Un diciembre con números negativos para los súper y shoppings

0
388

09:00 – Pese a una leve desaceleración de la retracción en diciembre -mes afectado estacionalmente por las Fiestas y período en el que el Gobierno buscó compensar en parte el fuerte golpe a los salarios en 2018-, las ventas cayeron en supermercados, centros de compras y comercios de electrodomésticos y artículos para el hogar en el último mes del año pasado.

Por: Francisco Jueguen

De acuerdo con tres informes publicados ayer por el Indec, el consumo masivo sigue sin mostrar una recuperación tras el cimbronazo cambiario que sufrió la economía durante el año pasado, que derivó en un ajuste fiscal y monetario y en una recesión.

Según la Encuesta de Supermercados, las ventas a precios constantes en diciembre pasado sumaron un total de $31.133,2 millones, lo que representó una caída del 8,7% con relación al mismo mes de 2017. Se trata de una retracción inferior a la que mostraron octubre y noviembre.

Algo similar ocurrió con los números que arrojó la Encuesta de Centros de Compras. Allí, la comercialización a precios constantes en diciembre pasado alcanzó un total de $5758,3 millones, lo que representó una baja de 13,3% con relación al mismo mes del año pasado, según el organismo estadístico. Fue un claro retroceso, pero inferior a los observados en septiembre, octubre y noviembre.

En cambio, no hubo desaceleración de la baja para los electrodomésticos. Justamente, la encuesta de comercios de electrodomésticos y artículos para el hogar difundida ayer por el Indec mostró en diciembre una profundización de la caída de las ventas del sector. La retracción fue en diciembre de 10,4%, dos puntos por encima de la de noviembre.

Dos semanas atrás, el Gobierno acordó con los productores de electrodomésticos y electrónica de Tierra del Fuego modificar el pacto de competitividad firmado en noviembre de 2017 por el cual las empresas se comprometían a no despedir trabajadores y bajar los costos y el sindicato aceptaba no negociar subas de sueldos por dos años. La adenda realizada por las partes aprueba ahora suspensiones de trabajadores y reducción de horas extras como consecuencia de la caída de la producción por la falta de ventas, y convalidó la suba de 24% de los salarios hasta 2020. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí