Deuda: el Gobierno captó $126.000 millones y se encamina a cerrar el mes mejorando su financiamiento

0
118

Según publica La Nación Acumula un colchón de $149.200 millones en nuevos recursos genuinos, monto con el que cubre el 67% de los vencimientos que enfrenta a fin de mes.

Por: Javier Blanco

El Gobierno tomó hoy del mercado unos $126.000 millones, monto que duplica los montos mínimos que buscaba captar y supera en 2,8 veces los vencimientos de deuda inmediatos por unos $45.100 millones que enfrentaba.

De esta manera amplió, en la primera subasta posterior a la elección parlamentaria, el colchón de prefinanciamiento que ya tenía en el mes de $68.200 millones hasta los casi $149.400 millones (considerando los $81.100 “extras” conseguidos hoy) y logra tener ya cubiertos el 67% de los vencimientos de deuda por un total de $225.000 millones que enfrentará desde la segunda parte de la semana que viene y hasta el final del mes.

“Conseguimos posicionarnos para cerrar la semana que viene el mes con la mayor tasa de roll over de los últimos meses”, comentaron con satisfacción desde la Secretaría de Finanzas, a cargo de Rafael Brigo, tras recordar que la proporción cubierta puede elevarse unos puntos más cuando se concrete la segunda vuelta, exclusiva para la participación de los bancos y agentes que asumieron el rol de “creadores de mercado”.

Para lograrlo, el equipo que conduce Brigo jugó, en la primera subasta tras la elección parlamentaria, dos de los instrumentos más confiables a la hora de traccionarle recursos: un Bote TY22, bono que tiene demanda cautiva de los bancos (porque aunque paga poco lo pueden usar para integrar encajes, operaciones por las que no reciben renta usualmente); además de una Letra del Tesoro (Lecer) y otro bono con capital ajustable por inflación (Boncer), papeles muy buscados por los inversores -en general- para cubrirse en vistas a las expectativas inflacionarias cada vez más elevadas para los meses que siguen.

No en vano el 67% de los recursos que al Tesoro Nacional le ingresarán el martes (día de la liquidación) fueron atraídos por estos tres instrumentos.

Entre ellos, juntaron casi $84.000 millones: unos $48.400 millones aportados por el TY22 tan buscado por los bancos porque les permite cobrar 32% de interés anual por una obligación prudencial que antes constituían a tasa 0. Los $35.600 millones restantes llegaron por adjudicaciones de la Lecer ($27.150 millones) a vencer a fin de junio de 2022 y el Boncer TX23 (otros $8418 millones), que caducará en marzo del 2023, títulos que pagarán tasa del 0,25 y 2,2% sobre la inflación que se registre en su período de vigencia y que habían recibido ofertas de compra por por $46.500 millones, lo que revela que Economía intentó administrar el nivel de exposición que la deuda ya tiene a ese indexador.

Por su parte, las Letras de Tesoro emitidas a menor plazo (Lelite y Ledes) aportaron los $35.050 millones restantes, mejorando su performance ahora que Finanzas ofreció mejores tasas.

En el caso del papel por vencer en apenas 27 días, diseñado para la demanda de los Fondos Comunes de Inversión (FCI) de liquidez más inmediata y que pagará tasa del 34,75% anual (un punto superior a la que se venía ofreciendo), atrajo $13.000 millones mientras la Letra de Descuento por vencer a fin de enero, y que pagará una tasa del 41,53% anual (casi 143 puntos mayor a la validada en la última licitación), sumó otros $22.000 millones.

Con el resultado del día el Gobierno acumula en lo que va del año un financiamiento neto positivo de $592.645 millones, “lo que implica una tasa de refinanciamiento del 120% anual, que está en línea con los objetivos”, destacan. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí