Publicado el: 17, Ago, 2016

Piden indagar a Cristina Kirchner por haber favorecido a Lázaro Báez


Lázaro Báez le abre la puerta del mausoleo a la Presidenta de la Nación - Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz
17/08 – 10:05 – Los fiscales Pollicita y Mahiques solicitaron que la ex presidenta tenga su primera indagatoria por corrupción; dicen que junto con su marido defraudó al Estado en beneficio del empresario y socio

Por: Paz Rodríguez Niell
Los fiscales Gerardo Pollicita e Ignacio Mahiques pidieron ayer que la ex presidenta Cristina Kirchner fuera indagada por primera vez como acusada de un hecho de corrupción. Sostuvieron que hay pruebas suficientes para creer que ella encabezó, junto con Néstor Kirchner, una “maniobra criminal” destinada a enriquecer a su “amigo y socio” Lázaro Báez con adjudicaciones de obras viales multimillonarias en Santa Cruz.

Solicitaron, en total, 34 indagatorias. Incluyeron al ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido, al ex secretario de Obras Públicas José López (preso desde la madrugada en que lo encontraron con más de ocho millones de dólares en el monasterio), al ex director de Vialidad Nacional Nelson Periotti; a Báez y su hijo Martín; a otros funcionarios que dependían de De Vido, y a quienes manejaban las obras viales en Santa Cruz. Para los 34 pidieron al juez de la causa, Julián Ercolini, la inhibición general de bienes.

Según los fiscales, desde la cúpula del Poder Ejecutivo, primero Néstor y después Cristina Kirchner idearon y dirigieron un plan criminal para convertir al “amigo presidencial” Lázaro Báez, monotributista y empleado de un banco, en un empresario de la construcción, al que le asignaron, a través de funcionarios de su más estrecha confianza, “prácticamente el 80% de las obras viales” de Santa Cruz en forma discrecional, con enormes beneficios y sin controles.

Ayer, Cristina Kirchner les respondió a los fiscales vía Facebook. Dijo que habían montado una “novela” y que no fue casualidad que la hubieran difundido “el día que Aranguren tiene que explicar el tarifazo en el Congreso”.

Según Pollicita y Mahiques, Báez ejecutó las obras asignadas con “el incumplimiento como regla”. Los fiscales se basaron en la denuncia que motivó este caso, presentada por la nueva gestión de Vialidad Nacional. De allí surge, por ejemplo, que de 49 obras adjudicadas al grupo Báez sólo dos se terminaron en plazo y que a pesar de que sólo cumplió con la mitad de los trabajos cobró por todo.

Cristina Kirchner ya fue procesada e inhibida por el juez Claudio Bonadio (en la causa del dólar futuro), pero ahora los fiscales pretenden que se la indague como acusada de corrupción en el marco de la gran causa que investiga cómo manejaron los Kirchner las cajas centrales del Estado, vieja causa que ahora incluye, además, las sospechas sobre sus negocios hoteleros. El pedido de indagatorias de ayer es parte de la “megacausa” de la supuesta asociación ilícita que Ercolini tiene contra los Kirchner y su entorno de funcionarios y “empresarios amigos”. Se inició con una denuncia de 2008 de Elisa Carrió. A ese expediente se sumó el caso Hotesur.

“Crear” un empresario

De acuerdo con el dictamen de los fiscales, en este caso el plan comandado por los Kirchner incluía “la creación de un empresario” que recibió del Estado más de 16.000 millones de pesos por obras que cobró y en muchos casos no hizo, un empresario que fue el “único eslabón visible” de “la distribución que luego se llevaría a cabo”.

¿Entre quiénes se hizo esa supuesta distribución? Los fiscales no lo dicen. Sí sostienen que así como Báez “de ninguna manera” podría justificar “el sorpresivo poderío económico que supo detentar”, lo mismo pasa con distintos funcionarios que venían de Santa Cruz con los Kirchner y fueron ubicados en lugares estratégicos para intervenir en la adjudicación de obras, como López, quien -recordaron los fiscales- fue detenido con ocho millones de dólares que no pudo explicar y que dijo que no eran suyos, sino “de la política”.

El dictamen no acusa a la ex presidenta de haberse quedado con dinero que el Estado le pagó al grupo Báez. Al menos, no de forma directa. Pero afirma que “paralelamente [Báez] les garantizaba a los Kirchner ingresos millonarios a partir del alquiler de sus establecimientos hoteleros”.

En su presentación, Pollicita y Mahiques repasaron todas las relaciones comerciales con Báez de las que tiene información la Justicia. Hicieron especial mención de los “ingresos millonarios” que recibieron los Kirchner de Báez por los hoteles. Destacaron, por ejemplo, que cobraron unos cuatro millones de dólares y 12 millones de pesos sólo entre 2008 y 2013, y únicamente por la explotación de uno de sus hoteles, el Alto Calafate. Pero dan cuenta de al menos seis negocios más que los vincularon.

Los delitos por los que pidieron las indagatorias son “fraude en perjuicio de la administración pública” y “negociaciones incompatibles” con la función pública. Sin perjuicio -dijeron- de que con el avance de la causa se descubran otros más graves. Será ahora Ercolini quien decida si ordena las indagatorias y las inhibiciones. (La Nación)

Dejar un comentario



Mostrando 1 Comentario
Publica tu comentario
  1. adrian dice:

    que duda cabe que hubo retorno a la familia de EL CALAFATE,parte de lo que pague en impuestos al estado se lo llevaron estos HDP.Hay
    que confiscarles lo mismo que robaron ,ahi es donde mas le duele ,mas que estar presos.

Publicidad

OPI Video