Amplio acuerdo en Diputados para dar media sanción al presupuesto

Amplio acuerdo en Diputados para dar media sanción al presupuesto

122
0
Compartir

El Gobierno se dispone a aprobar en Diputados el pago a los holdouts
03/11 – 09:00 – La Cámara baja se disponía a aprobar esta madrugada la propuesta del Gobierno con apoyo del massismo, el FAP y el peronismo no kirchnerista; prevé un crecimiento del PBI de 3,5%, un déficit de 4,2% y una inflación de 17%

Por: Laura Serra
Tras doce años de gobierno kirchnerista, con leyes de presupuesto aprobadas a libro cerrado a fuerza de imponer su mayoría, el primer presupuesto de la gestión de Mauricio Macri tendrá otra impronta. En efecto, la Cámara de Diputados se aprestaba esta madrugada a darle media sanción a la iniciativa merced a una amplia mayoría de oficialistas y opositores, que acordaron la inclusión de importantes modificaciones a favor de las provincias.

Con este apoyo mayoritario al presupuesto 2017, el Gobierno pretende revertir los traspiés que sufrió la semana pasada, cuando la oposición en el Congreso frenó algunas iniciativas clave. Una de ellas es la que instaura un régimen de participación público-privada para desarrollar obras de infraestructura: finalmente, la Cámara de Diputados la destrabó ayer y la giró al Senado.

Además, la Cámara baja se disponía anoche a aprobar el proyecto para acotar el uso de los superpoderes presupuestarios, una iniciativa también acordada con la oposición para limitar las facultades del jefe de Gabinete para reasignar partidas sin autorización parlamentaria.

El proyecto de ley de presupuesto 2017 estima que la economía crecerá el 3,5% del PBI y que el déficit rondará el 4,2%. Asimismo, prevé una pauta inflacionaria del 17% anual y un tipo de cambio de $ 20 por dólar. “Nuestro proyecto parte de parámetros razonables, hemos superado una triste experiencia de presupuestos con números que eran un dibujo inexplicable”, enfatizó el diputado Luciano Laspina (Pro), presidente de la Comisión de Presupuesto.

El kirchnerismo y los bloques de izquierda se disponían a votar en contra de la iniciativa oficial. En la voz del diputado y ex ministro de Economía Axel Kicillof, el Frente para la Victoria denunció que se trata de un presupuesto “de ajuste y de endeudamiento”, pues propone una pauta salarial del 17% anual -por debajo de las previsiones inflacionarias privadas- y prevé incrementar la deuda externa en 40.000 millones de dólares sólo en 2017.

“El Gobierno tiene dos objetivos claros: negociar salarios a la baja (a eso lo llaman competitividad) y sobreendeudar al país”, fustigó Kicillof.

En cambio, los legisladores del Frente Renovador, que lidera Sergio Massa; del Bloque Justicialista, y del Frente Amplio Progresista (FAP) se aprestaban a apoyar la iniciativa en general. Sin embargo, distintas voces alertaron sobre la situación económica actual.

“A poco de cumplir un año de mandato, en el gobierno de Macri el salario perdió casi siete puntos de poder adquisitivo, cayeron la actividad industrial y la construcción. La situación es muy complicada”, advirtió el diputado Diego Bossio. Su par del FR Marco Lavagna alertó sobre los riesgos de cubrir el alza del déficit con más deuda. “La Argentina es como un paciente alcohólico: empezamos a tomar deuda y no sabemos luego cómo frenar”, señaló.

De todas maneras, los diputados del peronismo no kirchnerista celebraron las modificaciones incorporadas en la iniciativa, en su mayoría destinadas a reforzar las partidas de obras públicas para las provincias. Para ello se reasignarán 4500 millones de pesos al Ministerio del Interior y Obras Públicas y se destinarán otros 5000 millones al Fondo Solidario Federal, que se distribuye automáticamente entre las provincias para obras de infraestructura.

“Asimismo, reforzamos en 2600 millones de pesos las partidas de distintos organismos (al complejo científico tecnológico se girarán 1300 millones extras), al tiempo que las universidades sumarán otros 1000 millones de pesos”, exaltó el diputado Laspina, quien explicó a LA NACION que la suba del gasto no insumirá más de 9000 millones de pesos. El legislador también destacó el proyecto para limitar el uso de los superpoderes. “Estamos dando un gran paso en la recuperación de las instituciones, en especial de las atribuciones del Congreso”, enfatizó Laspina.

“Es un avance, pero hay que decir que desde marzo pasado la oposición reclama una ley para acotar los superpoderes y recién ahora se la discute -reprochó Lavagna-. Además, el Poder Ejecutivo mantiene los decretos de necesidad y urgencia como herramienta de manejo discrecional del presupuesto.”

El Senado lo convertiría en ley a fin de mes

Mauricio Macri podría tener convertido en ley el primer presupuesto elaborado por su administración el próximo 30 de este mes si el proyecto, que al cierre de esta edición se debatía en la Cámara de Diputados, es avalado en comisiones del Senado sin modificaciones.

Esto se desprende del anuncio formulado ayer a LA NACION por el jefe del bloque de senadores del FPV, Miguel Pichetto (Río Negro), quien aseguró que la Cámara alta tratará el proyecto de ley en la sesión prevista para esa fecha, último día de sesiones ordinarias del año.

Para cumplir con los plazos anticipados por Pichetto, el texto debería obtener dictamen de comisión a más tardar el 23 de noviembre próximo. (La Nación)

No hay comentarios

Dejar una respuesta