El Gobierno asegura que no extenderá la doble indemnización, que termina en junio

0
432

Lo confirmó el ministro de Trabajo, Claudio Moroni. “No hay vocación para prorrogar”, afirmó.

El mismo día que aclaró que el régimen no alcanza a los empleados estatales, el Gobierno afirmó este lunes que “no existe vocación” de prorrogar el régimen de doble indemnización para los despidos sin causa, que fue implementado el 13 de diciembre por 180 días.

“En junio termina la doble indemnización. No hay vocación para prorrogar”, afirmó el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, en declaraciones a radio Continental.

Este mismo lunes, con el objetivo de sacar a “altos directivos” designados por Mauricio Macri que no quieren renunciar a sus cargos, el Gobierno aclaró que el régimen alcanza solo a los trabajadores privados.

Según un decreto de necesidad y urgencia publicado en el Boletín Oficial, la medida se toma “a partir de “la situación que se ha suscitado en el ámbito de distintos organismos y entidades del Sector Público Nacional, en los que altos directivos con responsabilidades jerárquicas pretenden encontrarse abarcados por las previsiones de la norma”.

La doble indemnización fue restablecida el 13 de diciembre pasado, tres días después de la asunción de Alberto Fernández, quien declaró la emergencia pública en materia ocupacional por 180 días con un DNU.

Moroni también rechazó este lunes que el aumento a las jubilaciones anunciado el viernes, por fuera de la ley de movilidad que había implementado el macrismo, sea un ajuste.

“La gente olvida que estamos en emergencia, sin recursos y sin acceso a financiamiento; hay que mirar la política de seguridad social completa, el universo de beneficiados es mucho mayor que manteniendo la anterior fórmula, lejos del ajuste el gasto ha sido superior”, sostuvo el funcionario.

Según estableció el Gobierno, a partir de marzo, los jubilados y pensionados que ganan menos de $ 16.195 cobrarán más que si se hubiese aplicado la fórmula de movilidad suspendida, y los que perciben más de esa cifra cobrarán menos. En porcentaje, el aumento arranca en el 13% y va descendiendo hasta el 3,8% para las jubilaciones más altas. Con la fórmula suspendida el incremento era del 11,56% sin distinción por rangos de haberes. (Clarín)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí