tanto lo actuado durante el prolongado trámite de esta acción de amparo cuanto el contenido de dicha documentación podrían ser de utilidad para decidir la posible reapertura” del caso, señaló Pleé en su dictamen.

Se trata de los documentos de la Dirección de Asuntos Jurídicos de la Cancillería presentados en Casación para justificar el memorándum. Cuando Cancillería envió la documentación la calificó de “secreta y/o confidencial”, por lo que sólo accedieron las partes.

Pero falta mucho camino por recorrer antes de reabrir el caso. En principio porque no hay tribunal conformado en Casación para que resuelva sobre el memorándum. Esto es así porque el juez Gemignani fue apartado por dos de sus colegas (subrogantes). Quedan en la sala la jueza Ana María Figueroa y su colega Ángela Ledesma. No es mucho lo que este tribunal debe resolver. Por un lado, si envía a Rafecas el expediente de la Cancillería y por otro, terminar de confirmar la muerte del caso por la inconstitucionalidad del memorándum con el gobierno iraní.

Esto es así porque en primera instancia el juez Rodolfo Canicoba Corral había entendido que no correspondía pronunciarse sobre si el acuerdo era válido o no. Luego la Cámara Federal lo declaró inconstitucional. El gobierno de Cristina Kirchner -defensor a ultranza del pacto con Irán- apeló y el tribunal nunca llegó a pronunciarse sobre el asunto. De hecho, el kirchnerismo sacó a los jueces que iban a fallar contra el acuerdo.

Pero con el nuevo gobierno, el ministro de Justicia, Germán Garavano, ayer desistió de apelar el fallo que declara inconstitucional el acuerdo. Es decir que sin recurso que cuestione el fallo anterior, queda firme la sentencia que declara inválido el pacto.

Ayer, el fiscal Pleé le reclamó a la Casación que ante el desistimiento de Garavano confirme la inconstitucionalidad del memorándum .

Hace falta una sentencia que confirme el desistimiento y que ratifique la firmeza del fallo anterior. La debe dictar la Casación cuando se integre la sala. (La Nación)

Dejar un comentario



Publicidad

OPI Video