Se reactivó el goteo de depósitos en dólares

0
333

Por: Javier Blanco

El veloz deterioro de una economía ya debilitada por la prolongada recesión, y que profundizó la cuarentena, reabrió el goteo de depósitos en dólares tras la reapertura de las sucursales bancarias y la posibilidad de operar esa moneda por ventanilla. Entre el viernes 17 de abril, ultimo día de acceso vedado a cajas, y el miércoles 28 esas colocaciones pasaron de US$18.289 millones a US$17.805 millones, es decir, bajaron en US$ 484 millones (2,7%). Así cerraron abril con una caída del 2% promedio, tras un balance positivo en el primer trimestre del año que rondó los US$600 millones.

Implica una caída promedio diaria de US$48,4 millones aunque en ascenso (el promedio de la última semana fue de 69 millones), cifra lejana de la registrada en los días más álgidos de la última corrida (a fines de agosto pasado se fueron US$1070 millones en un día) pero que genera cierta preocupación.

Como son fondos que alimentan a su vez las reservas del Banco Central (BCRA) por la obligación que tienen los bancos de dejar inmovilizada prudencialmente una parte importante, esos retiros implicaron una merma en torno de los US$280 millones para la tenencia bruta, que la entidad declara en US$43.590 millones según el último dato.

Los analistas adjudican el regreso del goteo a señales de desconfianza vinculadas con el aumento de los precios de la divisa en los mercados alejados de la regulación oficial, pero también con necesidades de gasto vinculadas a la rigidez de la cuarentena. “En un contexto de parálisis hay quienes cobran la mitad del sueldo o ni siquiera eso, otras que tienen locales que mantener, etc. Entre ellos, aquellos que tenían dólares es muy probable que estén comenzando a desahorrar, en especial considerando el salto que tuvo la brecha en esos días. No es descabellado suponer que prefieran tenerlos en la mano para eventualmente cambiarlos en el mercado paralelo y hacerlos rendir más, dado que el incentivo para venderlos por el oficial, más aún con el spread que aplican los bancos, es nulo”, explica Julia Segoviano, de la consultora LCG.

“Con el dólar volviendo a primera plana y la emisión de pesos en alza y acelerando no es extraño que algunos ahorristas en dólares se pongan nerviosos otra vez. Para ellos son ‘malas señales’ que activan un comportamiento defensivo que ya es histórico”, coincide su colega Fernando Baer, de la consultora Quantum Finanzas.

En los bancos admiten que con la reapertura de cajas volvieron los retiros, pero dicen que son limitados. “Hay gente que se molestó con el bloqueo que sufrieron por las restricciones al inicio de la cuarentena y optó por sacar el dinero. Otros simplemente porque lo necesitan”, explicaron en una entidad líder, aunque destacan que la situación difiere notablemente de los tiempos de corrida. “En esos meses casi todos los que venían querían llevarse sus dólares, ahora son pocos y, en general, los dejan en cajas de seguridad”, aseguran.

Los bancos cuentan con un amplio colchón para responder retiros: entre los encajes constituidos en cuentas del BCRA (US$10.600 millones) y billetes en sus cajas (otros US$ 3350 millones) la cobertura alcanza a casi el 80% de los depósitos privados en dólares en el sistema. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí