El barbijo vuelve a ser obligatorio al aire libre en París por el imparable avance de la Ómicron

0
135
Vuelven los barbijos en París

Según publica Clarín Es desde este viernes. Habrá multas para quienes no cumplan con la imposición. Francia reportó un récord diario de 208.000 nuevos casos en las últimas 24 horas.

Los residentes y los turistas en París deberán usar barbijo cuando estén al aire libre a partir de este viernes, debido a que en Francia continúa el aumento acelerado del número de casos de COVID-19 impulsados por la variante Ómicron

La prefectura de la policía de París informó este jueves que la norma aplicará a las personas mayores de 12 años, y solo estarán exentos al andar en bicicleta o motocicletas, viajar en automóvil particular, o practicar actividad deportiva.

Tampoco se exigirá el uso obligatorio de barbijo en los dos grandes parques adyacentes a París, el Bois de Boulogne y el de Vincennes, y en las zonas de los aeropuertos de Charles de Gaulle, Orly y Le Bourget.

Quienes no cumplan con la imposición se enfrentan a multas de 135 euros (153 dólares).

París, la ciudad más poblada de Francia, con 2,1 millones de habitantes, es uno de los epicentros de la quinta ola de coronavirus en el país. Francia reportó un récord diario de 208.000 nuevos casos de COVID-19 el miércoles.

La delegación del Gobierno de la región parisina tomó la decisión tras registrarse una tasa de incidencia de más de 2.000 casos de Covid-19 por cada 100.000 habitantes.

Los cubrebocas ya son obligatorios en tiendas, instalaciones públicas y edificios de oficinas y en el transporte público en Francia.

Para frenar la escalada exponencial de cantidad de contagios de Covid-19, los diferentes países europeos han aplicado diversas medidas restrictivas para evitar la circulación masiva de ciudadanos y las aglomeraciones, en especial por las celebraciones de Navidad y Año Nuevo.

Una de esas medidas afectó a París, que este año no tendrá sus tradicionales espectáculos de fuegos artificiales y conciertos previstos para festejar la llegada del nuevo año en los Campos Elíseos, para cumplir con las medidas del Gobierno francés destinadas a luchar contra el coronavirus.

Si bien la ola de coronavirus provocada por la variante Delta no ha terminado, el nuevo aumento de casos impulsado por la alta contagiosidad de la cepa Ómicron está en camino de imponerse en Francia y en todo el mundo. La Federación Francesa de Hospitales advirtió hace días que “las semanas más difíciles aún están por llegar”.

La variante Ómicron, identificada hace un mes en Sudáfrica, ha sido detectada en unos 90 países de todo el mundo y se propaga aceleradamente por Europa, donde según la Comisión Europea podría convertirse en dominante para mediados de enero. (Clarín)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí