Obra pública: se desplomó la inversión y los gobernadores planean revertirlo en 2021 con envíos de la Nación

0
300
El Gobierno lanza un plan de $8.500 millones de obras públicas chicas para buscar reactivar el empleo

Por: Gabriela Origlia

Según publica La Nación Alrededor de la mitad de los presupuestos provinciales, en promedio, se destinan a pago de salarios públicos. ¿Cuánto va a inversión del total de recursos que gestionan los gobernadores? En la Argentina, la Inversión Real Directa (IRD) equivalió en los últimos dos años a 2,2% del PIB de 2019, la menor en 15 años.

Entre 1993 y 2019, la IRD, en promedio, fue ejecutada en un 56% por las provincias, un 25% por la Nación y un 19% por los municipios; en los años de crisis hay una caída fuerte (2000-2003 y 2018-2019, además de recesiones de años individuales, como 2012 y 2016.

Según el presupuesto aprobado por el Congreso Nacional, en 2021 las transferencias para obras públicas en provincias crecerán 40,5% real interanual: de las 24 jurisdicciones, 19 tendrán un alza -desde Tierra del Fuego, con 319,4% más, hasta Santiago del Estero, con 9,9% de incremento-. San Juan será la que registre la baja más fuerte en esos giros, será de 59,5%.

Los datos se desprenden de un trabajo de los economistas del Ieral Marcelo Capello y María Laura Caulllo, que plantea que la ciudad de Buenos Aires presenta el mejor desempeño, con 2,7 puntos de un índice que va de cero a cuatro y mide la eficiencia en la gestión de la IRD. El promedio nacional es bajo, apenas 1,8 puntos. La región Noroeste sur (La Rioja, Catamarca y Santiago del Estero) y Noreste alcanzan un valor promedio de 1,36 y 1,38 respectivamente. Cuyo y la región Pampeana Centro (Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos) registran 1,87 y 1,92, y el “NOA Norte”, que incluye a Jujuy, Salta y Tucumán, 1,84. Patagonia (Patagonia Sur y Comahue) queda con 1,6. El índice de eficiencia, desarrollado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), está conformado por diferentes ítems: guías estratégicas y evaluación de proyectos; selección e instrumentación; evaluación posterior, auditoría y coordinación.

Los gobernadores financian la IRD con recursos propios o endeudamiento y con transferencias -automáticas o discrecionales- de la Nación. El año pasado, el 12% del total de recursos vino de la Casa Rosada, mientras que en 2016, el 47%. La pérdida de participación se explica por una baja en los giros, que se redujeron 41% en relación al PBI entre 2017 y 2018, y 62% entre 2018 y 2019.

Después de la crisis del 2000, entre 2003 y 2018, los giros nacionales fueron determinantes en el nivel de inversión pública de las provincias, mientras que los ingresos propios tuvieron escasa influencia.

Los años electorales

La variable “año de elección” (rezagada un período) resultó estadísticamente significativa. El año previo a una elección los mandatarios deciden asignar recursos a otros tipos de gastos (como el de personal) en detrimento del de capital. Respecto de la deuda, el informe indica que a más uso del crédito, hay mayor inversión pública provincial per cápita.

La región de Cuyo, impulsada por San Luis y en parte por San Juan, invirtió $14.735 por habitante en 2019; la Pampeana está en la base del ranking, con $6244 per cápita. Junto con el Noroeste, que destina $7010 están debajo del consolidado que es de $7655. Por encima, Cuyo, Patagonia y Noreste, con $14.735; $11.847 y $10.439, respectivamente.

San Luis, con $40.507 por habitante, encabeza la lista de IRD del año pasado, seguida por Tierra del Fuego ($26.128) y Santiago del Estero ($20.699). Cierran la tabla Jujuy, con $4.497; Buenos Aires, con $2702, y Tucumán, con $1831.

Como el que viene es un año electoral, Capello y Caullo plantean que sería “preferible” que el gasto aumente en términos reales en cuanto a inversión pública, que -“bien dirigida”- impacta en la productividad de la economía.

El año próximo, Río Negro recibirá la mayor obra pública per cápita ($8772 a precios constantes 2020), seguida de la ciudad de Buenos Aires ($7779), conforme a las transferencias nacionales de capital. Le sigue La Pampa ($7767). Las menos favorecidas serán Misiones ($1497), San Luis ($1350) y Santiago del Estero ($948). Salta será la provincia que mayor incremento recibirá en obra pública nacional, mientras que cuatro distritos registrarán una caída real en la inversión pública nacional per cápita respecto a este año: Chaco (-1,53%), CABA (-9,84%, y aún así queda en el podio de inversión por habitante), Misiones (-17,5%) y San Luis (-21,2%). (La Nación)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí