Inicio Análisis y Opinión ¿”Anarquismo” o idiotas útiles?

¿”Anarquismo” o idiotas útiles?

1013
6
Tiraron una “bomba casera” frente a la casa del juez Claudio Bonadio y la Policía la hizo detonar

18:00 – (Por Rubén Lasagno) – En nuestro país somos proclives a rotular: a los corta calles y líderes de grupos con poca complexión al trabajo, cuando no engranajes del sistema de la corrupción para-estatal, les decimos “dirigentes sociales”; a las bandas de guante blanco que asolaron el país y ahora están presos tapados de causas y pruebas de sus delitos, “perseguidos políticos”; a los vándalos inadaptados que apedrean al Congreso y siembran el caos con tal de erosionar la gobernabilidad de Macri “manifestantes” y los idiotas que arman bombas caseras, pretendiendo generar confusión y herir o matar gente “Anarquistas”.

Es este término demodé, color sepia y ya erradicado de los países donde la sociedad ha avanzado sobre el futuro y no retrocediendo sobre su historia, el fenómeno se ha vuelto a instalar en Argentina, luego que un par de inadaptados armaran bombas caseras, una de las cuales le reventó en la cara a una “anarquista” a quien quizás ya no le alcancen los dedos para volver a cruzar cables con materiales tan inestables como su cerebro.

Ahora bien, hasta aquí la estupidez humana no exenta de capacidad para regenerarse en un país como el nuestro donde la justicia es laxa, los jueces malos, miedosos e incapaces (cuando no corruptos) y ponen por delante el interés individual y personal, en vez del interés colectivo. Por eso y no por otra cosa, el juez Ercolini dejó libre al tipo que siendo piloto, supo cómo interferir las comunicaciones del aeropuerto Jorge Newbery poniendo a tráfico aéreo en peligro y la vida de miles de pasajeros en juego. Detenido después de esta “avivada”, Ercolini privilegió vaya a saber qué derechos de este kamikaze y lo dejó libre.

Claro, tras el escándalo nacional que se generó por la ineptitud del juez para evaluar el nivel de peligrosidad del acto que había cometido el idiota, volvió sobre sus pasos y lo mandó a detener. Parece que el magistrado olvidó lo que es el dolo eventual, en todo caso generado en la acción de este “inconsciente criminal” que consciente de lo que hacía y con total voluntad de interferir las comunicaciones aéreas, dejando afuera a la torre del aeropuerto, tomó el control aéreo por unos minutos y puso en riesgo la vida de cientos de personas y máquinas sin sufrir ningún castigo ejemplar por el acto terrorista que generó.

En cualquier parte del mundo un acto osado como este, le acarrearía a su autor prisión de por vida o al menos por muchísimos más años que lo esperado le asignen a este energúmeno, más aún en cercanía de la llegada del G20 al país, dejando a la Argentina como un territorio sin ningún control, ni medida de seguridad electrónica y declamando a los 4 vientos la vulnerabilidad que tenemos en materia de seguridad nacional.

Inmediatamente después deviene la colocación de varios artefactos explosivos caseros uno en el cementerio capitalino, que por suerte le estalló en las manos y la cara a quien lo transportaba y otro en la casa del Juez Bonadío que no detonó. En estos casos, los medios lo informan precedidos de propaganda “anarquista”, como dándole entidad y algún tipo de legitimidad reivindicatoria a los energúmenos criminales que lo pusieron con clara intención de matar.

Ni siquiera con la proximidad de un evento donde si ocurriera un atentado el país se sumiría en la mayor de las vergüenzas y lo expulsarían de cualquier agenda internacional hasta para organizar un partido de futbol, se nota la preocupación oficial por establecer medidas acorde a las circunstancias, endureciendo el accionar policial, activando la inteligencia del Estado y tampoco se ve a la justicia actuar en virtud del contexto, sino más bien, apegada a los prejuicios de jueces con poco conocimiento, voluntad y compromiso con el país.

Estos verdaderos idiotas útiles, auto titulados “anarquistas”, producto de una sociedad pseudo ideologizada con gran tendencia al vaguismo por parte de cuadros políticos radicalizados, organizados para sembrar el caos mediante actos de flagrante criminalidad, deben ser reprimidos en toda su magnitud y éstos junto al piloto criminal del aeropuerto Jorge Newbery deben ser juzgados por actos de terrorismo con la aplicación plena y severa del Código Penal en su artículo 41 el cual expresa textualmente: “Cuando alguno de los delitos previstos en este Código hubiere sido cometido con la finalidad de aterrorizar a la población u obligar a las autoridades públicas nacionales o gobiernos extranjeros o agentes de una organización internacional a realizar un acto o abstenerse de hacerlo, la escala se incrementará en el doble del mínimo y el máximo”.

En esta gama de delitos deben incluirse los “anarquistas”, los criminales como el ex piloto saboteador y los falsos manifestantes que son bandas organizadas y constituidas para atacar las instituciones, como permanentemente lo hacen cuando el FPV y la izquierda retrógrada de nuestro país, tiran 14 toneladas de piedra sobre la policía en las escalinatas del Congreso, rompiendo todo a su paso y dejándole a la sociedad una factura de más de 10 o 15 millones de pesos para pagar por los daños ocasionados. Aún identificados, los partidos a los que pertenecen no responden económicamente porque no hay juez que tenga lo necesario para emitir un fallo. Ni siquiera los detienen y si lo hacen, los liberan en minutos.

En este país de la simulación, las layes también son simuladas porque los jueces no se animan a aplicarlas. Solo buscan la presa fácil para hacer tronar el escarmiento; cuando se trata de rozar el poder, las bandas que pagan sus expensas y los políticos que viven haciéndoles favores de los más diversos, callan, aplacan sus códigos (penales y morales) y miran para otro lado, incentivando que todo vuelva a ocurrir. (Agencia OPI Santa Cruz)

6 Comentarios

  1. Buen razonamiento y un artículo para coleccionar. Los que en los 70 vivimos entre la espada y la pared de la derecha fascista y los «jóvenes idealistas» sabemos como comienzan estas cosas y también como terminan. La teoría del «cuanto peor, mejor» que esgrimían los grupos armados en los 70 (claro que conversando whisky de por medio con los militares y la CIA) permitió el arribo del «proceso» (objetivo buscado por la izquierda vernácula, entre otros) Hoy pretenden ejercer la misma teoría y llevarla a la práctica, si no podemos ganarle en los votos a Macri, ni voltearlo con los bolonquis que armamos, hagamos lo posible para que venga un «Videla» aunque sea disfrazado de demócrata… ese el el objetivo y eso pretenden

  2. Coincido en algunas cosas con Pan Queque, pero no en todas.- Bolsonaro no es Videla (vas a decir que no nombraste al brasileño y es cierto).- Brasil creció economicamente con su dictadura, además el congreso funcionaba (con dos partidos permitidos,pero lo hacía), no hubo un plan sistemático de desaparición de personas, acá, sí.- Al mundo «le falta un tornillo», de acuerdo, pero ésto a nivel mundial termina mal.- Si en EEUU, el 1% de la población ,tiene el 25% del ingreso nacional, estamos en problemas, xq somos satélites y no encontramos el rumbo.- Si la tasa de longevidad se dispara , por la calidad de vida y no le encontramos la vuelta al sistema previsional estamos al horno.- Si el incremento del 1% en la tasa de desocupación, dispara el 6,7% la tasa de criminalidad y los responsables del tema miran para otro lado,también estamos al horno y tomando el cierre del editorial de Oscar Muñoz, que dios nos ayude!!!

    • Barcino, específicamente traté de no referirme a ningún ejemplo extranjero, porque antes de hacer comparaciones o de victimizarnos respecto de ellos (los otros paises) creo que primero debemos mirarnos el ombligo. Desde que tengo uso de razón vengo escuchando que «el imperialismo» (de izquierda o de derecha) quiere colonizarnos y debemos oponernos, en los 70 años que tengo no he visto desembarcar un solo «imperialista», pero si he visto a muchos «autóctonos» llenarse los bolsillos de plata mientras bociferan contra el FMI, el Banco Mundial, el BID, los ingleses, los yanquis. Si los extranjeros (cualquiera sea su color) viven mejor que nosotros y tienen mayores ingresos (y no digo potencial porque Argentina tiene una excelente riqueza potencial) es porque saben hacer mejor las cosas que nuestra clase dirigente. Hoy Perú, Bolivia, Chile, Uruguay, Brasil tienen una inflación que no supera el 6 o 7%, ¿es culpa de ellos que nosotros andemos por el 50%? Es cierto, parcialmente, que la dictadura de Brasil tuvo diferencias con el «proceso» pero ambos obedecieron a las mismas directivas. Por ahora me preocupa mas la cuestión interna y como deshacernos de los ineptos que dicen representarnos. Un abrazo

  3. A no confundirse. Terroristas bancados desde el gobierno nacional, ya que está comprobado que cobran planes con el dinero del Anses en desmedro de los jubilados. TERRIBLE DECEPCIÓN

  4. KRISTINA KIRCHENER Y SUS SEKUACES :

    SHEGUA MAL NACIDA
    MONTONERA
    CHORRA
    KORRUPTA
    TERRORISTA
    BRUTA
    IGNORANTE
    SUCIA
    RATA INMUNDA
    PUTA ORDINARIA

    SI DIOS EXISTE (CUALKIERA, EL K SEA) … LA KIERO VER PRESA DE X VIDA !!!

    LA MALDIGO X GENERACIONES ENTERAS, A ELLA Y TODA SU MALDITA PROLE !
    TODOS, DESDE LOS NIETITOS A LOS ABUELITOS …
    TODOS CHORROS HDP

    FIN

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here