jueves, enero 21, 2021
16 C
Río Gallegos

¿Qué hará la Jueza Federal Asquenazi Vera con la cautelar de Lázaro?

La Jueza Federal la Dra Andrea Belinda Askenazi Vera - Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz
23/12 – 12:30 – El Interrogante sigue abierto. ¿Avalará la jueza Federal de Río Gallegos, el pedido de la cautelar presentado por el empresario para colocar una mordaza a los medios, para que no hablen de su realidad fiscal y la vinculación de sus empresas con las de la familia presidencial?. ¿Dejará la Jueza en manos de los subrogantes, la aceptación de la medida interpuesta? ¿Tendrán peso político las declaraciones de Jorge Capitanich?.

En teoría hoy vence el plazo para que la jueza Federal de Río Gallegos, acepte o rechace la medida cautelar interpuesta por Lázaro Baéz para que no la Nación ni cualquier otro medio, puedan hablar de la realidad fiscal, empresarial y comercial de las empresas de Lázaro y de esa manera su vinculación con la familia presidencial, un hecho que tiene preocupadísimo al poder, por las derivaciones que puede llegar a tener en cuanto a demostrar que existe complicidad entre uno y otro para el lavado de dinero, que se viene investigando.

De acuerdo a fuentes consultadas por OPI, la Jueza en principio tenía plena intención de aprobar la medida, solo que el escándalo mediático que se armó alrededor del caso, ha hecho que se postergue la decisión de hecho plenamente inconstitucional, más aún cuando el propio Jorge Capitanich, ha salido a expresar su desacuerdo con el pedido que hizo Báez.

Detrás de la mano de esta cautelar, indudablemente está Carlos Zanini; uno de nuestros asesores en materia judicial y política no dudó en expresar “esto no se gestó acá, lo hizo Zanini y siendo así, la Jueza (Asquenazi Vera) ya tiene la orden de aprobarla”; sin embargo agregó “el escándalo que se armó, hace que la jueza dude ahora, si lo va a apoyar o no, porque la dejaría en el ojo de la tormenta y ya no tendría retorno; en el futuro cualquier cosa que haga y decisión que tome la atarán al kirchnerismo y esto podría comprometer su futuro como Jueza”, indicaron.

La Justicia entra en feria, por lo tanto, el segundo escenario que podría plantearse es que Asquenazi Vera le deja en manos de su Secretario o del Dr Alejandro Baldini (segundo en sucesión), el subrogante, la aceptación de la cautelar o en su defecto de quien le sigue en la lista, el Dr Mauricio Bernardo Mariani. Ambos, además de ser socios en el mismo estudio, constituyen la lista de conjueces K que se aprobó en el mes de mayo, cuando se desplazó del Juzgado Federal a la Dra Álvarez.

Esta sería una forma de lavarse las manos de la jueza y dejar que oficien de verdugos algunos de estos abogados que acompañan “al modelo” y podrían jugar, en esta oportunidad, para que no recaiga sobre Vera, toda la responsabilidad de la decisión”, nos dijo nuestra fuente.

En cuanto a fundamento de la medida, donde piden censura previa y las justificaciones posteriores de que se trata de “negocios entre privados”, las fuentes de Tribunales que entrevistó OPI, desmintieron absolutamente todo “las operaciones que hacen las empresas se asientan los Registros Público y por lo tanto el acceso a esa información es pública. Acá están acostumbrados a hacer todo “secreto”, pero eso no va en esta oportunidad y cuando se justifica las acciones entre privados, se miente, porque ese “privado” está haciendo negocios con el estado y además, su principal proveedor de obra pública es nada menos que el presidente de la nación; no hay escape por este lado”, consignó nuestro entrevistado.

Ya sobre el tema forma respondió “yo como Juez te puedo o no hacer lugar a la cautelar. Si lo hago, automáticamente le corro traslado al demandado, que en este caso no sabemos quien es, porque se trataría de un “demandado general”, ya que al no haber precisiones abarca desde el medio de Uds (OPI) hasta Clarín o el Heraldo de Berasategui”, nos explicó

Si la cautelar se aprueba, los medios van a contestar por el informe del Artículo 7mo y allí dirán que tienen derecho constitucional a expresar sus ideas por la prensa sin censura previa y todo eso. En este caso, sobre la cuestión a resolver, la jueza tiene un plazo de 10 días para expedirse. Ahora – prosiguió – si quien deba resolver dice que tiene razón el periodismo y hay pleno derecho de publicar esta información, se cae la cautelar automáticamente; si acaso dicen que no tienen derecho, la cautelar persiste en el tiempo hasta que vayan a la Cámara Federal de Comodoro Rivadavia”.

Los consultados hicieron hincapié en saber puntualmente si Baldini y Mariani están en la ciudad, previendo que si realmente es así, recibieron la orden de quedarse para tratar el tema.

Con respecto a la demora para expedirse la jueza, apuntaron a las últimas declaraciones de Capitanich, quien dijo no estar de acuerdo con la medidaes una declaración política de alguien que hoy por hoy representa al gobierno. Y todos sabemos que esta cautelar la inventó Zanini, sabiendo, de antemano, que en Río Gallegos va a prosperar la medida y de esta forma podrán poner un bozal a la prensa y especialmente al diario la Nación, para que no siga publicando la saga de notas sobre el lavado de dinero que involucra a la propia presidenta de la Nación”. (Agencia OPI Santa Cruz)

Notas relacionadas:

La abogada de foro local Andrea Belinda Askenazi Vera, fue nombrada al frente del Juzgado Federal

Santa Cruz

Últimas notas

Más articulos