Joe Biden cerró la convención demócrata y llamó a superar la temporada “de oscuridad” de Donald Trump

0
457
Joe Biden cerró la convención demócrata y llamó a superar la temporada “de oscuridad” de Donald Trump

En el que quizás haya sido el discurso más importante de su carrera política de medio siglo, Biden buscó convencer a los estadounidenses de que él es un hombre honesto y con experiencia para liderar el país.

Por: Paula Lugones

El Partido Demócrata cerró su gran fiesta virtual de lanzamiento de campaña cuando Joe Biden aceptó la nominación como candidato para enfrentar a Donald Trump en las elecciones del 3 noviembre. En el que quizás haya sido el discurso más importante de su carrera política de medio siglo, Biden buscó convencer a los estadounidenses de que él es un hombre honesto, cercano a la gente y de experiencia para liderar el país, cerrar las divisiones y eyectar a Donald Trump de la Casa Blanca.

Biden habló al final de la última de las cuatro noches que duró la Convención Demócrata, la reunión de delegados que nomina a la fórmula del partido y que por el coronavirus se tornó un gran espectáculo televisivo donde los protagonistas hablaron desde distintos lugares de los Estados Unidos en forma virtual.

El ex vicepresidente de Barack Obama dio su discurso desde Wilmington, Delaware, la ciudad donde vive, en lugar de enfrentar a miles de fervorosos delegados y simpatizantes en un estadio en Milwaukee, como estaba planeado antes de la pandemia que ha dejado más de 170.000 muertos en Estados Unidos. Fue presentado por su familia, con la quien estuvo hasta poco antes del discurso.

“Soy un orgulloso demócrata. Y estaré orgulloso de llevar la bandera de nuestro partido a las elecciones generales. Es con gran honor y humildad que acepto esta nominación para presidente de los Estados Unidos de América”, dijo Biden.

Su mensaje tuvo momentos duros contra Trump, pero también buscó erigirse como un candidato que promoverá la unidad del país en momentos en que el país está muy dividido. Un candidato que se preocupa por el estadounidense común y tiene empatía con el sufrimiento que la gente afronta estos días de pandemia, desempleo, negocios cerrados, racismo y violencia policial.

“Podemos superar esta temporada de oscuridad en Estados Unidos”, dijo Biden y prometió, además, que su gobierno va a pasar la página del “miedo” y la “división”.

“Ahora y acá, si me confían la Presidencia, sacaré lo mejor de nosotros, no lo peor; elegiré la verdad, sobre la ficción, la luz, sobre la oscuridad”.

“El presidente ha fracasado en su deber más básico para con Estados Unidos. Ha fracasado a la hora de protegernos, y queridos estadounidenses, eso es imperdonable” dijo Biden.

El discurso fue un enorme desafío personal, sobre todo luego del encendido mensaje que pronunció en la noche del miércoles uno de los mejores oradores del país, Barack Obama. Además, Biden ha pasado todos estos meses enviando mensajes grabados desde el sótano de su casa, casi sin dar entrevistas ni conferencias de prensa.

Pero superó con creces el desafío. Si bien se sabe que esos discursos se leen en el teleprompter, Biden lució confiado, seguro, compasivo, emotivo y con fuerza. Criticó a Trump, pero habló del futuro y de la unión del país. Sin grandes definiciones, ofreció un mensaje de esperanza.

En un mensaje destinado a captar a los independientes, Biden resaltó la experiencia que vivió como ex vicepresidente después de la recesión económica de 2008, como prueba de que podrá reconstruir la economía nacional afectada ahora por la pandemia.

Racismo, brutalidad policial, inmigración, cambio climático, los temas que sobrevoló el candidato, abriendo así los brazos al ala más joven y progresista del partido, un sector que se quedó en su casa en las elecciones de 2016 y ayudó a la derrota de Hillary Clinton. No quieren repetir esa oscura experiencia.

“Este es nuestro momento. Esta es nuestra misión. Que la historia pueda decir que el final de este capítulo de oscuridad estadounidense comenzó acá, esta noche”, dijo. “Esta es una batalla que ganaremos, y lo haremos juntos. Se lo prometo”, terminó.

Y luego salió a la calle junto a su mujer, su vice Kamala Harris y su marido, donde en un estacionamiento los esperaban decenas de seguidores en sus autos con banderas. Hubo fuegos artificiales pero no los tradicionales globos en estos tiempos de pandemia.

Biden, que pronto cumplirá 78 años, buscó también anoche mostrarse como un hombre con energía y capaz de manejar un país, en respuesta a las críticas habituales de Trump, que lo apoda “Sleepy (Dormilón) Joe” y que pone en dudas sus capacidades mentales. Más allá de las acusaciones del presidente, el demócrata ha sido tartamudo en su juventud y, si bien ha logrado vencer esta dificultad, algunas veces aún se traba con ciertas palabras. La campaña de Trump muestra esos momentos en videos que circulan en las redes sociales.

Criado en una familia de clase trabajadora acomodada que pasó algunas dificultades económicas, Biden se convirtió pronto en una joven promesa del Partido Demócrata: a los 27 años fue elegido concejal de la ciudad donde creció, New Castle, Delaware, y dos años más tarde se convirtió en uno de los senadores federales más jóvenes del país. Pero semanas después la tragedia marcó su vida cuando su esposa y su hija de un año murieron en un accidente de auto. Sus dos hijos mayores, de dos y tres años, sobrevivieron.

Biden decidió viajar todos los días en tren desde Wilmington a Washington (4 horas de ida y vuelta) para poder desayunar con sus hijos y acostarlos a la noche. En 1977 se casó con su actual esposa, Jill, una doctora en educación que dio clases en un colegio comunitario incluso cuando su marido fue vicepresidente. En 2015 uno de sus hijos, Beau, abogado, murió de un tumor en el cerebro a los 46 años. El era amigo de Kamala Harris, que ahora es candidata a vicepresidenta con su padre.

Larga experiencia

En sus 36 años en el Senado, Biden ocupó cargos clave para construir poder y se convirtió en un referente demócrata de la cooperación bipartidista.

Tuvo dos intentos de competir por la Casa Blanca hasta que finalmente en 2008 se convirtió en compañero de fórmula de Barack Obama, que entonces era un senador joven y encontró en Biden la voz de la experiencia y la moderación. Durante sus dos mandatos en la Casa Blanca, ambos forjaron una gran amistad al punto que Obama se refiere a él como un “hermano”.

Siempre apuntando a la unidad, anoche tuvieron también su espacio Cory Booker, Michael Bloomberg, Pete Buttigieg y Andrew Yang, que formaron parte del numeroso pelotón de precandidatos demócratas en la carrera que finalmente ganó Biden.

En un gran momento de la convención, aparecieron todos los rivales de la interna juntos, via zoom, hablando de las bondades de Biden. Estaban Buttigieg, Booker, Elizabeth Warren, Amy Klobuchar, Beto ORourke y Bernie Sanders. Todos lo definían como un hombre con empático y decente. “Esta elección es la más importante de la historia” dijo Sanders y llamó a todos los sector a votar por Biden: “Liberales, conservadores e independientes”, señaló en un mensaje a sus seguidores.

El pelotón de oradores incluyó también a la senadora por Wisconsin Tammy Baldwin, la alcaldesa de Atlanta Keisha Lance Bottoms, la senadora de Illionis Tammy Duckworth y otros tantos que buscaron mostrar un mosaico de lo que es Estados Unidos hoy, un país diverso y multicultural. Había blancos, negros, asiáticos, gays, veteranos de guerra, latinos.

El tono del mensaje que los demócratas han emitido durante toda la convención fue similar: el gobierno de Trump es un caos y, como advirtió el miércoles Hillary Clinton, si es reelegido, “las cosas serán aún peor”.

Mirando hacia el futuro, la idea fue resaltar a Biden como “un hombre común”, que tiene empatía con la gente, en contraste con el magnate Trump, pintado como alguien que solo se mira el ombligo y beneficia a sus negocios y sus amigos.

Los republicanos tendrán sus cuatro días de protagonismo en la Convención partidaria que comenzará este lunes y que tendrá como protagonista excluyente a Donald Trump. (Clarín)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí