Publicado el: 9, Jun, 2016

Suiza condiciona la extradición de un financista clave en la causa


Declaraciones de Marijuan: “encontramos 90 mil dólares y objetos de valor”
09/06 – 16:00 – Señaló que debe estar acusado en la Argentina de un delito reconocido en ese país europeo

Por: Hernán Cappiello
El juez federal Sebastián Casanello y el fiscal Guillermo Marijuan se reunieron ayer con autoridades judiciales suizas para aceitar el mecanismo de cooperación entre ambos países, con el fin de intercambiar información sobre el caso que mantiene preso a Lázaro Báez y para extraditar al financista argentino Marcelo Ramos, que vive en Suiza.

Sin embargo, un vocero de la fiscalía helvética afirmó que para que se concrete la extradición de Ramos es necesario que el delito por el que está acusado en la Argentina sea reconocido en Suiza como tal. Es decir, que se debe cumplir con la doble incriminación.

Así, según la agencia AFP, lo expuso en Suiza el vocero Folco Galli, tras la reunión que mantuvieron funcionarios suizos en Berna con Casanello y Marijuan. “Una persona buscada no puede ser detenida en vista de su extradición si no se cumple la doble incriminación (que los delitos invocados por el país que pide la detención sean reconocidos por el que debe entregarlo). Además, es necesario que exista riesgo de fuga o de colusión”, afirmó Galli.

Casanello pidió la extradición de Ramos a Suiza, por los delitos de fraude fiscal y lavado de dinero, basado en la Convención de las Naciones Unidas contra la Delincuencia Organizada Transnacional, ratificada por ambos países. Ambos delitos están previstos en Suiza, por lo que no habría problemas desde el punto de vista del condicionamiento helvético.

La Argentina reprocha a Ramos haber intervenido en nombre de la financiera Helvetic Services Group, domiciliada en Suiza, para participar en el blanqueo de US$ 33 millones, sacados ilegalmente de la Argentina por Lázaro Báez, en 2011.

Los dólares fueron luego invertidos en Ginebra, mediante la compra de bonos de la deuda externa argentina, liquidados en Buenos Aires a través de cheques acreditados en una cuenta de una empresa de Báez, entre diciembre de 2012 y abril de 2013. Casanello salió de Buenos Aires el miércoles pasado, tras firmar el procesamiento de Lázaro Báez por lavado de dinero y pedir la extradición de Ramos. Aterrizó en Roma, se reunió con el papa Francisco y, tras participar en el Vaticano de una cumbre de jueces y fiscales contra el crimen organizado, viajó el lunes a Suiza.

Allí se reunió con funcionarios de la embajada argentina, con quienes trabajó en la elaboración de una estrategia para encarar el diálogo con las autoridades helvéticas y poder destrabarlo, dijeron a LA NACION fuentes al tanto de lo ocurrido durante la visita de la delegación argentina. Ayer se entrevistaron con autoridades de la fiscalía.

A la salida del encuentro con los funcionarios suizos, Casanello expresó a AFP que “fue una reunión muy constructiva donde se han tratado cuestiones de carácter estrictamente jurídico”.

Las autoridades están celosas de que nada trascienda de los conversado para no empañar la relación.

En junio de 2014 la fiscalía suiza informó a la Argentina que detectó 22 millones de dólares de la familia Báez, pero en diciembre de ese año archivó el caso porque “no se pudo determinar su origen ilícito”. Los pedidos argentinos vienen fracasando porque Suiza les suma nuevas exigencias para contestarlos. Al no existir tratado bilateral de extradición entre los dos países, “Suiza no está obligada a extraditar” a Ramos. (La Nación)

Dejar un comentario



Mostrando 1 Comentario
Publica tu comentario
  1. capipe dice:

    Una pregunta, para todos los pensantes posteadores: ¿Será posible que todos los políticos, intendentes, gobernadores,jueces, fiscales, chorros, narcos, etc. de Argentina tienen que pasar por el Vaticano? ¿Panchito los bendice y habilita? ¿Les da carné?

Publicidad

OPI Video