jueves, octubre 22, 2020
7 C
Río Gallegos

Educación “de calidad” y por Resolución

(Por: Graciela Julio desde Caleta Olivia) –  En la Provincia de Santa Cruz se trabaja desde hace décadas con el objetivo de mejorar la calidad educativa pero, siempre se olvidan de poner dentro del combo, la variable salarial de los docentes, acorde a los costos de vida.

Desde el Ministerio de Educación pretenden calidad sin reconocer que esto se logra también, con la capacitación docente.  A posteriori, solicitan diálogo, cosa que, desde su lugar de gestión no practican e instan a reiterados paros docentes. Evidencia esto que, los aprendizajes que los funcionarios que ocupan cargos de gestión a nivel provincial,  se establecen a partir de un antes y un después siempre signados por la violencia; acción que debería evitarse en una sociedad democrática que elige libremente a sus representantes para que ellos, los representen.

Fue en el año 1990 cuando se vivió uno de esos “antes y después” en la educación santacruceña.  Durante el gobierno de Eduardo Arnold y estando de Ministro de Educación Borselli se aplicó un acuerdo para aprobar un Decreto ( AC/1555/90) justificando la medida en la falta de clases.  Fueron, en ese tiempo los estudiantes secundarios los más “favorecidos” pues nada tenían que rendir solo pasaban de año sin siquiera ser evaluados en los contenidos dados. Ante este decreto, vino el “después”, de los padres e hijos que no estaban de acuerdo con esta medida y que los afectó considerablemente, pues cuando pretendieron concurrir a una  universidad fuera de la provincia fueron rechazados porque  para muchas instituciones de nivel superior,  el acuerdo era solo provincial.

Luego, en el año 1991, al asumir Néstor Kirchner como gobernador  impuso una suma fija mensual que solo se le brindaba a los docentes que cumplían con el Presentismo mensual. Aquí también se reiteró la historia, ese fue el  “antes”, sin duda muchos boleteros, mágicamente se recuperaron, otros docentes, aún enfermos, dictaban clases. Esta situación puso en evidencia que para el Estado era fundamental mantener las aulas abiertas  y ante el contralor de directivos empoderados en ese acuerdo nefasto, vino el “después”;  el detonante fue la muerte de la docente Estrella Fredes de la Escuela 69 “Hielos Continentales” de nuestra localidad, Caleta Olivia, quien  estando embarazada y siendo una paciente de alto riesgo, concurrió a trabajar porque necesitaba de esa perversa suma fija.

Otro “antes y después” que se mantiene en vigencia en este 2020″ son sin duda, los tres puntos por asistencia perfecta anual, situación que despierta los comportamientos más extraños pues para muchos docentes todo suma y el gobierno  lo sabe. Actualmente, en Santa Cruz es más importante la asistencia perfecta o presentismo anual que la capacitación profesional. Cabría preguntarnos: ¿Creerán los docentes que con sólo estar en el aula se brinda  educación de calidad?.

Nuevamente, en este ciclo lectivo, nos encontramos con un antes y un después aún incierto. Pues frente a los conflictos salariales no resueltos,  el gobierno saca una nueva Resolución (Resolución 3222/20 ) que establece que los alumnos aprobarán cada año con tres materias y  podrán rendirlas mes a mes.  De inmediato, comienza el peregrinaje de padres que necesitan saber sobre el desempeño escolar de sus hijos y conocer cómo esta medida los afectará. 

Son muchos los adultos felices que contagian de entusiasmo a sus hijos, contentos porque sin esfuerzo hay logros. Otros que,  sienten vergüenza porque rememoran sus años de estudiante y sostienen “esto antes no ocurría”. Muchos padres felices de hoy, están olvidando que cuando sus hijos concluyan el nivel secundario verán muy limitada sus competencias porque,  el mismo sistema que los mantuvo encapsulados con acuerdos y resoluciones para que no repitan y egresen “con éxito”,  los olvida.

Deberíamos como sociedad, en este “pensar en el después”, analizar las consecuencias de estos acuerdos o resoluciones que propician el egreso de alumnos sin saber lo que implica el esfuerzo, sin ejercer prácticas que impliquen dedicación y perseverancia en el estudio. ¿Será acaso que estos mandatos se mantendrán en el ámbito terciario/universitario y podrán concluir sus cursadas con éxito? Sin dudarlo, no.   

El neurocientífico, Facundo Manes, sostiene que “el principal Plan Económico de un país debería ser la Educación y agrega además “El lugar donde uno nace en Argentina determina nuestro futuro y esto es inmoral”. ¿Quién podría negar semejante cruel verdad?. Santa Cruz es una provincia privilegiada, rica pero esa riqueza debería trasladarse al pensamiento crítico y pensar que ocurre con el después al aceptar acuerdos educativos que promueven el aprobado sin conocimiento, priorizando la cantidad sobre la calidad educativa. (Agencia OPI Santa Cruz)

3 Comentarios

  1. Algunas correcciones. Arnold nunca fue gobernador. En 1990 estaba del Val que fue removido y reemplazado por el vice Granero. Borselli no era ministro de educación, lo fue mucho después, creo que recién con Acevedo desde fines de 2003, tampoco ministro sino presidente del Consejo Provincial de Educación. El cargo de ministro de educación, desapareció, creo en el primer período de Néstor. Bueno, no sé qué más, pero siempre conviene revisar y consultar aunque estos datos no sean lo esencial de lo que quisiste comunicar, igualmente es importante tenerlo en cuenta, saludos.

    • Tenés razón Palmiro, pero el detalle no anula LA VERDAD: son un desastre los KKs manejando la educación y los fondos públicos
      ¿Eso dónde lo ubicás? ¿En qué año?

  2. Exccelente nota atacando una gran verdad: el pase de los chicos por Decreto es una aberración educativa que debiera estar prohibido por ley

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más Noticias