Ricardo Jaime se considera un perseguido político

Ricardo Jaime se considera un perseguido político

93
1
Compartir

Ricardo Jaime declara ante Ercolini y podría quedar preso en la cárcel de Ezeiza
15/11 – 09:10 – Declaró en indagatoria por la extensión irregular de la concesión de la Terminal de Ómnibus de Retiro

Por: Omar Lavieri
En la misma línea argumental de la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner, Ricardo Jaime, ex secretario de Transporte entre 2003 y 2009 adujo ser un perseguido político.

Fue citado a indagatoria por las irregularidades que cometió cuando como secretario de Transporte de Néstor Kirchner le extendió hasta 2015 el contrato de concesión de la Terminal de Ómnibus de Retiro al empresario Néstor Otero.

En 2015 Jaime se declaró culpable de haber cobrado coimas. Lo hizo para evitar un juicio oral y público. Uno de los casos por los que se lo acusaba era el de haber recibido una mensualidad de parte de Otero. El empresario pagaba todos los meses el alquiler del departamento donde vivía el funcionario público-Jaime- que debía controlar si se cumplía con los términos del contrato de concesión de la Terminal de Retiro. Esto sucedía al mismo tiempo que se renegociaba el contrato que fue extendido.

Se comprobó también que Otero le regaló a Jaime un hotel en Carlos Paz, una casa de fin de semana en San Isidro -luego de la extensión del contrato-, entre otros bienes.

El juez Sebastián Ramos citó a Jaime a pedido del fiscal Carlos Stornelli debido a las irregularidades en la renovación de la concesión de la Terminal de Retiro. Otero continúa al frente de Retiro porque el macrismo -que le otorgó el negocio de la Terminal del Sur de la Ciudad– le prorrogó el contrato hasta que haya un nuevo llamado a licitación pública.

Jaime presentó ayer un escrito ante Ramos con una explicación técnica.

Pero antes hizo una manifestación política coincidente, por ejemplo, con la de la ex presidente y la del ex ministro de Planificación Julio De Vido cuando fueron indagados por la obra pública vial entregada a Lázaro Báez. Fernández de Kirchner, De Vido y Jaime dijeron ser perseguidos políticos.

Jaime, condenado también por la Tragedia de Once, dijo ante Ramos que existe una “persecución política y judicial hacia mi familia y hacia mi persona hecho que agrava no sólo mi salud psíquica y física sino que deja claramente expresado que la persecución que hago referencia no tiene fin…”

Detenido desde abril pasado por orden de tres jueces federales diferentes que lo investigan en otros tantos casos de corrupción, Jaime agregó -en su declaración a la que accedió Infobae– que “Puedo solamente citar a modo de ejemplo que estoy privado de mi libertad desde hace ocho meses con el solo fundamento de la posibilidad de fuga o alteración de prueba sabido es que siempre me he mantenido a derecho en toda la vida pública y más aun a partir del 1 de julio de 2009 cuando dejé el cargo que ostentaba en el Poder Ejecutivo Nacional”.

La declaración de Jaime tiene un error y una omisión. Está preso desde hace siete meses y se olvidó de decir que estuvo prófugo de la Justicia durante una semana cuando en 2013 el juez Claudio Bonadio había ordenado su detención, en otro de los casos de corrupción por los que fue procesado y deberá afrontar un juicio oral y público.

Luego del alegato sobre su persecución política, Jaime entregó un escrito con detalles técnicos sobre su actuación en el que negó haber cometido delito cuando extendió la concesión de la Terminal de Retiro a Otero, uno de sus benefactores. No contestó preguntas.

Pero Jaime también fue indagado por el proceso mediante el que se llevó adelante la licitación para la construcción de una nueva playa de vías, la plataforma ferroviaria y los edificios de la nueva estación de trenes de Mar del Plata. Explicó Jaime que a través de la resolución 128 de la Secretaría de Transporte, adjudicó la licitación en 2007 y se dio un plazo de 24 meses para la construcción de la obra. El contrato lo ganó una UTE conformada por Otero y el Grupo Emepa del empresario Gabriel Romero.

Como dejó su cargo en julio de 2009, Jaime responsabilizó a su sucesor Juan Pablo Schiavi, por una modificación de plazos y de la obra acordada en mayo de 2010. Y también señaló a De Vido cuando dijo que “todo lo actuado fue ratificado por el señor Ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, y finalmente aprobado por decreto del Poder Ejecutivo Nacional”.

Jaime se siente perseguido, como la ex presidente y como De Vido. A diferencia de Fernández de Kirchner y del ex ministro de Planificación, Jaime pasa sus días en la cárcel de Ezeiza. Allí tiene algunos problemas relacionados con su alimentación y su salud. Debe ser por eso que -dice su abogado defensor- bajó mucho de peso. (Infobae)

1 Comentario

  1. Jaime cucaracha corrupta, vos repetís como un infradotado el argumento de la jefa de la asociación ilícita y todos sus secuaces, que son perseguidos políticos y esgrimen a diario argumentos infantiles al igual que la ladrona detenida Sala, no solamente que nadie les cree porque las pruebas en su contra son abrumadoras, sino que cada día que pasa siguen apareciendo mas y mas delitos por Uds perpetrados, que significa esto ? que son VULGARES DELINCUENTES HDRMP !!! nos robaron el país, las ilusiones y el futuro, la persecución existe, es real y sabés perfectamente que no es política, sino Judicial como debe ser para miserables y peligrosos hampones como Uds.

Dejar una respuesta