Creció la desigualdad social y el 10% más rico de la sociedad ya gana 21 veces más que el 10% más pobre

0
360

La brecha entre ricos y pobres volvió a crecer, en medio de la recesión y la baja de salarios.

Por: Ismael Bermúdez

El INDEC informó que el año pasado volvió a empeorar la distribución del ingreso y eso ocurrió en un contexto de recesión, caída del empleo, de los salarios, las jubilaciones y de los ingresos de la mayoría de los ocupados, con un incremento de los asalariados “en negro”.

El dato oficial es que en 2019 se agrandó de 20 a 21 veces la brecha de ingresos por persona entre el 10% más rico y el 10% más pobre. En 2017 esa distancia era de 17 veces.  Los datos oficiales indican que se amplió la desigualdad social, ya que el coeficiente de Gini subió de 0,417 a 0,434 entre los cuartos trimestres de 2017 y 2018 y cerró al final de 2019 con 0,439.

El coeficiente de Gini es un indicador de desigualdad que toma en cuenta cómo se reparte la totalidad de los ingresos de la población. Es un indicador que varía entre 0 y 1. Cuanto más cercano a 1, mayor es la desigualdad en la distribución del ingreso y pasa lo contrario cuando se acerca a cero (igualdad absoluta).

Desde que el INDEC difunde la nueva serie de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH) -en el segundo trimestre de 2016- el coeficiente de Gini arrancó con un valor alto, fue disminuyendo hasta fines de 2017 para volver a subir desde el segundo trimestre del año pasado, con la recesión, el menor empleo y el deterioro de los ingresos de la población trabajadora y de los jubilados.

Con relación a la población ocupada, el Informe del INDEC marca que en promedio el ingreso fue de $ 26.652, un 40,7% más que los $ 18.804 de un año atrás, frente a una inflación del 53,8 anual.

Casi el mismo incremento nominal tuvieron los ingresos de los asalariados que pasaron de $ 19.299 a $ 27.386, un incremento del 41,9% % con una mayor participación del 35,3% al 35,9% de los trabajadores informales. En ambos casos hay una merma de más de 10 puntos con relación a la suba de los precios.

El Informe precisa que los asalariados registrados, en promedio, cobraron en el cuarto trimestre del año pasado $ 34.226 y los no registrados en promedio cobraron $ 14.519. (Clarín)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí