Investigarán a Parrilli por tráfico de influencias para presionar a jueces

Investigarán a Parrilli por tráfico de influencias para presionar a jueces

109
0
Compartir

El Secretario General de la Presidencia Oscar Parrilli ayer mostraba la carta a la prensa - Foto: Presidencia
14/02 – 09:30 – El ex jefe de inteligencia kirchnerista fue imputado en un caso que involucra a Echegaray

Por:Hernán Cappiello
El fiscal federal Ramiro González impulsó una investigación contra los ex jefes de inteligencia kirchneristas Oscar Parrilli y Juan Martín Mena para determinar si cometieron el delito de tráfico de influencias para presionar al juez Sebastián Casanello . La imputación incluye al ex titular de la AFIP Ricardo Echegaray, a quien los ex funcionarios buscaban beneficiar.

La investigación está en manos del juez federal Marcelo Martínez de Giorgi, a quien el fiscal González le pidió obtener informes de las compañías de teléfono celular sobre las líneas de Mena y Parrilli.

Parrilli apareció hablando con Echegaray y allí el ex jefe de la AFIP le pidió que intercediera para que el juez Casanello no lo procesara. Parrilli dijo que no conocía a Casanello, de quien mencionó que era “presionable por los medios”. En otra llamada con Mena hablan de que Julián Álvarez llame al juez.

Allegados a Casanello dijeron a LA NACION que el juez no tiene ni el celular de Julián Álvarez y que jamás cruzaron llamadas.

Casanello indagó a Echegary y debe resolver si lo procesa, pero antes se está discutiendo en Casación si el ex jefe de la AFIP ya fue indagado por los mismos delitos. El ex juez Norberto Oyarbide en una causa parecida lo sobreseyó en un fallo consentido por el fiscal Marijuan. Ahora Echegaray dice que esta causa es por los mismos hechos. Casanello rechazó todos los pedidos de Echegaray, pero el ex funcionario siguió apelando y ahora debe decidir la Casación.

Parrilli fue procesado la semana pasada por encubrimiento agravado del narcotraficante Ibar Pérez Corradi, en una causa en la que se difundieron conversaciones entre el ex funcionario y la ex presidenta Cristina Kirchner.

Por esa difusión, la ex presidenta denunció que estaba siendo espiada por el gobierno de Mauricio Macri y acusó al juez del caso, Ariel Lijo; al fiscal Guillermo Marijuan; al presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, y al actual jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas.

Cristina Kirchner hizo la denuncia en los tribunales federales de Río Gallegos, representada por su sobrina, Romina Mercado. Allí la fiscalía impulsó la acción penal, mientras que el juez federal subrogante Javier Leal de Ibarra se excusó de intervenir precisamente por ser uno de los funcionarios a cargo de las escuchas y lo derivó a otro magistrado.

Mientras, Parrilli presentó ayer un escrito en el juzgado federal a cargo de Rodolfo Canicoba Corral para ampliar la denuncia por las escuchas difundidas de manera ilegal y consideró el hecho como “el escándalo de espionaje político más espectacular de la historia democrática argentina”.

En el escrito se acusa como responsables al juez Lorenzetti, a los camaristas Martín Irurzun y Leal de Ibarra, al responsable del área Tomás Rodríguez Ponte y a los jefes de la ex SIDE Arribas y Silvia Majdalani. También se solicita allanar la oficina desde donde se realizan las escuchas. (La Nación)

No hay comentarios

Dejar una respuesta