Belloni y la profecía autocumplida

Belloni y la profecía autocumplida

840
11
Compartir

Belloni y la profecía autocumplida – Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz

12:30 – Sin más vuelta y sin bozal, ante el fracaso del PJ/FPV y la falta de referentes políticos en Santa Cruz, el Intendente de El Calafate, Javier Belloni se largó al ruedo, con demasiada anticipación para mi gusto, pero con marcada incontinencia de figuración, le comunicó al mundo que él es “la renovación” del kirchnerismo en esta provincia y por tal motivo, aspira a ser gobernador en el año 2019.

El hombre K, ahora pretendiendo ser “menos K” que antes, pero sin poder despegarse del sello invisible que lleva en la frente, dijo en los medios amigos que el partido peronista necesita “una renovación”, con lo cual, su presentación como nueva alternativa de ese movimiento, es un verdadero oximorón.

Hace años que Belloni intenta colarse en la grilla y desde el 2012 lo venimos adelantando; solo que La Cámpora fortalecida por el protagonismo de los últimos años, había postergado sus planes y CFK con el dedo hacia abajo, cumplía a rajatablas los caprichos del vago, a quien nada le gusta menos (tal como a su padre) que en su jardín florezcan malezas políticas con algún capital propio, que puedan cortarse solos y formar rancho aparte.

En septiembre de este año, advertimos que el llamativo “homenaje” de Belloni a Arturo Puricelli tenía “olor a campaña 2019” y claro, no nos equivocábamos. El Intendente K, pretende edificar poder colgado de los votos del FPV, pero construyendo un espacio que en el corto y mediano plazo, se desvincule definitivamente de lo peor que dejó la política provincial y nacional, especialmente si a CFK se le complica el frente judicial, temiendo que una debacle definitiva de la familia, lo arrastre por una razón de proximidad física e ideológica, a la pérdida irremediable de votos, cuando más lo necesite.

El impulso final se lo dio el ingreso de Ana María Ianni, su concejal favorita, al senado. Si bien lo hizo por la minoría y con el impulso de la inercia electoral del residuo electoral que dejó el kirchenrismo en la provincia, Belloni cree que tiene plafón propio, no lo quiere “rifar” y pretende capitalizarlo a futuro creando un espacio dentro de otro espacio, como aquellas iniciales “teorías de conjunto” que tantos nos desvelaban en los primeros años de vida escolar.

El problema de Belloni es que no siempre querer es poder. Básicamente su electorado es local y solo con eso no se gana una elección. Pero como aún la Ley de Lemas no ha sido abolida por la Corte Suprema de Justicia, que se ha tomado su tiempo para expedirse, Belloni tiene luces y sombras sobre su futuro, lo cual deberá resolver acarreando los pocos beneficios que le traiga el FPV, con un porcentaje de votantes más o menos garantizados y el lastre de ser un poder en caída y con muchos emergentes que hoy aprovechan esta debilidad institucional, para poder aparecer como “renovadores”, igual que él, aún cuando sean los mismos culpables (como él) de la crisis de gobernabilidad que afecta a Santa Cruz.

Con Ley de Lemas, alrededor de Belloni aparecerán como hongos los candidatos K que pretenderán sumarse a la “renovación” de cara al 2019. El Intendente, confía en imponer su “prestigio y convocatoria” por sobre los demás y en ese marco, sueña en que todos, finalmente, terminarán sumando sus votos a su proyecto de investirse como gobernador.

Si la Ley de Lemas se levanta, deberá pelearle cara a cara la elección a Eduardo Costa y allí tendrá que tejer alianzas con sectores desperdigados del PJ, como los que lidera Peralta y permitir que Máximo y Cristina le allanen el camino, para que no le dinamiten su candidatura. Para ello deberá ceder. En esta opción, Belloni, aún con un caudal importante de votos cautivos en El Calafate pero sin peso en el resto de la provincia, difícilmente podrá acercarse a Costa en cantidad de votos.

En los últimos días Javier Belloni dijo por los medios lo que muchos quieren escuchar: “la gente está cansada del Frente para la Victoria y también está cansada de Costa”, expresó, como si él fuera un ángel redentor bajado de los cielos, jamás contaminado, impoluto y extraño a esta provincia donde todo el desmadre provino de la mano del partido que dice representar.

Ha tenido la desfachatez de presumir que “la gente necesita caras nuevas”, aún cuando su cara nos recuerde lo más viejo de la política provincial, la trama antigua del poder K, sus vinculaciones, sus negocios cruzados con Néstor y Cristina y la total sumisión de su reincidente gestión como intendente, a los designios de la ex familia presidencial. Negar su historia, es propio del kirchnerismo, pero negar la realidad es una patología de la cual no se puede curar ninguno de ellos y finalmente, termina pasándole por arriba.

En los meses por venir veremos cómo Belloni intenta construir poder con los desechos de un partido que otrora no necesitaba de nadie y hoy debe alimentarse de residuos culpables y culposos, a su vez, de la caída en desgracia del espacio que hoy muchos niegan (entre ellos la ex presidenta), pero el cual no pueden negar.

De esta manera Belloni trata de erigirse en un “referente” político y conducir un espacio que sea el mismo de siempre, pero con maquillaje de renovación. Sin duda en poco tiempo más, ya veremos perfilarse dentro del mismo a nombres y apellidos conocidos, repetidos, que en su momento pasaron por la función pública o la legislatura quemándose a lo bonzo, pero serán reeditados como las grandes promesas para sacar a Santa Cruz del miserable lugar donde ellos mismos, la han metido. (Agencia OPI Santa Cruz)

11 Comentarios

    • ANTE LA INUTILIDAD DEL GOBIERNO NACIONAL Y DE LOS LEGISLADORES DEL DICTADOR REPRESOR MACRI QUIÉN AL NO SABER NADA DE GOBERNAR PARA EL PUEBLO ARGENTINO SOLO.ATINA A GENERAR POLÍTICAS IMPUESTAS POR EL FMI y.LA BANCA.MUNDIAL DONDE SÓLO COMO EN LOS 70′ y LOS 90′ SE HICIERON MILLONARIOS y MULTIMILLONARIOS DE AHI VIENE MACRI Y SU HORDA DE SECUACES ……

  1. Desde hace tiempo viene moviendo a los votantes de la villa. En 2013, puso en movimiento a 1.400 padres y consagró a Valeria Barria Felgueroso como vocal por en el CPE.
    Ahora un nuevo candidato de El Calafate aparece. Asi que el 2 de diciembre se verá si entra por el impulso de la localidad cordillerana

  2. jojojo ahora se acordaron que existe el peronismo, la cuestión es salvarse de cualquier manera antes que la sangre llegue al río y tengan que responder por sus actos durante 3 décadas.

  3. El 59% del padrón de El Calafate no le alcanza al gordo. Y si Costa se presenta a gobernador es probable que gane nuevamente. Aunque la oposición debería renovarse.

  4. Pobre tipo, la codicia lo tiene pelotudo, hay que ser muy, pero, muy boludo para no darse cuenta que de a poco se extinguen los KK. Esta subestimando al pueblo, cree que la mayoria sigue siendo estúpida…debería probar con laburar en serio…..tarado

Dejar una respuesta