Guzmán dijo que la negociación con el FMI avanza “a paso firme”

0
509
Canje de deuda: el misterio del 1% que no entró a la reestructuración

Por: Rafael Mathus Ruiz

Según publica La Nación El ministro de Economía, Martín Guzmán, dijo que las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI) avanzan a paso firme y ratificó que espera tener listo el nuevo programa en marzo o abril del año próximo y que una vez que logre un acuerdo con el staff del Fondo enviará el plan al Congreso para revestirlo de respaldo político.

“Vamos a paso firme. Acá la prioridad es hacerlo bien. Y para hacerlo bien se requiere, en primer lugar, que exista un consenso interno. Tenemos un entendimiento mutuo con el FMI. El programa solo puede funcionar si es del país”, indicó Guzmán, durante una presentación virtual con el Instituto Peterson de Economía Internacional. “Este es nuestro programa. Es el programa de la Argentina”, remarcó.

El Gobierno y el FMI han comenzado a delinear el contorno de un programa económico que será respaldado con un nuevo acuerdo con el organismo internacional, que además permitirá refinanciar los vencimientos por unos US$44.000 millones heredados del fallido acuerdo forjado por el gobierno de Mauricio Macri, que naufragó, entre otros motivos, por la falta de respaldo político del peronismo. Luego de esa experiencia, en el FMI y en el propio gobierno de Alberto Fernández reconocen ahora la importancia de que el nuevo plan tenga un amplio respaldo político, sobre todo porque tendrá un horizonte largo -podría estirarse a lo largo de una década- que excederá al gobierno actual.

En el Fondo consideran crucial que cada país que cierra un programa con el organismo asuma la potestad plena del plan, o el “ownership”, en la jerga del FMI, para elevar sus probabilidades de éxito. Por eso tanto desde el organismo como desde el Gobierno insisten en la necesidad de enhebrar un alto consenso político, y por eso también la decisión de enviar al plan al Congreso para los legisladores den su visto bueno.

“Nuevamente, queremos hacerlo bien. Va a llevar algún tiempo, pero vamos a paso firme. Sería aceptable tener un programa para marzo o principios de abril del próximo año. Eso no significa que no pueda ser antes. Estamos trabajando”, insistió Guzmán, quien lució una corbata verde, el color de respaldo a la legalización del aborto, proyecto que la Cámara de Diputados se apresta a tratar en la sesión de mañana.

La presentación de Guzmán coincidió con el cierre de dos días de reuniones que un equipo del Ministerio de Economía liderado por el secretario de Finanzas, Diego Bastourre, mantuvo con los técnicos del FMI para evaluar el plan financiero del gobierno nacional y la estrategia para desarrollar un mercado de deuda en pesos que permita reducir la dependencia de las dos vías de financiamiento más utilizadas por el país: la deuda externa y el financiamiento con emisión del Banco Central, dos canales que han desembocado en recurrentes crisis económicas.

Esas reuniones ofrecieron el primer seguimiento a la misión de los técnicos del FMI a Buenos Aires que marcó el inicio formal las negociaciones. Los dos técnicos del FMI a cargo de la Argentina, Julie Kozack y Luis Cubeddu, dijeron en un comunicado luego de su viaje que se habían logrado “buenos avances” con el Gobierno para perfilar el plan económico.

Kozack y Cubbedu indicaron que el trabajo con las autoridades argentinas comenzó “a delinear los contornos de un programa con el FMI que podría respaldar los planes del gobierno para hacer frente a los profundos desafíos económicos y sociales del país”, agravados por la pandemia del coronavirus.

Ambos funcionarios dijeron que recibieron “positivamente” la intención del Gobierno de conseguir “un amplio consenso político y social” para el programa, y afirmaron: “Existe una visión compartida entre el equipo y las autoridades: para abordar los desafíos de corto y mediano plazo de la Argentina se requerirá un conjunto de políticas cuidadosamente calibradas para fomentar la estabilidad, restablecer la confianza, proteger a los más vulnerables y establecer las bases para un crecimiento sostenible e inclusivo”. (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí