Inicio Política Mauricio Macri: “Dicen que esto se arregla creciendo, ¡¿y quién no quiere...

Mauricio Macri: “Dicen que esto se arregla creciendo, ¡¿y quién no quiere crecer?!”

183
0
Compartir

11:00 – Casi a los gritos, el Presidente habló en una reunión de Gabinete ampliado. “Estoy caliente con la mentira”, arengó a sus funcionarios.

Por: Martín Bravo

Mauricio Macri ratificó esta mañana que está decidido a confrontar en la campaña electoral. “Estoy caliente con la mentira”, aseguró en una reunión de Gabinete ampliado en el CCK, ante más de 1.000 funcionarios entre ministros, secretarios, gobernadores, intendentes y legisladores oficialistas.

En el comienzo se proyectaron palabras y conceptos críticos al Gobierno. El Presidente, único orador, lanzó la réplica en otra muestra de que le pondrá el cuerpo a la disputa electoral de este año. En los últimos días le había respondido a Roberto Lavagna y defendido el pedido de juicio político al juez Alejo Ramos Padilla, más allá de la estrategia de fogonear la polarización con Cristina Kirchner.

“Cada vez estoy más convencido del camino que hemos tomado, pero también quiero decirles que estoy caliente, por si no lo notaron», arrancó Macri la parte que sorprendió a los funcionarios que lo escuchaban. «Siempre me calentó la mentira y otra vez escuchar a los que vienen a proponer ese maravilloso atajo. Es inaguantable, no lo puedo soportar más. Son muchos años de tirar gigantescas oportunidades por la ventana”, arremetió con un tono que remitió a los tramos más intensos de su discurso el 1° de marzo, ante el Congreso.

“Dicen que esto se arregla creciendo, ¡¡¿¿y quién no quiere crecer??!!”, gritó luego el Presidente, en otro contrapunto con referentes opositores.

Macri fue el único orador de la reunión en la Ballena Azul del CCK y luego partió para una recorrida por las obras del Paseo del Bajo, en la que se mostró con María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta.

“Cuesta mover las estructuras, cuesta correr a los estafadores que han adquirido privilegios a partir de trabar y hacer todo complejo. Eso es una batalla, la damos con alegría y soñamos con que esas personas se conviertan. Tienen que remar en el mismo bote y no ir de upa”, fue otra de las estocadas que tenía preparadas para reforzar la postura confrontativa. . 

“Lo que estamos haciendo no es en vano. A los predicadores del escepticismo les digo que no es verdad. Acá están pasando cosas realmente importantes, que van a generar que lo que somos capaces de crear se desarrolle acá», aseguró luego Macri con el objetivo de rebatir los cuestionamientos en medio de un contexto económico crítico, con recesión, alta inflación y la mayor parte de los indicadores en caída.

Sin los síntomas de recuperación que esperaba para esta altura del año, el Gobierno se propuso recomponer la confianza y contrarrestar las críticas en materia económica y social que en los últimos días no sólo pronunciaron dirigentes de la oposición. Un rato antes de la reunión de Gabinete ampliado, Margarita Barrientos -de estrecha relación con el Presidente- marcó que «hay mucha falta de trabajo» y el incremento de las familias que asisten a los comedores.

“Estamos acá por lo más maravilloso que hay en este mundo, que es el amor. Porque realmente amamos al prójimo y queremos ayudarlo. El amor es la fuerza más potente que podemos tener entre nosotros”, dijo en un tramo entre la arenga motivacional y la prédica, y sobre el cierre volvió al modo de voz elevado: “Hagámonos cargo de decirles a los argentinos: ‘¡Es por acá!’. Hay que poner el hombro, hay que remar un poco más, no se sale de un día para el otro. Sin llorar, pero convencidos de que estamos en el lugar correcto y en la hora indicada. Porque somos una generación que vino a cambiar la historia para siempre”.

“Estoy un poco enojado pero a la vez muy esperanzado, porque todos los días pasan cosas que llevan a ponerte bien”, buscó luego generar expectativa, y pasó a la política de seguridad, el terreno que eligió priorizar el macrismo por sobre la economía: habló de la “lucha por recuperar la tranquilidad” y la decisión del Gobierno de “prestigiar, contener y acompañar» a los policías.

El discurso duró 22 minutos y por momentos las palabras sonaron a indicaciones de campaña: «Este año más que nunca nosotros tenemos que transmitir algo distinto. Cada uno de los que estamos en esta sala. Liderar significa transmitir esta convicción, que es lo más importante, por lo que estamos haciendo». (Clarín)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here