Cristina Kirchner busca blindar el decreto de telecomunicaciones en el Senado

0
236
Cristina Kirchner accedió a las presuntas evidencias y evalúa presentarse como querellante - Foto: Telam

Por: Gustavo Ybarra

Menos de dos semanas después de que lo firmara el presidente Alberto Fernández, el oficialismo se apresta a ratificar en la sesión del jueves en el Senado el decreto de necesidad y urgencia 690, que declaró servicio esencial las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y congeló las tarifas de la telefonía fija y celular y de internet y de la TV paga.

El decreto fue anunciado por Fernández de manera sorpresiva, lo hizo a través de sus redes sociales, en la noche del viernes 21 de agosto último y responde a un objetivo largamente perseguido por Cristina Kirchner desde que volvió al poder como vicepresidenta.

Con la ratificación del decreto por parte de una de las cámaras del Congreso, el kirchnerismo se asegurará que la medida quede firme, a resguardo de un eventual, aunque poco posible, rechazo parlamentario; al tiempo que le da mayor sustento legal ante los embates que pueda recibir desde el flanco judicial.

Este escenario explica la velocidad con la que el decreto fue tratado en el Congreso. Apenas tres días después de su firma,la Comisión Bicameral de Trámite Legislativo, que el kirchnerismo maneja con mano de hierro aplicando su mayoría, emitió dictamen favorable al DNU.

Sin aval opositor

Sin el apoyo de la oposición, que se negó a participar de la comisión argumentando que no había sido convocado con la debida antelación, Cristina Kirchner vio frustrada su intención de llevarlo al recinto del Senado ésa misma semana para tratarlo sobre tablas.

Ahora, con los siete días de publicación que exige el reglamento, lo incluyó en la sesión convocada para mañana, a las 15. De hecho, esta semana no estaba previsto que la Cámara alta se reuniera, pero se impuso el deseo de la vicepresidenta, que impone su agenda al bloque del Frente de Todos.

La decisión del Pode Ejecutivo mereció el rechazo de las empresas del sector, la denominadas Telcos, quienes calificaron el decreto como “intempestivo e inconsulto”.

“Semejante cambio de reglas intempestivo e inconsulto produce un profundo impacto negativo para todos los actores del sector TIC, inversores, sus cientos de miles de empleados en todo el país, en su cadena de valor y en toda la comunidad digital, trasladando incertidumbre a los clientes acerca de la calidad de prestación de los servicios que reciban en el futuro”, expresaron en un comunicado las firmas Direct TV, Telefónica, Telecom, Claro y Telecentro.

Juntos por el Cambio aún no decidió que camino seguirá, aunque no se descarta que pueda plantear algún tipo de protesta para denunciar la permanente violación del protocolo de sesiones a distancias por parte de Cristina Kirchner y el oficialismo.

Desde que se aprobó el nuevo protocolo todas las sesiones fueron especiales (reclamadas por un bloque con temario cerrado), cuando el acuerdo establecía que debía convocarse a reunión de labor parlamentaria, en la que participan los presidentes de todos los bloques, para acordar los proyectos que se llevarán en el recinto.

Así, y con el escándalo registrado en la Cámara de Diputados entre el Frente de Todos y Juntos por Cambio como telón de fondo, la crisis política en el Congreso podría seguir agravándose con una nueva sesión cargada de acusaciones cruzadas en el Senado. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí