Inicio Nacionales En un acto con medidas de seguridad especiales, Macri habló de repunte...

En un acto con medidas de seguridad especiales, Macri habló de repunte económico

101
0
Compartir

En un acto con medidas de seguridad especiales, Macri habló de repunte económico - Foto: Presidencia
21/06 – 10:30 – En Rosario se reforzó el operativo tras las recientes agresiones; celebró la baja de la inflación, que sería “la más baja desde 2009”

Por: Germán de los Santos
El breve acto del Día de la Bandera en Rosario, que se extendió por menos de media hora, y las fuertes medidas de seguridad, con un doble vallado en el predio del monumento frente al río Paraná, alejaron al público de esta celebración y también despertaron cuestionamientos de las autoridades locales, como la intendenta Mónica Fein, que se quejó por la restricción a la participación ciudadana en un acto patrio.

Unos minutos antes de que comenzara la celebración, a las 9 de la mañana, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, justificó el fuerte despliegue de fuerzas federales y el doble vallado que cercó el perímetro del Monumento a la Bandera al señalar -en diálogo con radio La Red- que “hay que dividir a la gente que quiere ir al acto de la gente que quiere ir a tener una actitud agresiva sea contra el Presidente o contra el gobernador”.

Bullrich hizo referencia a una manifestación de la llamada “Multisectorial contra el Tarifazo”, que días previos había convocado a repudiar a Macri en Rosario. El año pasado este mismo grupo protagonizó incidentes con efectivos de la Gendarmería a unas cuadras de donde hablaba el Presidente.

Pero ayer no hubo marchas ni protestas contra Macri. El breve acto, que comenzó poco después de las 9, se desarrolló sin ningún problema.

La seguridad en torno del Presidente se incrementó durante las últimas semanas ante la posibilidad de escraches y protestas de sectores opositores. La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, fue blanco de insultos anteayer en un acto en la plazoleta de las Américas, en Mar del Plata, donde anunció la construcción de un Metrobus.

El viernes pasado, Vidal y Macri fueron agraviados en Tigre, cuando salían de una librería donde habían ido a visitar a un vecino. El ministro de Justicia, Germán Garavano, también enfrentó insultos y gritos en la sede de la ex ESMA.

En medio de ese clima enrarecido para el gobierno, el acto en Rosario tuvo un intenso despliegue de seguridad para resguardar al Presidente, pero finalmente despobló una celebración que en Rosario tiene una fuerte raigambre en la ciudadanía.

A diferencia de otros años, había muy poco público en el acto. Como se encuentra en refacción el Monumento a la Bandera, no se realizó el tradicional desfile cívico-militar y de ex combatientes de Malvinas.

Para la intendenta de Rosario el intenso operativo de seguridad “profundizó la imposibilidad de que la ciudadanía se reúna y festeje algo que nos une a todos, como es el Día de la Bandera”.

Bullrich justificó las medidas al advertir que “son un mecanismo de seguridad que se hace en estos actos masivos. En el último tiempo hubo manifestaciones que no fueron democráticas”.

Macri llegó poco después de las 8.45 al aeropuerto Islas Malvinas y desde allí se dirigió en helicóptero hasta la Prefectura Naval, a unos metros del Monumento a la Bandera, acompañado del jefe de Gabinete, Marcos Peña; Bullrich, y el titular de Defensa, Julio Martínez, entre otros. Allí lo esperaban el gobernador Miguel Lifschitz y la intendenta de Rosario.

Macri tomó juramento de la Bandera Nacional, que fue coronado por el grito unánime de los soldados: “Sí, juro”. Habló brevemente de Belgrano, que -según el Presidente- “no sólo creó la bandera, sino que luchó por la libertad”.

Luego, Macri se ciñó más a la coyuntura, aunque la defensa de su gestión también fue breve. “Recuperamos los puestos de trabajo que se perdieron el año pasado y cada día se generan nuevas oportunidades”, señaló Macri, y agregó: “Hemos bajado la inflación, que va a ser la más baja desde 2009”.

“Estos resultados nos tienen que servir para renovarnos en la esperanza”, dijo el Presidente, quien aclaró que es “el primero en saber que todavía falta mucho”. “Juntos es como vamos a lograr ese país grande y pujante que Belgrano soñó”, culminó.

Después del acto, Macri partió hacia la zona sudoeste de la ciudad, donde visitó a una familia que instaló un negocio de encomiendas. (La Nación)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here