El atentado a CFK, el uso político y el cuento del zorro

Publicado el

spot_img
- Publicidad -

(Por: Rubén Lasagno) – Después de lo ocurrido, sobrevino lo que ya todos sabemos y esperábamos: el uso político

El primer síntoma lo planteó el presidente Alberto Fernández cuando salió con su comunicado leído en cadena nacional, no solo repudiando el hecho grave, sino catalogándolo de un “hecho político” cargándole las culpas a los “mensajes de odio”, sin especificar cuáles, pero excluyendo a su sector político, por lo tanto, con claras implicancias a la oposición y a los medios de comunicación como infaltable objeto de ataque sistemático por parte del discurso oficial y de los medios hegemónicos del FPV.

El presidente Alberto Fernandez da un mensaje a la población luego del atentado contra la vicepresidenta Cristina Kirchner - Foto: NA

A partir de allí y como lo hace de manera recurrente, el kirchnerismo viró su relato hacia la victimización, desechó la posibilidad de que el atentado pueda tener una génesis distinta y comenzó a ensombrecer todo con el único objeto de acarrear agua para su molino.

El discurso de odio

- Publicidad -

Como sucede en el relato de evidente contradicción que sostiene el Frente para la Victoria, uno de los principales argumentos que esgrime el régimen como caldo de cultivo de lo ocurrido es el “discurso de odio”, proveniente desde aquellos sectores opositores o críticos al gobierno.

Dentro de este rubro, el kirchnerismo pretende aglutinar a los opositores, a los críticos, a la justicia, a quienes no les caen bien y especialmente a los medios de comunicación que ventilan sus miserias y corruptelas

Pero quienes realmente sostienen un mensaje de odio permanente son ellos mismos, los personeros del gobierno, los quinta columnas de los medios pautados, los satélites funcionales como D´Elía, Bonaffini, Brieva, Carlotto, Grabois, De Pedro, Larroque, Máximo y tantos otros, que invitan a pasar por encima con un camión a la gente, llaman a una guerra civil para defender a Cristina, piden fusilar a Macri y amenazan a todo el mundo en salvaguarda de una mujer corrupta que se debe defender con pruebas ante la justicia y no con el relato fascista y violento.

Los grandes operadores de los escraches y el uso de la información oficial de la AFIP para revolearle carpetazos, hablan de que el odio está en los otros y los más violentos, discriminadores y maltratadores son los generadores de este contramensaje inédito y que plantea un silogismo falso en todo momento.

Una simulación exagerada

Lo que comenzó con el presidente decretando “un feriado nacional” como si se tratara de un día festivo, fue el puntapié para una extraordinaria exageración partidaria de quienes días antes comenzaron a poner en un sitial de santa a la vicepresidente e inclusive, su propio hijo, adelantaba por sus medios pagos que “buscaban la muerte de un peronista”.

El feriado para promover y/o facilitar una marcha nacional en apoyo a Cristina Fernández, es un circo del gobierno con el fin de capitalizar el hecho grave por cierto, pero sin reparar en la situación en si, sino en la oportunidad de meter a todos los argentinos en este acto sensiblero del oficialismo quien solo ve sus propios intereses y no le importa nada todo lo demás.

La patología ideológico-partidaria de La Cámpora y su séquito de militancia rentada, ha creído que los argentinos se encolumnarían detrás de CFK y le falló el cálculo; solo unos pocos acompañaron las marchas y si mañana convocan por sus candidatos, ninguno de ellos aparece en la calle.

Y hoy brotaron marchas masivas, tribuneros, declarantes de todo tipo y color y hasta la vocera presidencial alegando que la instalación del “mensaje de odio” ha generado este acto deleznable, el cual no va solo en contra de la vicepresidente, sino contra la institucionalidad del país, como el asesinato del Fiscal Alberto Nisman, lo cual nunca fue reconocido por el kirchnerismo, sino por el contrario, discutido, encubierto y denostado en su memoria.

La paradoja del zorro

Ante un hecho tan grave como éste, el cual en un principio aglutinó a todo el espectro político nacional, inmediatamente comenzaron a aparecer los enfrentamientos partidarios en el Congreso, donde el kirchnerismo pretende borrar de un plumazo a quienes critican o sospechan de un escenario armado por ellos mismos y arremeten contra los legisladores disidentes amenazándolos de excomulgarlos, cuando sus fueros son para protegerlos de sus declaraciones, no como en el caso de CFK, empleados para quedar impune por corrupta.

Pero gran parte del país, comenzó a sospechar de todo lo ocurrido y las más locas elucubraciones comenzaron a cruzar las redes sociales, los medios de comunicación y los lugares más recónditos de la Argentina.

Empezaron a circular sospechas de todo tipo, la actitud displicente de la custodia, de la propia Cristina Fernández que luego del hecho siguió firmando autógrafos por 6 minutos, que más de 40 custodios no hicieron absolutamente nada para impedirlo, los dichos previos de Máximo y el mensaje de proscripción de CFK y sus ecos mediáticos, la pelea entre el Ministerio de Seguridad de la Nación y de CABA, las referencias de Víctor Hugo cargando contra la oposición, Magnetto y la culpa de Macri y Carrió, la estigmatización de los sectores críticos como culpables ideológicos de un hecho aún sin aclarar, son todos síntomas de que algo ocurre por una sola circunstancia: nadie les cree.

La metáfora que describe la fábula del zorro, quien siempre engañaba a todos todo el tiempo y el día que dijo la verdad nadie le creyó, es la paradoja kirchnerista.

Una vez más, como perro loco, el kirchnerismo se muerde la cola. Ahora vienen las evaluaciones posteriores sobre lo ocurrido. Habrá que ver qué dicen las pericias y la investigación judicial. Nada importa lo que digan desde el gobierno ni CFK desde las redes sociales ni en los actos militantes. Si nada se aclara, como es costumbre en nuestro país, las más estrafalarias hipótesis serán válidas en un país donde la clase política tiene más prontuario que antecedentes laborales y todo volverá a caer en el vicio y la impunidad, con el agravante de que esta vez se les va a volver en contra de aquellos generadores del caos y la división social en la Argentina.

Alberto Fernández visitó a la vicepresidenta Cristina Kirchner en su departamento de la calle Juncal -
Alberto Fernández visitó a la vicepresidenta Cristina Kirchner en su departamento de la calle Juncal –

Por lo pronto, desde el día 5 la defensa de Cristina Fernández deberá refutar ante el Tribunal y con pruebas, la acusación del Fiscal Luciani sobre la causa Vialidad. El caos comenzó el mismo día que Luciani pidió 12 años de condena y la intención del kirchenrismo ahora, es pedir que el juicio se suspenda por motivos de seguridad de CFK, último y principal objetivo de toda esta puesta en escena la cual ya comienza a bordearla la sospecha de que fue un acto inducido, creado y generado para este fin. (Agencia OPI Santa Cruz)

Más Noticias

- Publicidad -

Queremos que seas parte de nuestra membresía colaborativa

Necesitamos tu suscripción para seguir construyendo información sin dependencia. Pero además podes disfrutar de manera exclusiva del Club de Beneficios de OPI Santa Cruz.

11 COMENTARIOS

  1. Una vergüenza este circo. No creo nada.
    Lo armaron para distraer, victimizar y entretener… asi nos olvidamos de lo que pasa. Tarifas impuestos dólar inflación inseguridad juicio salud educación, recortes etc.
    Yo no me distraigo, yo no les creo. Yo no olvido.

  2. Alguna duda Ruben, esto es una puesta en escena un circo berreta montado por ellos mismos, no saben como hacer zafar al demonio de la justicia, por suerte gran parte del pais no les cree, son corruptos por naturaleza

  3. OPI, Uds. son valientes… Por favor, “sugieran” solo eso, que esto es muy sospechoso como para ser considerado un “notable guión cinematográfico”, mal realizado el montaje, en un video aparece empuñando el arma con la izquierda, en otro con la derecha… Que habilidad tenía el tirador, no ???. No, perdón no amartilló el arma…

    pd: esto es un plan de chavización de la Argentina, que si el Periodismo Independiente no frena, nos llevará a una dictadura infame…

  4. Como la boca al hablar nos permite conocer los deseos y las malas intensiones que muchas veces esconde el corazón, se puede percibir por los dichos de los comentaristas que me preceden, que la nota ha logrado con mucha astucia, incrustar en muchos de sus lectores pensamientos y/o noticias, que la sociedad hasta no hace mucho tiempo ponía en la balanza antes de aceptarlas como verdaderas. Hoy no es así, le creen en esta confusión política y social a cualquiera que en forma irracional se atreve a abrir la boca y decir lo que le parece, mezclando las cosas como si fuera un mazo de naipes y luego imaginando que es como se piensa. Esto se me ocurre pensar mientras leo la nota.

    • Eduardo: hay un principio fundamental en la Constitución de las democracias del mundo que se llama: LIBERTAD DE EXPRESIÓN. Nadie es tan bueno que pueda torcer la voluntad del otro ni nadie es tan tonto como para que influyan en su destino. Saludos

  5. Muy buen editorial, estimado, como señalo un periodista de CABA, “esto no es para tibios”…sakarlos va a costar, y sus patrañas y jueguitos, ya los konocemos, los delitos, las escenas que arman, reitero no es para tibios, esto requiere decisión y firmeza. CHORROS…

  6. 2 DIAS ANTES EL NENE MALCRIADO DIJO QUE EN KUALKIER MOMENTO MATABAN UN PERONISTA….DESPUES LA FARSA DEL ATENTADO…..Y……EL LUNES EMPIESA EL JUICIO…..DEMASIADAS KASUALIDADES……JAJAJAJAJAJAJAAAAAAAAAA

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más noticias