lunes, agosto 2, 2021
5 C
Río Gallegos

Un comité de especialistas evaluará hoy a Boudou antes de decidir su libertad

Amado Boudou – Foto: Clarín/Pedro Lázaro Fernández

Según publica La Nación Es un grupo interdisciplinario de psicólogos y asistentes sociales que se entrevistará con el condenado y analizará su reinserción social; con ese informe entre hoy y mañana el juez resolverá.

Por: Hernán Cappiello

Un grupo de especialistas determinará si Amado Boudou está reinsertado socialmente y con ese dictamen la Justicia decidirá entre hoy y el jueves si le otorga la libertad condicional en la causa en que la que cumple una condena a 5 años y 10 meses de prisión por intentar quedarse con el 75% de las acciones de la empresa Ciccone Calcográfica que fabrica billetes.

Desde hoy Boudou está en condiciones de salir en libertad condicional, pues se suma el tiempo el tiempo que lleva condenado a que en dos ocasiones se le aplicó un beneficio denominado “estímulo educativo”, merced al cual a cambio de estudiar en prisión se le aceleró en 11 meses la progresividad del cumplimiento de su pena. Así, los cómputos le permiten acceder a ese beneficio a los dos tercios de su condena.

El juez Ricardo Basílico debe decidir sobre este asunto. El fiscal Marcelo Colombo consintió que se le otorgue la libertad condicional pero requirió antes dos informes: uno habitual de seguimiento mensual sobre la conducta de los condenados y otro especial, a cargo de un grupo interdisciplinario de profesionales que debe evaluar a Boudou.

El juez Basílico requirió por un lado un informe a la Dirección de Control y Asistencia de Ejecución Penal, un organismo que depende de la Cámara Nacional de Casación Penal que hace el seguimiento de los condenados. Es lo que hacía el viejo Patronato de Liberados. Este organismo realiza informes mensuales sobre las condiciones en que Boudou cumple su condena. Este primer informe ya fue elevado al juzgado de Basílico y el resultado fue positivo para Boudou.

Ahora el juez espera el resultado del segundo informe. Se trata de un estudio de un cuerpo interdisciplinario integrado por psicólogos, asistentes sociales y psiquiatras que van a evaluar si hay una adecuada resocialización de Boudou que permite su reinserción en la sociedad.

Este equipo interdisciplinario ya fue integrado y los nombres de sus integrantes ya fueron informados a la defensa y a la fiscalía. Por eso es que mañana miércoles, por la mañana, los integrantes de este equipo tendrán una entrevista con Boudou. Pueden hacerlo de manera virtual. Luego elevarán un informe al juez Basílico, mañana mismo o a más tardar el jueves.

Ese equipo tiene un protocolo a seguir para llegar a un dictamen que tendrá en cuenta el juez a la hora de decidir.

Si llega a tiempo ese informe, el juez estará entonces en condiciones de resolver -mañana o pasado mañana a más tardar- dejarlo en libertad. En la práctica, implica que puede desplazarse sin vigilancia afuera de la casa donde hoy cumple arresto domiciliario, controlado por una tobillera electrónica. Boudou vive en Avellaneda en una casa de tres plantas con ascensor, jardín pileta, junto con su mujer, una exdiputada mexicana, y sus hijos mellizos.

En el caso de Boudou, el régimen progresivo de la ejecución de su condena se aceleró en dos ocasiones porque le reconocieron estudios realizados en prisión. Primero el juez Daniel Oligado acortó este proceso en 10 meses y ahora le reconocieron un mes más, al aceptar la realización de un diplomado en Flacso.

El 3 de diciembre pasado, la Corte Suprema de Justicia había confirmado la condena a Boudou a cinco años y diez meses de cárcel por cohecho pasivo y otros delitos, firmada en 2018.

Al momento de recibir la condena firme, el exvicepresidente gozaba de prisión domiciliaria que había sido concedida por el mismo juez Obligado en abril del año pasado. En ese fallo, el juez había valorado que la condena en ese momento no estaba firme, pero una vez que ese fallo fue confirmado de todos modos nunca volvió a la cárcel, pues entendió que, si seguía en prisión, iba a tener un desarraigo de sus hijos mellizos.

Boudou y sus abogados decían que estaban en juego los derechos, las garantías y la integridad de sus hijos menores. Un defensor de menores emitió su opinión (no vinculante) en este caso a favor del pedido de la defensa.

Recién el 31 de diciembre pasado, casi un mes después de confirmada la sentencia, Obligado revocó la prisión domiciliaria, pero la medida fue apelada por la defensa. Ese fallo de Obligado nunca se ejecutó porque nunca quedó firme. Antes de eso, la aceleración de la ejecución de la pena por estímulo educativo le permitirá ahora acceder a la libertad condicional y salir de su casa. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más Artículos