Aunque suma rechazos, el oficialismo busca apurar el impuesto a la riqueza

0
191
La inquietante fortuna de Máximo Kirchner, el hombre que nunca trabajó y lo podría alcanzar su propio impuesto - Foto: Telam

Intentaría darle al proyecto dictamen este miércoles y llevarlo al recinto la semana que viene. La UIA y la CRA se pronunciaron en contra del gravamen.

Tras demoras y dilaciones, finalmente el proyecto para gravar las grandes fortunas empezará a tratarse esta tarde en la comisión de Presupuesto de Diputados, mientras en simultáneo sigue sumando rechazos. Este martes, las Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) y la Unión industrial Argentina (UIA) se manifestaron en contra de la iniciativa propuesta por Máximo Kirchner. Juntos por el Cambio también pone reparos.

Después de cuatro meses de anuncios, el proyecto ingresó a la Cámara baja el mes pasado. Estaba previsto que se empezara a debatir este martes pero por razones de tiempos, la comisión de Presupuesto de la Cámara baja, que preside Carlos Heller, pasó a un cuarto intermedió y comenzará a analizarlo a partir de las 15 de este miércoles.

La postergación se debió a que el tratamiento del proyecto para blindar los activos del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSeS consumió toda la jornada.

En la conducción de la bancada oficialista que conduce Máximo Kirchner indicaron que la intención del oficialismo es buscar darle dictamen este mismo miércoles al proyecto de “aporte solidario y extraordinario” y llevarlo ya la semana que viene al recinto para ser votado. Se lo votaría junto con el de “defensa” del FGS.

En la oposición consideraban como “muy posible” que este miércoles el oficialismo busque avanzar con el proyecto. “Tienen el número y no parece que quieran dilatar la discusión”, dijo un diputado de Juntos por el Cambio.

En la previa, la iniciativa siguió sumando críticas. La UIA señaló que la iniciativa genera un nuevo incremento en la presión fiscal sobre el sector formal de la economía y, en particular, afecta negativamente a las empresas de capital nacional.

“En un contexto de caída de la actividad e incertidumbre resulta necesario trabajar sobre iniciativas que promuevan la inversión productiva para el crecimiento en lugar de desincentivarla”, manifestó la Junta Directiva de la UIA, presidida por Miguel Acevedo.

Por su parte, en un comunicado en cuyo título se pregunta si “la riqueza crece cuando se divide o cuando se multiplica”, la CRA afirma que “no hace falta ser un especialista para poder afirmar que la historia reciente nos muestra que la baja de impuestos incrementa la producción, por el contrario su incremento sólo ha conseguido aumentar la desigualdad, haciendo crecer el gasto público y la pobreza”.

Mariana Martínez, coordinadora de la Comisión de Legislación e Impuestos de CRA, advirtió que “un productor de zona núcleo con 200 hectáreas y una máquina, se considera rico”.

El proyecto prevé gravar por única vez a las personas con bienes declarados al 31 de marzo, por valores que superen los 200 millones de pesos. Pagarán una tasa del 2%, porcentaje que incrementará en forma progresiva, con un tope del 3,5%.

El oficialismo estima que lo pagarán 12 mil personas y que se recaudarán $ 300 mil millones.

El tributo también afectará a quienes tienen bienes en el exterior. Para esos casos, se tributará un recargo del 50% sobre la alícuota correspondiente.

El texto establece que lo recaudado será destinado a “comprar equipamiento de salud para atender la pandemia, apoyar a las Pymes con subsidios y créditos, urbanizar los barrios populares con obras, hacer obras y equipar YPF para producir y envasar Gas Natural, y financiar un relanzamiento del plan PROGRESAR”.

La oposición en el Congreso también pone reparos.  Considera que es “atacable desde el punto de vista jurídico” por la “doble imposición” que significa. “Afecta al patrimonio o a las rentas de personas porque la alícuota es muy alta. Si la alícuota es superior a la renta, se descapitaliza, se consume al propio bien”, apunta un diputado radical que forma parte de la comisión de Presupuesto.

También apuntan contra la “retroactividad”. “Es un punto muy complejo que se fijen los bienes declarados al 31 de diciembre porque se gravan manifestaciones de capacidad contributivas del pasado”, agrega el legislador, quien asegura que hay fallos con distinta mirada sobre ese mismo tema. (Clarín)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí