Una nueva del gobernador: saca Decreto para congelar sueldos y convoca a extraordinarias para el resto del impuestazo

1
322
Una nueva del gobernador: saca Decreto para congelar sueldos y convoca a extraordinarias para el resto del impuestazo

12:00 – (Por Giuliano Ventura para OPI Chubut) – Sin muchas posibilidades de buscarle la vuelta a la crisis financiera, política, económica y social desatada en Chubut, tras la decisión del gobierno de aprobar un paquete de leyes totalmente contrarias al interés público y de los trabajadores y sin que se haya podido destrabar la medida de fuerza impuesta por la APEL (Asociación de Trabajadores Legislativos) quienes mantienen parada la actividad en la Cámara de Diputados por (entre otras cosas) deuda de los haberes desde diciembre/19, Mariano Arcioni ideó una estrategia con la cual cree que puede sortear los inconvenientes funcionales de la Cámara presentados por los reclamos salariales y la necesidad imperiosa de sacar el ajuste y congelar los sueldos públicos.

Arcioni entonces decidió que el congelamiento salarial de todo el sector público lo hará por Decreto del Ejecutivo y convocó a sesión extraordinaria en la Cámara de Diputados para el próximo miércoles 29 de enero, con el fin de tratar el siguiente paquete de ajuste:

1) Proyectos de Leyes elevados mediante Nota N° 01 GR (Modificación Ley XXIV N° 86 -Código Fiscal- modificación Ley N° XXIV N° 87 -Ley de Obligaciones Tributarias- modificación Ley  XXIV N° 17; modificación Ley II N° 26 y derogación Ley XXIV N° 26; creación del Impuesto a la Transmisión Gratuita de Bienes; Régimen Especial de Regularización Tributaria)

2) Proyecto de Ley elevado mediante Nota N° 02 GR (Modificación Ley I N° 658)

3) Proyecto de Ley elevado mediante Nota N° 03 GR (Régimen de Abstención del Débito Laboral y Sistema de Retiro Voluntario)

4) Proyecto de Ley elevado mediante Nota N° 04 GR  (Presupuesto Poder Judicial Ejercicio Fiscal 2020).

Que la inocencia les valga

Ya pasó el “día de los inocentes” o bien el gobernador cree que es el 28 de enero, porque el planteo “institucional” que hace de cara a la implementación de sus políticas en el arranque del nuevo mandato parecen cargadas de “inocencia” o bien plagada de engaños hacia el pueblo trabajador que espera de sus gobernantes coherencia, sinceridad y eficiencia.

Mariano Arcioni cree que excluyendo del paquete de leyes el congelamiento salarial, el resto de las medidas “correrán como el agua” en la sesión extraordinaria del día miércoles próximo. Pero Arcioni no ha calculado (o si y se hace el distraído) que el ajustazo concebido, aún sin el congelamiento salarial, carece de futuro al menos por lo que se puede recoger en los pasillos con diputados de distintos sectores.

El gobernador ha decidido “pagar el costo político” con el tema más urticante del conjunto de medidas: el congelamiento de sueldos por 180 días, un hierro caliente al cual todos los legisladores se negaron a agarrar con sus manos. Entonces, Arcioni (absolutamente desesperado por aprobar el paquete de leyes) quitó esa cláusula y la sacará por Decreto. Pero aún así, al menos hasta hoy no tiene las manos necesarias para conseguir que los puntos descritos en este informe, sean aprobados in límine por diputados de su propio sector político y de la oposición.

Sin embargo su razonamiento es aún más endeble cuando se analiza la interpretación que hace el gobernador, de los problemas presentados por el gremio APEL a la hora de sostener la inactividad de la Cámara, hecho fundamental a resolver si quiere tener el día miércoles próximo la sesión de diputados provinciales sesionando.

Arcioni cree que eliminando del paquete de leyes la ley de congelamiento salarial, los empleados darán vía libre y volverán a las tareas habituales, pues entiende que se oponen a facilitarle las condiciones para actuar en contra de sus propios salarios. Pero el gobernador no renuncia al congelamiento, solo cambia la vía de aplicación. Es decir, el trabajador legislativo sabe que no lo van a aprobar en el ámbito legislativo pero se lo va a aplicar igual con un decretazo el gobernador; entonces, lo que para Arcioni sería correr la piedra del camino o el escollo que impide sesionar, para el trabajador legislativo y para todos los trabajadores públicos de Chubut, no significa nada. Finalmente, por un lado o por otro, el congelamiento por 6 meses de sus haberes es un hecho.

Ayer el Vicegobernador Ricardo Sastre dijo que los trabajadores de APEL deben facilitar el funcionamiento de la Cámara porque él no entiende cómo hay sectores “que no quieren ayudar al gobierno”, lo cual es significativamente hipócrita de parte del funcionario provincial, por cuanto la ayuda al gobierno que solicitó, es en detrimento del sector público y de la población en su conjunto. En todo caso, Sastre debería haber dicho que no quieren ayudar a Mariano Arcioni (en lo personal) y sonaría mucho más justo.

Ajeno a la desesperada realidad que viven las familias del sector legislativo de Chubut, a quienes el gobierno les debe los salarios de diciembre y a pocos días de abonarse el de enero no tienen novedades ni fecha de cobro, el gobernador “confía” que “prime la razón de los empleados” quienes mantienen retención total de tareas y vuelvan a trabajar para que Arcioni tenga la herramienta del ajustazo en sus manos, el cual consiste en aumentar impuestos, inventar otros nuevos, meterle la mano al bolsillo a la gente, actuar sobre el sistema jubilatorio, etc, como si estos mismos trabajadores no fueran víctimas de esas mismas medidas.

Algunas versiones dan cuenta de que la dirigencia de APEL está siendo fuertemente tentada desde el Ejecutivo para levantar la medida a cambio de beneficios que aún no se han podido confirmar para darlos a conocer; sin embargo hay un tema superior el cual el gobierno no puede saldar: el pago de los salarios atrasados. Otra versión no confirmada dentro de casa de gobierno, indica que el gobernador ha dado la orden de encontrar el modo de abonarle a los empleados legislativos lo salarios adeudados de diciembre. Una vez habilitada la legislatura y aprobado el ajuste el día miércoles, los trabajadores volverían a tener el mismo problema porque no se les abonaría el mes de enero que está a pocos días de vencerse.

Nos quieren usar para aprobar el paquete de leyes y después se olvidan, esto funciona así” dijo un dirigente de APEL a este cronista, confirmando que hay varios diputados haciendo lobby con el gremio y los trabajadores para que sesione normalmente la Cámara la próxima semana. (Agencia OPI Chubut)

1 Comentario

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí