Miguel Ángel Pichetto: “Mauricio Macri no está para que lo jubilen: se debe ampliar el espacio”

0
87
El candidato a vicepresidente Miguel Ángel Pichetto en Río Gallegos - Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz

Según publica La Nación El exsenador criticó el “buenismo” que dominó a Juntos por el Cambio y planteó que sin el peronismo republicano en el espacio, la fuerza se achica.

Por: Gabriela Origlia

“Mauricio Macri está vigente en la política argentina. No está para desplazarlo ni para jubilarlo, es un activo muy importante para Juntos por el Cambio”, dijo el exsenador Miguel Ángel Pichetto. Quien fuera compañero de fórmula en 2019 de Macri enfatizó que la oposición sin el “peronismo republicano” no puede ganar elecciones y criticó el “buenismo” de Cambiemos.

En una presentación ante empresarios organizada por la Bolsa de Comercio de Córdoba –donde compartió espacio con el exembajador en China Diego Guelar– Pichetto planteó la necesidad de acuerdos políticos para salir de la crisis, los que deben tener como eje central “el valor de la democracia, de la alternancia”.

Admitió que con Macri esa iniciativa quedó “en el plano teórico, faltó el consenso práctico”. Dijo que en el 2017 se perdió la oportunidad y endilgó parte de esa responsabilidad a visiones –”ligadas a gente que lo rodeaba”– acerca de que el peronismo es “el mal, es negativo”. Insistió en que cuando habla de acuerdos ni siquiera piensa en un pacto como el de la Moncloa, en España, sino en los consensos básicos que coincidan en la necesidad de orden fiscal, de generar trabajo, de modernizar leyes laborales y de exportar.

A criterio de Pichetto, Macri tiene como rol clave “ayudar a conformar y consolidar el espacio opositor con una visión amplia, con el peronismo republicano adentro, no solo con la UCR, Pro y la Coalición Cívica”. Subrayó que el “peronismo republicano” tiene una gravitación “muy fuerte” en las provincias productivas. “Sin ese componente [la oposición] se achica. Si hay visiones de exclusión y proliferan algunas ideas respecto de que el peronismo es el ‘hecho maldito de la historia’, se achica”, insistió.

El exsenador aclaró que tampoco cree en la tercera vía. La definió como “muerta”, que representa al 5% de la población. Planteó que la Argentina está “fuertemente polarizada” y echó mano a una frase de Torcuato Di Tella, del 2001, cuando señaló que ya se estaba en un sistema de coaliciones de centro izquierda y de centro derecha.

“Centro derecha no es vergonzoso; en el mundo estas ideas se están consolidando. Las ideologías no han muerto”, siguió Y volvió sobre Juntos por el Cambio –un escenario que conoció en campaña– para decir que muchas veces lo dominó el “buenismo” y el “pobrismo”, a las que definió como “deformaciones en la política: es la inocencia, la ingenuidad, la estupidez, el vacío de las ideas. Todo eso lleva a la derrota”.

Pichetto subrayó: “Decían que Macri gobernaba para los ricos y el 62% del presupuesto eran gastos de seguridad social. Tenía una ministra de Desarrollo Social bella y buena [en alusión a Carolina Stanley] y a Mario Quintana que iba a la villa a repartir alimentos. Quintana era un buen hombre…mi mamá y mi papá también eran buenos, pero la política es otra cosa más compleja”.

Evitó “personalizar” las críticas hacia quienes no querían al peronismo cerca –”Marcos Peña no era el demonio”– pero ratificó que se debe construir una estructuración “ligada al pensamiento estratégico: el coraje es imprescindible pero la clave es saber a dónde se quiere ir. El problema es que no sabían a dónde iban”. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí