Quién es la militante kirchnerista detenida en la causa por la mafia...

Quién es la militante kirchnerista detenida en la causa por la mafia de los contenedores de la Aduana

648
0
Compartir


14:00 Gladys Fabiana Fernández conoce a la familia presidencial desde hace 15 años. El juez en lo penal económico Marcelo Aguinsky ordenó ayer su detención porque la considera parte de una asociación ilícita

El juez en lo penal económico Marcelo Aguinsky ordenó ayer la detención de Gladys Fabiana Fernández, conocida como “la licenciada Patricia Fernández” en los pasillos de la Aduana de Buenos Aires, pero también como “la militante kirchnerista arrepentida”, porque confesó en los medios de comunicación algunos delitos de los que se la acusa. La Justicia considera que formó parte de una “asociación ilícita” para realizar maniobras de contrabando.

Según Aguinsky, Fernández formó parte del engranaje de corrupción que se investiga como la “mafia de los contenedores”, causa por la que están detenidos también el empresario Oldemar “Cuky” Barreiro Laborda y Claudio “Mono” Minnicelli, cuñado del exministro de Planificación, Julio De Vido. De manera puntual, la acusa de intentar sacar uno de los 900 contenedores con contrabando retenidos en la Aduana y que el propio Juan José Gómez Centurión, hasta hace poco titular del organismo, denunció ante la Justicia.

En el mes de septiembre, ya había sido detenida por pedido de la fiscal Gabriela Ruiz Morales, pero consiguió su excarcelación. La Sala B de la Cámara en lo Penal Económico anuló esa resolución, dispuso el allanamiento de su propiedad –ubicada en un barrio privado de Canning– y también su detención a cargo de la Superintendencia de Delitos Federales de la PFA, que se concretó en la localidad de Hurllngham.

Luego de esta primera detención, Patricia Fernández explicaba en una entrevista con A24 su situación: “No soy millonaria, la coima o sacar un papel de abajo y ponerlo arriba, desde que tengo uso de razón, siempre estuvo; yo tuve la picardía o la rapidez de poder hacer otro tipo de cosas. Yo cobraba caro por decir cómo solucionar un papel”. En otro tramo, fue un poco más explícita: “Usé la política a favor mío (…) Me arrepiento, me agarraron por Whatsapp, por usar el teléfono”.

“Estoy por un contenedor que se lo di al compañero Palomino y al señor Costas; Palomino -ex funcionario de la ONCCA- llegó con 30 mil dólares para comprar voluntades dentro de la Aduana”, reconocía en ese momento. En septiembre, la policía también detuvo a ambos mientras pagaban 30 mil dólares en efectivo en el depósito fiscal Exolgan para intentar sacar un contenedor con productos de electrónica con un documento de embarque falso.

Hasta su primer detención, Gladys Fernández o “Patricia” ostentaba un alto perfil en las redes sociales: decía que era abogada, despachante de aduana y técnica en comercio exterior, publicaba imágenes junto a autos importados de alta gama, junto a los ex presidentes Néstor Kirchner -incluso escribió un libro sobre él- y Cristina Fernández. “Soy consciente de que soy corrupta, pero el sistema te lleva a ser corrupta. A mí me tocaron el timbre de mi casa Néstor y Francisco Larcher, que fue el encargado de armar toda la estructura dentro de la Aduana” , explicaba.

Además, en la misma entrevista, que se realizó el pasado 26 de octubre, advertía: “La causa está en secreto de sumario. No me voy a guardar silencio, voy a contar todo lo que sé”.

Por otro lado, y en relación a lo actuado por la Justicia en la causa de “la mafia de la Aduana”, el juez Aguinsky considera al cuñado de Julio De Vido, “Mono” Minnicceli, como “un estrecho colaborador” del supuesto jefe de la banda, Carlos “Cuqui” Barreiro Laborda, que se encamina a juicio oral y público junto a los ex jefes de la Aduana en el puerto Osvaldo Alberto Giacumbo y Edgardo Rodolfo Paolucci, además de Mauro Daniel Delmastro, Federico Ernesto Tiscornia Salort, Néstor Orlando Frega, ex oficial de inteligencia de Fuerza Aérea; Vanesa Valeria Calamante, Martín Aníbal Corral, Santiago Néstor Jiménez y Rodolfo Enrique Trebino.

Todos los enviados a juicio se encuentran con procesamientos firmes por los presuntos delitos de “asociación ilícita” y “contrabando agravado”. Aguinsky sostuvo que los acusados “habrían intentado, merced a su organización y distribución de funciones, y con la connivencia de funcionarios de la Dirección General de Aduanas, ingresar a la República Argentina la mercadería almacenada en (seis) contenedores”.

Y lo habrían hecho “declarando ante el servicio aduanero información falsa con la que pretendieron eludir los controles dispuestos por aquel organismo”, según se desprende “de los elementos documentales incorporados al expediente y de las conversaciones telefónicas interceptadas”.

También está procesado con prisión preventiva en esta causa el empresario Sung Ku Hwang, coreano extraditado desde su país conocido como “Mister Korea”. (Infobae)

No hay comentarios

Dejar una respuesta