Inicio Nacionales Cuadernos: Baratta trató de “pusilánimes” a los empresarios que confesaron

Cuadernos: Baratta trató de “pusilánimes” a los empresarios que confesaron

280
0
Compartir


12:00 El ex secretario de Planificación dijo que los ejecutivos tienen más poder que él para entorpecer la investigación judicial

Por: Candela Ini
Con menos kilos y lejos del poder que exhibía en otros tiempos, el ex subsecretario de Coordinación y Control del Ministerio de Planificación Roberto Baratta , detenido y procesado por la causa de los cuadernos , visitó ayer los tribunales de Comodoro Py para pedir su excarcelación. Pero el interés central de la declaración de Baratta fue apuntar contra varios de los empresarios que confesaron delitos en la causa.

Acompañado por su abogado Juan Pablo Alonso, Baratta cuestionó ante los camaristas Bruglia y Bertuzzi las razones por las cuales se encuentra detenido.

Pero el exfuncionario se centró en la situación de algunos empresarios que declararon como arrepentidos en la causa de los cuadernos y que hoy se encuentran en libertad. A ellos, quienes declararon haber sido extorsionados para realizar los pagos registrados por el chofer Oscar Centeno en sus cuadernos, los denominó “empresarios pusilánimes”. Y dijo que tienen mayor poder que él para entorpecer la investigación.

Se refirió puntualmente contra Techint , Impsa y Emepa.

Mientras Baratta enumeraba los hechos con los que vinculaba a cada uno de los empresarios que nombraba, Bruglia le pidió que fuera más sintético y que se refiriera exclusivamente a lo relativo a su pedido de excarcelación.

“Techint, un día antes de los allanamientos, sacó de sus oficinas computadoras, servidores y otro tipo de documentación. Resultado: ninguna de las personas del holding involucradas hasta este momento está presa. Tampoco se ha investigado cómo el holding se enteró un día antes de los allanamientos”, dijo el exnúmero dos de Julio De Vido.

Desde Techint ratificaron a LA NACION su postura respecto del tema cuadernos: recordaron que la firma no participó en obras públicas en la Argentina y se remitieron a la declaración del ejecutivo Luis Betnaza sobre la “nacionalización hostil” que la compañía Sidor debió enfrentar en Venezuela.
Baratta era el jefe del chofer Centeno, quien reconstruyó en detalle el recorrido que realizaba para recaudar de los empresarios dinero negro para el gobierno kirchnerista.

En el caso de Impsa, la empresa de Enrique Pescarmona, Baratta marcó las supuestas maneras en que la compañía podría entorpecer la investigación, en un intento del exfuncionario por extender las implicancias judiciales al resto de los protagonistas de la causa de los cuadernos.

Baratta acusó a Pescarmona de sacar dinero del país y buscó sembrar dudas sobre el testimonio del empresario que ratificó las anotaciones de Centeno. “Todavía no demostraron ni Pescarmona ni [Rubén] Valenti de dónde provinieron los fondos que supuestamente me entregaron. ¿Vinieron de Lagarde, de Mercantil Andina o de otra de sus empresas?”, se preguntó el exfuncionario en su declaración.

Baratta también se refirió al grupo Emepa, del empresario Gabriel Romero, quien declaró como imputado colaborador y dijo haber pagado 600.000 dólares para que Cristina Kirchner firmara un decreto a favor de la facturación de su empresa. Sobre esta compañía, dijo: “Emepa, casi en su totalidad, depende del Ministerio de Transporte. Tanto por las obras que realiza como por la concesión de Hidrovía. Una de sus empresas es PC Publicidad, tiene de director a Julián Álvarez Echague, hermano de la esposa del ministro Dietrich. ¿Quién tiene mayor poder de entorpecimiento? ¿El señor Romero o yo?”

PC Publicidad, una empresa especializada en la explotación comercial de mobiliario urbano, mantiene un contrato de explotación publicitaria en las líneas Roca, San Martín y Belgrano Sur. Por este tema se encuentra radicada una denuncia ante el juez Sebastián Ramos. El fiscal Federico Delgado pidió ayer archivar esta denuncia. Fuentes de la cartera conducida por Dietrich dijeron a LA NACION que la contratación directa a PC fue firmada durante la gestión anterior, y que se trata de un contrato heredado.

Baratta y su abogado sostuvieron que “la ley no es igual para todos”. Luego agregó: “Muchos empresarios todavía no dijeron de dónde salieron los fondos. ¿De qué extorsión se quejaban los empresarios si se presentaron hasta el último día a todas las licitaciones? ¿Les gustaba ser extorsionados, entonces?”

Se refirió a los cuadernos de Centeno como los “fantasiosos cuadernos de Centeno y asociados”, y dijo que su exchofer mintió.

Luego, Baratta buscó darle un tono político a sus declaraciones y aseguró que siente nostalgia por la gestión kirchnerista, y mencionó políticas del gobierno anterior, entre ellas, el dibujo animado Samba. “Estar preso físicamente en Marcos Paz, Ezeiza o Jujuy no es la única forma de estar presos. Nosotros estamos presos físicamente, pero nuestras mentes están más libres que nunca”, dijo el acusado.

Su presentación duró media hora. Sobre el final, en los tribunales de Comodoro Py se cortó la luz. La sala en la que se encontraban los camaristas, Baratta y su abogado defensor quedó a oscuras. “Del tema conozco, lo manejaba yo. Por un tiempo no va a volver, estamos en zona Edenor”, bromeó Baratta, y se rió. (La Nación)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here