Los números de la provincia no son desfavorables y las “pérdidas” no son las que dibuja el gobierno

1
1535
Los números de la provincia no son desfavorables y las “pérdidas” no son las que dibuja el gobierno

16:00 – Como venimos explicando y demostrando desde hace varios años, Santa Cruz es una provincia donde no falta plata, en todo caso sobran malos administradores que hacen del conservadorismo financiero una forma de gestionar bajando los fondos casi como una medicación a las bases sociales, con la convicción de que los salarios son un gasto. Sin embargo es el mismo Estado y el mismo partido que hace 30 años gobierna y recientemente le fue renovado el cargo por un nuevo periodo, el cual sistemáticamente ha hecho del empleo público la única fuente laboral. Esto achica cualquier presupuesto destinado a salud, educación, obras, infraestructura, justicia, mantenimiento etc.

Pero la gobernadora tiene la íntima convicción de que negando todo el tiempo la disponibilidad de fondos, puede mantener los salarios achatados y el drenaje de recursos es mucho menor, si no hay “dispendio” de plata en pagar aumento de sueldos y/o jubilaciones, lo cual no involucra los gastos de campaña y el sostenimiento de la campaña política de CFK y los aumentos recurrentes de funcionarios provinciales. Su estrategia se ha hecho mucho más fácil de aplicar, desde que ha logrado la sumisión de los principales gremios estatales (excepto docentes y judiciales) como ATE, UPCN y APAP con quienes fija paritarias y los utiliza para establecer salarios y/o aumentos (o no).

Números oficiales

Es una falacia que en Santa Cruz haya disminuido considerablemente el ingreso de fondos. Si bien el contexto nacional complejiza el orden macro de las finanzas en todas las provincias, por ser una productora de petróleo, oro y plata, Santa Cruz tiene ventajas comparativas con respecto a otras, favorecida especialmente por los saltos del dólar y el incremento de las regalías y además porque ha multiplicado sus ingresos en el interanual, tanto por los ingresos coparticipables de nivel nacional como de los fondos percibidos por recaudación provincial a través de la ASIP.

En principio digamos que de acuerdo a los números oficiales los fondos recibidos por Santa Cruz en agosto de 2018 fueron de $ 1.448.741.300,00 (Mil cuatrocientos cuarenta y ocho millones setecientos cuarenta y un mil trescientos pesos) y en agosto de 2019 la provincia recibió de manos del gobierno nacional, por todo concepto la suma de $ 2.165.237.400,00 (Dos mil ciento sesenta y cinco millones doscientos treinta y siete mil cuatrocientos pesos), lo que hace un aumento del 37% en el interanual de los fondos ingresados a la provincia.

En cuanto a la recaudación interna a través de la ASIP, el gobierno de la provincia en el primer semestre de 2019 percibió la suma de $ 6.177.720.229,76 (Seis mil ciento setenta y siete millones setecientos veinte mil doscientos veintinueve pesos con 76 centavos), con lo cual, haciendo una progresión bastante conservadora, a diciembre de este año el gobierno de Alicia Kirchner superaría los 11 o 12 mil millones de pesos en la percepción de impuestos internos.

Téngase en cuenta que aquí se está haciendo enumeraciones totales y en trazos gruesos solamente de las percepciones impositivas y fondos coparticipables. La provincia tiene múltiples entradas de millonarios fondos por distintos conceptos que no incluimos aquí.

Pérdidas

Con respecto a las “pérdidas” que el gobierno ha puesto como mascarón de proa ante la opinión pública, para justificar su inercia ante la presión por equiparación salarial y/o aumentos del salario docente y judicial, un cálculo estimado por comparación de las tablas de ingresos en años anteriores con el actual y las fluctuaciones del dólar, cuya movilidad favorece a una provincia con actividad petrolera y minera como Santa Cruz, indica que la disminución es casi la mitad de los fondos que dice el gobierno haber perdido en este nuevo marco de crisis de la economía nacional.

Por IVA, GANANCIAS, Fondos de compensación, CFI, etc: se calcula que la reducción sería de alrededor de 30 millones de pesos adicionales; por REGALÍAS: 300 millones de pesos adicionales; por TC: 3 millones de pesos adicionales y de ingresos por Pacto Fiscal, fondos nacionales, aportes del tesoro y no reintegrables, unos 7 millones de pesos. En total dejarían de entrar a la provincia aproximadamente 340 millones de pesos pero esto va a depender del valor del dólar con el que se lo compare, con lo cual el monto puede fluctuar en más o en menos, según corresponda. Para nuestros cálculos se utilizó una divisa a 60 pesos por dólar.

Como se ve, estos 300 o 340 millones de pesos, están muy lejos de los 500 millones o más, declarados como pérdidas por parte del Ministro de Economía Ignacio Perincioli.

Las expectativas del gobierno hoy están puestas en octubre. A nivel nacional el kirchnerismo da por sentado que ganará la fórmula Fernández-Fernández, aunque algunos advierten como falso un triunfalismo que no es tal, por cuanto consideran a las elecciones como un hecho más serio donde la gente pensará más su voto. En tanto que en la provincia, Alicia Kirchner se juga por retener la mayor cantidad de intendencias y ocupar las dos bancas de diputados nacionales.

Una vez logrado estos objetivos, sin duda el gobierno comenzará a aplicar (nuevamente) la misma receta restrictiva que aplicó durante 3 años y medio en la provincia. Salarios congelados, posible pago parcializado, jubilaciones sin actualización y podría ofrecer a los gremios amigos algún monto en negro en marzo del 2020. En cualquier caso la excusa fundamental va a ser los problemas económicos y financieros que deja el macrismo. Desde allí, prevé explicar todo lo que haga en los 4 años que le restan de gobierno. Objetivamente, en el gobierno entienden que si el pueblo ha vuelto a votar al FPV es porque aún la mayoría aprueba la forma de conducir la política y la economía en Santa Cruz.

Alicia, entonces, sabe que lo puede hacer con absoluta tranquilidad, porque el pueblo de Santa Cruz volvió a elegirla en las urnas y así están planteadas las reglas de juego a futuro. (Agencia OPI Santa Cruz)

1 Comentario

  1. El trabajo periodístico es impecable. Incluso el pronóstico de lo que va a ocurrir en los próximos meses y años. Van a tener la triste satisfacción de decir: nosotros lo anunciamos y se cumplió.
    Pero es evidente que la mayoría de los trabajadores cobra un sueldo del Estado. En cada familia uno o más de sus miembros trabaja para el estado provincial o municipal. Por eso nadie va a protestar porque corre el peligro de perder el beneficio de contar con un sueldo aunque sea magro, aunque lo cobre tarde o aunque lo cobre en cuotas.

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí