lunes, noviembre 23, 2020
11 C
Río Gallegos

El salario docente en Santa Cruz perdió desproporcionadamente frente a la inflación

Los docentes de Adosac se movilizaron en Río Gallegos – Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz

15:30 – Los salarios docentes en la provincia de Santa Cruz están muy rezagados con respecto a la inflación que, sólo en los últimos 3 años, se incrementó en más del 100 por ciento según datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

El Índice de Precios al Consumidor (IPC), que mide la variación de los valores de una canasta de bienes y servicios de manera mensual, es el indicador que se utiliza para estimar la inflación en nuestro país y cuyos datos para 2018 estableció un 50,9 por ciento para la región patagónica.

La fuerte pérdida del poder adquisitivo de los docentes de Santa Cruz se profundizó como consecuencia de la caída del salario real frente a la inflación sumado a una férrea política de ajuste fiscal del gobierno de Alicia Kirchner que impactó directamente en los salarios de los trabajadores del sector público.

La política salarial de la administración kirchnerista desde fines de 2015 hasta 2018 nunca equiparó el nivel de los índices de precios al consumidor para ninguno de los sectores de la administración pública provincial que discuten paritarias salariales.

El salario de un maestro de Santa Cruz perdió de manera escandalosa frente a la inflación pese a que el gobierno santacruceño se empecina año tras año a considerar que los docentes tienen los ingresos más altos del país, aunque sólo sea en términos nominales y no reales.

En este trienio, la gestión de Kirchner acordó con el sector docente – conflictos extensos de por medio – un incremento salarial del 27 por ciento en 2016, un 8 por ciento en 2017 -con fondos garantizados por la cartera educativa nacional- y, un 13 por ciento en 2018.

Sin propuesta salarial aún para el 2019, los gremios docentes ADOSAC y AMET adelantaron que habrá medidas de fuerza al inicio oficial del ciclo lectivo.

Los incrementos salariales en esta provincia no le ganaron a la inflación ni estuvieron próximos a equipararlas en estos años de administración kirchnerista.

Según datos recabados por la Coordinación General de Estudio de Costos del Sistema Educativo del Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la Nación entre el período de setiembre de 2015 a setiembre 2018 el aumento del salario bruto de los docentes de Santa Cruz escaló en un 59,75 por ciento, de los 17.802,38 a los 28.439,3 pesos.

Este dato a setiembre de 2018 señala que un maestro de grado en Santa Cruz con 10 años de antigüedad alcanzó los 28.439,3 pesos de salario bruto, es decir, sin los descuentos de las cargas sociales (aportes jubilatorios -16%- y obra social -4% individual o 6,4% familiar-).

Es decir, el salario de bolsillo para un docente con esa antigüedad percibe unos 22.500 pesos.

Sin embargo, ese monto apenas alcanza a cubrir la Canasta Básica Total para una denominada familia tipo (dos adultos y dos niños) que determina el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

EL último dato conocido por regiones se difundió en junio de 2018 y para la Región Patagónica alcanzó unos 22.285 pesos.

Si se añade la inflación de junio a diciembre de 2018 que registró un 24,7 por ciento sumado al 2,9 por ciento de enero 2019 y una expectativa de inflación para febrero de 3,5 al 4 por ciento, la Canasta Básica Total tendrá una incidencia de más del 30 por ciento de incremento de los precios minoristas.

Dichas alzas impactarían fuertemente en la Canasta Básica Total de la región que alcanzaría en febrero los 30 mil pesos para 4 integrantes de una familia y no caer bajo la línea de la pobreza.

Salarios vs inflación

En 2016 el gobierno provincial acordó con los gremios docentes el mayor incremento salarial durante los años de gestión kirchnerista al alcanzar el 27 por ciento mientras que la inflación para ese año, de acuerdo a las estimaciones privadas y oficiales – “inflación Congreso” incluida-, osciló entre el 35 al 40,3 por ciento.

Vale aclarar que la cifra de inflación de 2016 varía porque durante el primer año de la gestión de Cambiemos, el gobierno de Mauricio Macri declaró la emergencia estadística e intervino el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos por lo cual no se midió el Índice de Precios al Consumidor durante el primer semestre de 2016.

Ya en 2017, la inflación trepó al 23,5 por ciento mientras que en Santa Cruz se vivió el conflicto docente más extenso de la gestión de Alicia Kirchner y con la intervención del gobierno nacional se cerró un acuerdo con un 8 por ciento de incremento salarial, cuyos fondos aportó el propio Ministerio de Educación de la Nación.

En tanto, el 2018 cerró con un 50,6 por ciento de inflación para la región patagónica mientras que el acuerdo paritario con el sector docente se alcanzó en setiembre del año pasado en un 13 por ciento.

Inversión educativa vs inflación

De acuerdo a los presupuestos aprobados por la Cámara de Diputados de Santa Cruz y los datos recabados por la Coordinación General de Estudio de Costos del Sistema Educativo dependiente del Ministerio de Educación de la Nación la inversión en educación en la provincia osciló en incrementos interanuales entre 11 al 33 por ciento en los últimos 4 años.

Entre los presupuestos 2015 a 2016 los recursos destinados al Consejo Provincial de Educación – salarios docentes y no docentes, bienes y servicios no personales y transferencias corrientes a las escuelas privadas – se incrementaron en un 33 por ciento interanual.

Sin embargo, entre 2016 a 2017 las partidas destinadas a Educación tuvieron una baja en términos porcentuales hasta alcanzar un 22 por ciento, elevándose de los 7.000 millones a los 8.600 millones de pesos para todo el ejercicio.

En la comparativa interanual de 2017 a 2018, la inversión se incrementó en un 11 por ciento, de los 8.600 millones a los 9.600 millones de pesos. Si se hubiera ajustado por inflación el presupuesto debería haber incluido unos 12 puntos porcentuales más.

Mientras que entre 2018 a 2019, la inversión educativa en la gestión kirchnerista tuvo un incremento presupuestario de poco más del 16 por ciento, de los 9.600 millones a los 11.150 millones de pesos. Muy por debajo de la inflación que para la región patagónica superó el 50 por ciento.

Apuntamos esa diferencia entre inversión e inflación porque los gastos en salarios en la inversión educativa desde el 2014 supera el 90 por ciento de la masa total de recursos destinado al Consejo Provincial de Educación, esto es, si se tiene en cuenta los salarios que paga directamente el gobierno provincial y las transferencias a la educación privada.

Frente a los números presupuestarios y el costo de vida, los docentes santacruceños siguen sin poder igualar la inflación dado que desde 2016 perdieron casi un 60 por ciento de salario real. (Agencia OPI Santa Cruz)

Más Artículos

1 Comentario

  1. ADOSAC esta comprado y siguiendo el juego del gobierno , solo boludean con sus asambleas y siempre decretan paro y mas paro , pero no pasa nada.
    Si siempre haces lo mismo , siempre obtendras el mismo resultado . Es logico!!!!
    Resultado generaciones de niños incapaces de interpretar la realidad y sobornables con espejitos de colores , tipico de los peronchorros.
    Mas la delincuente de la ministra de educacion que solo decreta pelotudeces y cada vez deteriora mas la educacion y enfrenta a los docentes .
    Cierran escuelas que funcionan y no realizan mantenimientos a las que si funcionan , la educacion es una anarquia.
    Ahi una tal Subira Gabriela , (Hermana del violador de musica) , vicedirectora de la EPP81 , que hace las cosas que quiere, trata muy mal a los docentes , falta cuando quiere, no tiene idea de sus funciones , pero eso si esta metida en el gremio y con el gobierno , entonces pues tiene sus 2 puntitos de presentismo .
    Con docentes , gremialistas y politicos asi nunca mejorara la educacion de nuestros hijos

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -