domingo, enero 17, 2021
9 C
Río Gallegos

Diputados molestos, diputados mudos y diputados ausentes


16/10 – 17:00 – El aumento de los diputados autorregulado por la presidencia de la Cámara de Santa Cruz con Martínez Crespo a la cabeza, tocó la sensibilidad de algunos legisladores de la oposición que nos creen enemigos por adelantar una información que los involucra en una acción poco clara y reservada a la vista de la opinión pública. Nosotros estamos para esto y las personas que eligieron la función pública o la política deben saber que se encuentran expuestos en una vidriera donde mayormente se los critica desde medios como el nuestro, cuando cometen errores. Si no se aceptan las reglas de juego mal se puede calificar de intolerante al oficialismo cada vez que reacciona negativamente a las propuestas de la oposición o a las críticas del periodismo.

Después de la noticia que dio OPI Santa Cruz sobre el aumento de los diputados de la provincia en valores que oscilan entre los 2.500 y 4.000 pesos en sus sueldos de bolsillos, se conocieron muchas opiniones cruzadas sobre el tema proveniente, inclusive, de los sectores de la oposición que se ven necesariamente involucrados, toda vez que dicho aumento fue consensuado por los diputados de todos los partidos que han tomado conocimiento con la debida anticipación y firmado de conformidad los incrementos en algunos ítems que corresponden a los montos que mensualmente perciben por sus labores legislativas.

¿De esto no se habla?

Indudablemente nuestra actitud lejos ha estado de promover una información con “animosidad” como por allí se dijo, sino que simplemente y tal como lo hicimos en el 2005 dimos a conocer con anticipación un manejo reservado del aumento de los diputados que han llevado adelante una vez más a espaldas de la gente que los votó, aduciendo tal vez legítimas razones de ajustes, pero que nada tiene que ver con la realidad presupuestaria de la provincia y porque, además, no se ajusta a las formas de transparencia que pretendemos ver en la nueva Cámara.

“La diputada Gabriela Mestelán de Encuentro Ciudadano y el diputado Omar Hallar de la UCR no quisieron hablar del tema, los otros diputados, incluyendo Cruz del radicalismo y los oficialistas directamente no nos atienden los teléfonos”, decía esta mañana el conductor del programa Vamos que Venimos de Radio 21 de Caleta Olivia, Javier Rivarola.

Rivarola llamó a OPI para hablar con nosotros sobre este asunto y en medio de la charla que manteníamos al aire con el periodista se sumó el diputado (FPVS) Rubén Contreras, quien accedió a dar las explicaciones del caso.

Aumento, una cuestión semántica

Contreras haciendo de esto una cuestión semántica, sostuvo que “no se trata de un aumento de sueldo”, sino que se aumentan los ítems referidos a alquileres, viáticos y teléfonos porque a su criterio los valores han quedado excesivamente relegados y teniendo en cuenta los gastos. “Nosotros por recibo cobramos 8.800 pesos y eso no recibió aumento”, dijo Contreras quien reconoció que el sueldo de los Legisladores es superior al del propio Gobernador.

Sin embargo le hicimos notar al diputado que quizás no se ponga en discusión el aumento en sí como la forma en que se hizo (similar a la del 2005 por la reserva que se tomó) y además por el contexto en el que se genera este nuevo recurso, dado que la provincia se encuentra estudiando una alternativa presupuestaria para hacer frente a los sueldos y aguinaldos del sector público en diciembre. Sobre si es o no “aumento de sueldo”, pensamos que se trata de una disgreción del legislador para aplicar la teoría del vaso medio lleno medio vacío. En todo caso podemos hablar de “aumento de sueldo de bolsillo” y queda salvado el malentendido técnico-administrativo que presentó el diputado en la discusión.

“Creo que nuestra obligación es dar la cara y por eso estoy hablando hoy, pero quiero que quede en claro que aquí ningún diputado puede decir que no sabía nada de este aumento porque todos firmaron y están en conocimiento de este ajuste del cual se estaba hablando hace varios meses atrás”, expresó Contreras contradiciendo a algunos sectores de la oposición que sostuvieron desconocer la decisión de la presidencia del cuerpo de otorgar esos aumentos.

Es importante resaltar que la propia diputada de Encuentro Ciudadano Gabriela Mestelan señaló a la prensa que ella comprobó en su cuenta de banco que no se había depositado ningún aumento en la Caja de Ahorro donde se abonaron los sueldos legislativos de este mes. Sin embargo las críticas que surgieron a la legisladora fueron, precisamente, porque en ningún momento dijo que desconocía la existencia de este aumento retroactivo a Agosto o de conocerlo no opuso objeciones (al menos conocida públicamente) a su implementación.

A raíz de ello ayer miércoles el presidente del partido, el Dr Pérez Gallart, tuvo palabras muy duras para con el programa “Contracara” de Fm News que el día lunes trató el tema y luego de señalar que la conductora del mismo tuvo “mala leche” (SIC) dejó entrever que hay animosidad contra el partido de la diputada y dejó deslizar que se está respondiendo a intereses que no especificó, lo cual mereció una respuesta de Daniel Gatti al aire.

¡Somos nosotros, muchachos!

Más allá de estos desacuerdos, respetables por otro lado porque son puntos de vistas que enriquecen el debate, quienes hemos sido los disparadores de esta información notamos que existe una extremada hipersensibilidad de parte de la oposición que no quiere ser involucrada en un acto virtualmente corporativo como lo es este aumento consensuado de las dietas o parte de ella. A tal punto llegó esta susceptibilidad que algunos inclusive manifestaron su disgusto porque en la foto que ilustra nuestra nota, donde el cronista tomó a un grupo de diputados en cuarto intermedio deliberando sobre el tema de Fm News, se reconoce alguno de ellos. La pregunta es, si hablamos de los diputados ¿Deberíamos haber puesto fotos de los gremios ilustrando la nota?.

Lo cierto es que desde OPI hemos hablado en todo momento de “los diputados” en general, sin hacer mención puntual de ninguno ni cargar contra un partido en particular. Creemos que una medida de este tipo, si sale aprobada, es mediante el consentimiento de todos sin excepción, por lo tanto si hay oposición dentro de la Cámara y los opositores aceptan aplicar el aumento y cobrarlo sin presentar objeciones ni dejar expresamente radicada su disconformidad, no hay otro indicio para juzgar la conducta de todos los legisladores como de total acuerdo a la hora de aceptar el aumento ordenado por la presidencia encarnada por el Vice Goberandor Martínez Crespo.

Las opiniones recogidas alrededor del ámbito legislativo es que los sectores de la oposición no se sienten cómodos nivelados con los diputados oficialistas que en general producen acciones criticables por los medios que observamos la realidad desde un ángulo distinto al de aquellos que son condescendientes con el poder.

En este punto debemos decir que ninguno de nosotros somos, tal como lo denominan en forma desvalorizante algunos sectores del gobierno, “prensa opositora”, en todo caso somos prensa muy crítica tanto de los políticos actuantes como de los funcionarios y las instituciones públicas; y en este sentido no hacemos distinción si son de uno u otro partido: Esta equivocación le hace incurrir a la oposición en el error de creer que cualquier acción de su parte debe estar libre de críticas de nuestra parte y no es así. De hecho si algún día son gobierno deberán enfrentar la misma línea editorial que hoy enfrenta el oficialismo actual. Este es el juego y quien no quiera aceptar las reglas debiera abstenerse de participar.

Opinión del gobierno

Por su parte el gobernador Daniel Peralta se manifestó sobre el particular en su breve estadía en el Chaltén donde fue abordado por periodistas del medio calafatense “Ahora Calafate” donde reconoció que el aumento de los legisladores no era oportuno al afirmar “Yo no sé si no es entrometerme en algo que no me corresponde. Lo que sí digo es que lo veo como algo que no es conveniente. Nosotros no lo hacemos con los miembros del Poder Ejecutivo, dijo Peralta quien manifestó ganar 6 mil pesos mensuales. “Yo sigo teniendo el mismo ingreso desde que asumí. Yo hubiera esperado antes de tomar una medida de estas características”, resalta “Ahora Calafate” que afirmó Peralta.

Más adelante el mandatario afirmó “Una cosa son los empleados dependientes del Poder Legislativo y otra cosa son aquellos que tienen la responsabilidad política. Yo no quiero aparecer crítico de los legisladores. La gente los votó, tienen la suficiente autonomía para poder tener un pensamiento y saber qué hacer con sus ingresos. Pero vuelvo a repetir: Yo no lo hubiera hecho.”

Solos y solas

Creemos que los diputados deben aceptar que sus acciones son públicas y que es muy difícil ocultar todo, todo el tiempo; también es importante que se tenga presente lo ocurrido en enero del 2005 con aquella Cámara liderada por Carlos Sancho, que firmó un aumento entre gallos y medianoche, sin reparar en la intranquilidad extramuro que se generaría con esta actitud que más que el dinero en si es criticable por la forma en que se implementa y el escaso sentido de la oportunidad que tienen para llevarla adelante.

“En el 2005 muchos de estos que hoy hablan se rasgaban las vestiduras por el aumento que se habían firmado los diputados de entonces y hoy que están en el lugar de los otros, hacen lo mismo”, nos decía esta mañana un empleado legislativo.

De esta manera hoy tenemos diputados mudos, que no contestan los teléfonos, otros enojados porque parece que fueron sorprendidos por la noticia y abusados en su buena fe y otros ausentes, a quienes no se los puede encontrar por ningún lado para consultarlos sobre el aumento que aceptaron cobrar. (Agencia OPI Santa Cruz)

Santa Cruz

Últimas notas

Más articulos