Pablo Grasso licita “ampliación del edificio del IDUV” por 28 millones y la obra completa costó 28 millones en el 2017

5
2536

12:15 – Santa Cruz es la cuna de la obra pública cartelizada, cara, sobrefacturada y varias veces pagada, desde la época de Néstor Kirchner gobernador, pasando por el matrimonio presidente y prosiguiendo con la gobernación de Alicia, que ha puesto en el Instituto de la Vivienda (IDUV) a un gran “articulador” de la obra pública durante su gestión: Pablo Grasso.

De acuerdo a una publicación realizada en el Boletín oficial, el IDUV armó la licitación pública Nº 25/19  cuya apertura de oferta se hará mañana día 31 de mayo de 2019 a las 11:00 horas en la misma sede del IDUV, en Don Bosco Nº 369 de Río Gallegos con un presupuesto oficial del $ 28.109.297,36 bajo el concepto “Obras complementarias del nuevo edificio del IDUV en Río Gallegos”, es decir, una ampliación de las obras iniciadas en el año 2017.

NUEVO EDIFICIO DEL IDUV: 45% CONSTRUIDO, 92% CERTIFICADO Y TODO COBRADO

Paradógicamente, el gobierno ahora encara una ampliación de la obra por un monto igual al que la propia obra costó en el 2017, según la información oficial y en base a nuestra nota del día del 5 de octubre de 2018, donde dábamos cuenta que por Licitación Nº 20/17 se inició en ese año la construcción en seco del nuevo edificio, por un monto original de $ 27.548.317,53 y con un precio redeterminado que llevó esa suma a $ 28.788.141,79.

Es decir, que la obra del nuevo edificio del IDUV le costará a la provincia de Santa Cruz aproximadamente 57 millones de pesos, sin embargo la cifra puede ascender hasta un 30% más, teniendo en cuenta los conceptos de actualización por mayores costos, índices inflacionarios y ajustes que se hacen en los escritorios del IDUV y sin embargo no se publicitan como el resto de la obra, para ocultar el verdadero monto que termina costando la misma al contribuyente.

La obra del edificio del IDUV está atravesada por incontables irregularidades de las cuales OPI dio cuenta en dos informes: el primero donde se detalla cómo Pablo Grasso (en ese momento) llevaba ejecutado solo el 45% de construcción y habían certificado el 91,12%, cobrando los montos respectivos y el segundo informe del 25 de octubre de 2018 donde constan los números auditados por el Tribunal de Cuenta de la provincia y allí se detallan todos los certificados pagados hasta ese momento por un total de $ 22.361.614,15 que incluyen 7 certificados de obra y un anticipo, sin que el dinero abonado por la provincia a la empresa constructora tenga alguna relación con el escaso avance de la obra en el momento de la auditoría.

En ese momento le fue requerido al IDUV la documentación que avalara la obra como: “Planos generales y detalles”; “Plan de trabajo e inversiones con su respectiva memoria descriptiva y gráfico de inversión real”; “Designación de Inspector de obra”; “Libro de órdenes de servicio y notas de pedido” y “Documentación gráfica de la obra provista por el contratista”.

El TC también lo intimó a que explique por qué un Vocal del instituto, como el Arq Andrino, fue el encargado de aprobar las inspecciones, cuando el propio Instituto tiene un área con personal idóneo para tal certificaciones y le recriminó la falta de formalidad ante el órgano de contralor, que de acuerdo a la Ley 500 en su art 20 determina expresamente la obligatoriedad de elevar en tiempo y forma toda al documentación inherente a la obra, cosa que Pablo Grasso incumplió.

Por lo que ahora conocemos, con esta licitación cuyos sobres se abrirán mañana en el IDUV, el gobierno de la provincia pagará el doble el nuevo edificio de material ligereo y además, la ampliación de la obra inicial cuesta tanto o más que el edificio planificado. Cabe aclarar que no abunda información al respecto, razón por lo cual no se sabe cuál será el precio inicial. Pero mañana cuando se abran los sobre tendremos una nueva pista: cuál de las empresas amigas del gobierno será la adjudicataria que volverá a embolsar millones de pesos, antes que llegue octubre y cambie el gobierno en Santa Cruz. (Agencia OPI Santa Cruz)

5 Comentarios

  1. Seguramente son rascacielos de 20 pisos….56 millones un edificio que ni siquiera es de ladrillos, que no tiene ni tercer piso? Nos esta saliendo saladito el nuevo edificio del IDUV El tribunal de cuentas justifica sus sueldos con los boludos de siempre…

  2. Pablo Grasso ….enriquecido en la función Pública golpeador de militantes con los K , tiene una mansión , cientos de ñokis que nombrando por dónde pasó y que le pagan Peaje , se va le vacaciones por EL MUNDO Tenía a su mujer nombrada de Ñoki en el Deliberante , en un tremendo CHANTA que Engaña ala gente y se hace el trabajador Y LOS MILITONTOS KK DE GALLEGOS LO VOTAN

  3. Indignada! Se sigue con la misma tramoya, se COBRAN LAS OBRAS Y no las hacen o no las terminan, PERO SÍ SE COBRA!!!!!!!!!!!!!!Sinvergüezas, CORRUPTOS!! BASTA DE LADRONES!!!! ESTAMOS CANSADOS DE TANTA MENTIRA Y QUE SE SIGAN ROBANDO EL DINERO DE LOS SANTACRUCEÑOS!!!!

  4. Señores no gasten palabras en este sinvergüenza, en agosto es nuestra oportunidad de borrarlos del mapa.Lo único que les interesa es acresentar su patrimonio, la gente que siga pasando necesidades, total el vive bien.

  5. Abran los ojos Rio Gallegos! Nos quieren robar el futuro y pararse para siempre!!
    Ni hablar del maf1oso petrolero que prender gobernar.. van a usar la provincia de caja chica. Abran los ojos, piensen que esta provincia es la que le van a dejar a sus hijos

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí