miércoles, enero 20, 2021
21 C
Río Gallegos

Subordinación sin valor


28/07 – 09:00 – Muchos gobernadores están preocupados por obedecer al matrimonio presidencial y por ese motivo no van o levantan sus stands en la Feria Rural de Buenos Aires. Sin embargo ante tanta obsecuencia olvidan que institucionalmente están obligados a representar a sus provincias, no los caprichos de los dueños del Partido gobernante.

La idea de que los organismos nacionales y algunas provincias que tradicionalmente mostraban sus galas en la Rural de Buenos Aires, hoy no estén allí, respondiendo a un capricho del ex presidente Kirchner y su esposa demuestra el muy poco nivel institucional que hay en la gestión de gobierno y habla muy mal de los funcionarios y gobernadores que han adoptado la obediencia debida en una circunstancia que no tiene nada que ver con la política, o al menos así debiera ser.

El INTA, organización fundamental y de punta en todo lo que tiene que ver con el campo, no puede estar ausente de la exposición rural por obedecer a manejos políticos y Santa Cruz, no debiera prescindir de tal vez una de las pocas sino la única posibilidad de mostrar el turismo, el regionalismo, su arte y su producción a la masiva concurrencia que llena la Feria que ya concentró más de 250 mil visitantes, y este año más aún, con un campo redescubierto en los 125 días que duró el conflicto.

El Gobernador Peralta se equivoca secundando la idea del boicot a favor del capricho oficial y en desmedro de los intereses de la provincia; porque es sabido que allí se expone el potencial de un pueblo cuyos productores con esfuerzo se dedican a la agricultura, a la cría de ganado, otros a las artes, al turismo etc. y su obligación como administrador político elegido por la gente es representar los intereses de Santa Cruz y no ser parte del equipo que quiere robarse la pelota del potrero para dejar al resto sin jugar.

Ni hablar de lo que hace Scioli, adhiriendo a esta subordinación sin valor; mantiene vacilante un pobre stand pero niega la escuadra de la Policía Federal. Una provincia que es de participación obligada en la Feria anual de la Rural, este año ni siquiera muestra la destreza de un Cuerpo que es emblemático en esta fiesta agropecuaria. Pero claro, es Scioli… y de Scioli se puede esperar cualquier cosa. Es el mismo que bajó la cabeza para recibir el denigrante castigo de Kirchner cuando siendo Vicepresidente lloró en su despacho porque “su” presidente no le atendía el teléfono. Por eso anoche, cuando en el programa “La Cornisa” le preguntaron qué le aconsejaría a Cobos, se puso colorado. Indudablemente allí Scioli se dio cuenta del “par de voluntades” que lo diferencian al mendocino de su subordinada obsecuencia.

Otra vez nos enfrentamos ante la contradicción del discurso oficial. Mientras Cristina arenga a la conciliación, a mantener el diálogo y a pacificar la sociedad, junto a su esposo ordenan un boicot a la muestra agropecuaria y no autorizan la asistencia de los Granaderos como si formaran parte de su guardia personal.

Sin embargo de la pareja presidencial todo se puede esperar, lo lamentable es que haya quienes lo acompañen en esta estúpida actitud, como el gobernador de Tucumán y Santiago del Estero que inclusive llegaron a levantar la muestra y lo más lamentable aún es que sea la provincia de Santa Cruz quien se sume a este delirio persecutorio que tiene la presidencia.

Qué lejos quedaron aquellos estadistas que realmente se preocupaban por la cosas importantes y por el futuro de la nación!. Hoy están reducidos a una simple pelea de barrio, con escasísimas posibilidades de ganar. Como si esto fuera poco y para revés del gobierno, no solo fracasó el boicot a la muestra sino que además, es una de las más exitosas. (Agencia OPI Santa Cruz)

Santa Cruz

Últimas notas

Más articulos