Inicio Política Cristina llegó a tribunales para declarar ante Bonadio por los cuadernos

Cristina llegó a tribunales para declarar ante Bonadio por los cuadernos

380
0
Compartir


10:50 Como ocurrió en su primera indagatoria, dejará un escrito y se negará a responder preguntas. El juez cuenta con nuevas pruebas tras el testimonio de los arrepentidos.

Por: Lucía Salinas
Por séptima vez desde que dejó la Casa Rosada, Cristina Kirchner volverá a declarar este lunes ante el juez Claudio Bonadio. La ex mandataria, que ya está en el edificio de los tribunales federales porteños, presentará un escrito y se negará a responder las preguntas del magistrado que la investiga en cuatro expedientes.

Esta nueva citación -por segunda vez en la causa de los cuadernos de las coimas-, se debe a que hay nuevas pruebas y más evidencia sobre su rol en la asociación ilícita. En los próximos días Bonadio podría disponer el procesamiento con pedido de desafuero para la senadora.

Sonriente y vestida con un suéter blanco, pantalón negro y piloto beige, Cristina llegó a Comodoro Py minutos antes de las 11, hora en la que fue citada por Bonadio.

Para el juez, ella «comandó» una «organización delictiva conformada por funcionarios públicos, que se dedicó a la «percepción de sumas de dinero ilegítimas, por parte de diversos particulares, muchos de ellos, empresarios contratistas de la obra pública del Estado Nacional”.

Después de generar nuevas pruebas en el marco de la recaudación de fondos ilegales, el juez Bonadio decidió ampliar el período de la investigación, señalando que el sistema de recaudación ilegal de retornos impulsado por funcionarios del Ministerio de Planificación “comenzó entre el año 2003 y 2004” y se prolongó hasta 2015 cuando Cristina dejó el Gobierno.

Por la ampliación del período se agregó al expediente la nueva fecha de la maniobra por la que deberá responder la ex presidenta señalada como jefa de la asociación ilícita.

Junto con esta decisión se realizó un desdoblamiento de la causa. Se generaron tres nuevos expedientes a raíz de las declaraciones de los imputados colaboradores y se dividieron las causas según tres grandes temáticas.

Cada una analizará aquellos sectores en los que el gobierno kirchnerista recaudaba los pagos ilegales: el sector energético, la obra pública civil y el transporte. Los expedientes van a tramitar juntos, es decir, seguirán en el juzgado de Bonadio como desprendimientos de la gran asociación ilícita que se dedicaba a recibir fondos ilegales. Sobre esta distribución de las pruebas también deberá responder la ex Presidenta.

Sin embargo, según pudo saber Clarín, al igual que la última vez presentará un escrito rechazando la acusación, refiriéndose a una “causa armada” con fines políticos.

Desde sus redes sociales, la líder de Unidad Ciudadana pidió que la militancia no la acompañe a los Tribunales de Comodoro Py y criticó al gobierno de Mauricio Macri: “Pongan la energía en defender la universidad y la salud públicas, la ciencia y la tecnología y ayudar a lxs que la están pasando mal, que desgraciadamente no son pocxs hoy en nuestro país”.

En esta oportunidad, a la actual senadora se la cita con acusaciones directas por parte de algunos imputados colaboradores que la señalaron como responsable de la estructura de recaudación de fondos ilegales.

El ex secretario de Obras Públicas José López ubicó a los ex Presidentes como los máximos responsables de la recaudación de «fondos ilegales». Lo hizo en el marco de su confesión como imputado colaborador.

Además, el empresario Gabriel Romero de Hidrovía SA, señaló en su confesión que tuvo que pagar 600.000 dólares por un decreto que firmó la ex presidenta para ampliar la concesión hasta 2023.

No fueron los únicos que mencionaron a la senadora en sus indagatorias. Entre otros testimonios que la complican se encuentra el de Carlos Wagner ex presidente de la Cámara de la Construcción, quien indicó que la senadora y el ex presidente tenían conocimiento del sistema de «cartelización de obra pública» que les permitía cobrar coimas del 10 al 20% del total de los contratos de obras adjudicados.

También, se tuvo en cuenta la declaración del ex funcionario K Claudio Uberti quien señaló que las valijas con dinero se trasladaban al departamento de la senadora en el barrio de Recoleta para después ser llevados al sur «donde tenían bóvedas».

El financista K, Ernesto Clarens que aún no logra la homologación de su acuerdo de colaboración por parte del Juez, admitió ser parte de la estructura de cobros de sobornos a las empresas constructoras y se refirió al rol del matrimonio Kirchner.

Después de esta indagatoria, el juez Bonadio estará en condiciones de resolver la situación procesal de la ex Presidenta y medio centenar de acusados. Cristina podría enfrentar otro procesamiento con un pedido de desafuero por parte de Bonadio. Será entonces, su sexto procesamiento en la Justicia federal. (Clarín)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here