Inicio Política AMIA: fuerte reclamo para que se persiga a los iraníes acusados

AMIA: fuerte reclamo para que se persiga a los iraníes acusados

202
1
Compartir


10:00 Los discursos en el aniversario del ataque a la mutual coincidieron en cuestionar el régimen de Teherán y exigir un mayor esfuerzo en el pedido de captura de los sospechosos

Por: Jaime Rosemberg
“Cada 18 de julio explota otra bomba. Porque yo sigo igual que en el 94”. La voz grabada de Rosa Barreiro, que perdió a su hijo Sebastián, de 5 años, en esa mañana de sangre, escombros y hierros retorcidos, fue tal vez el momento más desgarrador de la conmemoración del atentado a la AMIA, aquel ataque terrorista del que ayer se cumplieron 24 años, y que aún sigue sin detenidos ni condenados.

Con la presencia del jefe de Gabinete, Marcos Peña; la vicepresidenta, Gabriela Michetti, y otros miembros del macrismo, la comunidad judía desarrolló, como cada año, frente al renovado edificio comunitario el recuerdo de quienes ya no están.

Los discursos -el del presidente de la AMIA, Agustín Zbar; el secretario general de la OEA, Luis Almagro, y el de Mario Averbuch, padre de una de las 85 víctimas- apuntaron a la falta de resultados de la investigación judicial y a la responsabilidad de Irán en el ataque.

Pidieron mayor energía al Gobierno para detener a los exfuncionarios iraníes acusados por su relación con el atentado, y también recordaron, con parecido énfasis, la “cruel muerte” del fallecido fiscal Alberto Nisman mientras apuntaban sus cañones hacia el kirchnerismo.

“La impunidad que tenemos es una amenaza para las libertades que defendemos”, dijo Zbar, cuyo discurso llegó después del minuto de silencio y el encendido de las 85 velas a modo de homenaje, coordinado por el periodista Luis Novaresio.

Zbar elogió la inminente reapertura del juicio contra el armador de autos Carlos Telleldin, “quien fue quien preparó y acondicionó la camioneta Traffic utilizada como coche-bomba” y le adjudicó “seguir mintiendo en estos 24 años en lugar de colaborar con la Justicia y que se sepa la verdad”. Apuntando hacia Irán, Zbar afirmó que “no podemos tolerar que los acusados puedan traspasar las fronteras de su país con tanta impunidad”, y le pidió al Gobierno “acciones concretas que demuestren su verdadero interés por lograr las capturas” de los exfuncionarios de Teherán requeridos por la Justicia Interpol.

En el mismo sentido, Almagro fue durísimo con Irán. “Es clara la responsabilidad que tiene Irán respecto a la injusticia e impunidad, es clara su falta de colaboración con la Justicia, es claro que esto no puede ser admisible”, dijo el excanciller de Uruguay. Y al igual que Zbar reivindicó la labor de Nisman en la investigación del atentado. “Su muerte es uno de los hechos que generan particular desconfianza en este proceso”, dijo Almagro.

Además de Peña y Michetti, escuchaban los ministros Pablo Avelluto (Cultura), Carolina Stanley (Desarrollo Social) y Patricia Bullrich (Seguridad), el vicejefe de gobierno porteño Diego Santilli y el secretario general del gobierno bonaerense, Fabián Perechodnik. No se hizo ver ningún dirigente opositor.

El padre de Yanina, que murió ese 18 de julio cuando tan solo tenía 20 años, Averbuch dio un discurso extenso y visceral, con críticas diversas. “Los que atacaron dos veces en nuestro país siguen su vida como cualquier persona, amparados por un país, Irán, que oficia de aguantadero y nos hacen sentir burlados”, dijo el familiar. “En las investigaciones de los dos atentados y en la del asesinato del doctor Nisman pudimos ver errores y omisiones, pero sustancialmente verdaderos actos de cinismo por parte de muchos que en vez de trabajar para descubrir la verdad, hicieron todo lo posible, mintiendo, desviando las investigaciones y acordando con los terroristas”. Cuando mencionó al excanciller Héctor Timerman, que firmó aquel pacto con Irán en enero de 2013, aparecieron, nítidos, silbidos y abucheos. A diferencia de quienes lo precedieron, Averbuch también tuvo críticas directas a la Casa Rosada. Cuestionó el “desguace” de la Unidad Especial creada para investigar el atentado, y lo atribuyó a “peleas internas”. Reclamó debatir el “juicio en ausencia” a los iraníes y pidió al Gobierno, además, una “presentación formal” ante la ONU, denunciando a Irán. Llegó el final, los abrazos entre los familiares, y la despedida de los funcionarios, casi en silencio. (La Nación)

1 Comentario

  1. Fuerte careteo del sionista bestia peluda este que fue el que lo amenazó a su paisá el CORRUPTO SUICIDA Nisman, “con tirarle la comunidad encima” porque no hacía lo que él quería.
    “Los iraníes acusados” son meros sospechosos(en realidad a esta altura completamente insospechados), que si hubieran participado de alguna manera en el bombazo AMIA(que no lo podrían haber hecho de ninguna manera) lo habría hecho como funcionarios del gobierno de Irán y esa participación hubiera sido un “acción de guerra” de Irán a Argentina(lo que escapa al ámbito de la justicia ordinaria), y debería haber habido una automática ruptura de relaciones diplomáticas y comerciales, y se deberían haber activado todas las acciones internacionales que se corresponden con semejante agresión.
    NINGÙN “GOBIERNO” ARGENTINO LO HA HECHO porque saben que la acusación es trucha, como quedó probado por la justicia de Gran Bretaña ¡nada menos” en la frustrada extradición del ex emba Soleimanpour, detenido ahí por la misma acusación AMIA. Cuando llegaron de acá las presuntas “pruebas”(6000 fs. de basura), los british(NO Venezuela o Siria) se las tiraron por la cabeza por totalmente ridículas, lo tuvieron que liberar al iraní, y encima indemnizarlo por las molestias causadas.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here